2014-10-24 08:58:18
Diariocrítico
10 años de Diariocrítico
   
imprimir
Podrá prestar hasta 440.000 millones

Fondo Europeo de Estabilidad Financiera: qué es y para qué servirá

Después del costoso visto bueno del Parlamento eslovaco a la ampliación del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF), la UE va a contar con un instrumento más para facilitar los rescates de países en dificultades. La reforma va a proporcionar más atribuciones al fondo. ¿Qué es y en qué consiste?
El Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF) fue creado el nueve de mayo de 2010, coincidiendo con el primer rescate de Grecia. Constituido como una sociedad limitada con sede en Luxemburgo, su función es la de socorrer a otros países de la región susceptibles de contagios financieros. Para ello, fue dotado con una capacidad de 440.000 millones de euros, que junto con la aportación del FMI y de la Comisión Europea formaría un capital de 750.000 millones de euros. En todo caso, el FEEF es una medida temporal hasta que sea sustituido por la herramienta definitiva, el Mecanismo de Estabilidad Europeo, el 1 de julio de 2013.

El agravamiento de la crisis de la región y la insistencia del BCE de que debía ser el fondo el encargado de mitigar las presiones en los mercados de deuda mediante la compra de bonos, terminaron por convencer a los Diecisiete de la necesidad de reforzar el mecanismo. El fondo debía mantener parte de su capital (y por tanto no dispondría de los 440.000 millones al completo) si quería mantener la máxima nota de las agencias de calificación y obtener así una financiación barata del mercado.
Tres nuevas competencias

De esta manera, la sociedad dirigida por el alemán Klaus Regling podrá prestar hasta 440.000 millones de euros a los países con problemas, actuar de manera preventiva en un país sin necesidad de instaurar un programa de rescate al uso e intervenir en los mercados primarios y secundarios de deuda (comprando bonos soberanos de los estados afectados por las tensiones en los mercados de deuda), aunque esta segunda opción requerirá el visto bueno del Banco Central Europeo. Además, podrá y también estará capacitado para recapitalizar entidades bancarias, aunque requerirá del consenso de los países para actuar.

El FEEF también estará capacitado para recapitalizar entidades bancarias mediante préstamos a los países de la zona euro, incluidos aquellos que no hayan sido objeto de un programa de rescate (actualmente Grecia, Irlanda y Portugal).

Sin embargo, el hecho de que el fondo tenga esas capacidades no implica que vaya hacer uso de ellas automáticamente. Todas las actuaciones requerirán del consenso de los estados miembros, lo que en el caso de la zona euro nunca está garantizado.

Por poner un ejemplo, basta con mencionar la posibilidad de emplear el fondo para acometer la segunda ronda de recapitalizaciones bancarias que prepara actualmente Europa. Francia es favorable, pues sus entidades son algunas de las más afectadas por el riesgo soberano de Grecia y teme perder su triple A, en caso de que la factura de la crisis bancaria se suba de ceros. Alemania se opone, por considerar que esto menguaría la capacidad del fondo de rescate para ayudar a otros países. Y el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Barroso, ya dijo el miércoles que es partidario de emplear el fondo sólo en caso de que la entidad y el país en cuestión no cuenten con los fondos necesarios.

En todo caso, se tratará de decisiones políticas pues el presidente del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera, el alemán Klaus Regling, ya dijo ayer que el mecanismo estará preparado para aplicar todos sus nuevos instrumentos muy pronto. "Después de la conclusión exitosa de los procedimientos políticos de aprobación, el FEEF y su consejo terminarán rápidamente todas las pautas y todos los procedimientos para poder utilizar los nuevos instrumentos en el futuro próximo", indicó Regling en un comunicado.

Sin embargo, cuando aún no se han puesto en marcha las nuevas capacidades del fondo de rescate, ya hay quien dice que son insuficientes y que sería necesario ampliar aún más su capacidad de financiación. Sobre este debate abierto, el director financiero del fondo, Christophe Frankel, afirmó ayer que cualquier decisión en ese sentido "no conllevará un aumento de los compromisos de garantías por parte de los Estados miembros y no tendría, por ende, consecuencias para la máxima calificación de su nota AAA".
Aportación española

La aportación española al fondo de rescate de la zona euro ampliado subirá de momento desde los 52.352 millones de euros hasta los 83.764 millones de euros, según datos proporcionados en su momento por la ministra de Economía española, Elena Salgado.
 
Bajo la nueva estructura, el FEEF prevé colocar antes de fin de año 3.000 millones de euros para recabar financiación destinada al programa de ayuda económica a Irlanda. En cambio, las emisiones para asistir a Portugal que estaban previstas para el cuarto trimestre de este año se retrasarán a principios de 2012.
Comentarios:
Publicar nuevo comentario



Comentarios desde Facebook:
Acerca de esta noticia en la Red
Cargando...


Quiénes somos | Contacto | Publicidad | Aviso legal | Política de privacidad | rss
© Grupo Diariocrítico - Powered by OZONGO.com