www.diariocritico.com
Roberto Álamo y Sergio Peris-Mencheta ponen en pie al público en 'Lluvia constante', de Keith Huff

Roberto Álamo y Sergio Peris-Mencheta ponen en pie al público en 'Lluvia constante', de Keith Huff

Los espectadores que acudieron el pasado sábado a la representación de "Lluvia constante", la obra de teatro de Keith Huff -verdadero  thriller-, premiaron a sus dos protagonistas con un largo  y emocionado aplauso y puesto en pie. 
Durante una hora y 45 minutos, los actores Roberto Álamo y Sergio Peris-Mencheta, bajo la dirección de David Serrano -que también  ha adaptado la obra- ,dan vida a dos policías, Dani (Álamo), personaje  visceral, bruto y animal, pero con un buen corazón, y Rodo (Peris-Mencheta), alcohólico, algo depresivo y siempre a remolque de los acontecimientos que provoca su amigo Dani. Ambos son amigos desde la infancia, y se ponen delante del público -literalmente, porque este puede intervenir, si quiere, y hasta  obligar a improvisar a los dos actores- para contar lo que les ha sucedido en los últimos días, toda una serie de acontecimientos que   van a marcar sus vidas de aquí en adelante. 
Entre tanto, el público   se constituye en una especie de jurado improvisado, pero obligado a  dictar su veredicto frente a cuanto ocurre en escena durante esos turbulentos días en que la lluvia no cesaba de caer. 

En la puesta en escena de la obra, la iluminación (a cargo de Juan Gómez Cornejo), juega un papel capital ya que permite   marcar el límite entre el presente y el pasado en los numerosos 'flashbacks' (o vueltas atrás en el tiempo) que los actores se ven obligados a hacer para exponer delante del espectador las ópticas de cada uno de ellos frente a un único acontecimiento que acabará   marcando sus vidas y dándoles un giro de 180º a sus vidas.

David Serrano, el director del montaje, ha acertado de lleno al   omitir deliberadamente en él tanto el lugar como el tiempo en donde transcurre la acción de "Lluvia constante", porque, según sus propias palabras, "se trata de una obra universal, que lo mismo podría suceder en Toledo que en Chicago".

Verdadera simbiosis

En "Lluvia constante" se habla de amistad, de lealtad, de  traición, de grandezas y debilidades, de modelos fallidos, de apariencias, de certezas y de dudas. Todo eso y mucho más  es  esta "Lluvia constante" que, además de  constituir en sí misma una obra tan interesante como entretenida, permite a sus dos protagonistas  descargar la adrenalina que llevan dentro y a los dos actores que los representan, bordar sus papeles con verdadera maestría. Así lo entendió el público que tributó a ambos actores un encendido, prolongado y efusivo aplauso que no hacía más que corresponder a lo mucho que aportan Sergio Peris-Mencheta y Roberto Álamo a los personajes que representan.

Esta obra, desde luego, es un lujo para actores que están dispuestos a dejarse la piel en el escenario. Peris-Mencheta y Álamo lo hacen  cada día hasta el 26 de octubre en la Sala Verde de los Teatros del Canal y se consagran aquí como dos verdaderos animales teatrales,  y si aún alguien alberga  alguna duda al respecto, no tiene más que  pasarse por los Teatros del Canal para comprobar que no exageramos  ni un ápice.
  
 
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.