www.diariocritico.com

La cera fría de la memoria

Comenta esta noticia    ( 1 comentario(s) en este foro )

Ir a la Portada Ver más foros Insertar comentario  
Pg. 1 / 1  ir a la página 
 
Rosa Paredes
20/03/2016
01:50:02 PM
Ref. 40771
Sr. Juliá: Tras leer su interesante y emotivo artículo y aunque me he quedado con todo el contenido del mismo, una de las frases que menciona, en el que habla de las hormigas, avivó mis recuerdos...
Con el pensamiento que vuela solo, cuando lo dejas, me fuí tras aquellos días...
Cogíamos la lancha en el puerto y nos desplazábamos mar abierto a esa playa de las afueras. Solía subirme en el segundo piso de la lancha. Me encantaba sentir la brisa marina jugueteando con mis cabellos. De vez en cuando veía asomar haciendo cabriolas, a los delfines. Ha transcurrido el tiempo, pero todavía percibo la sensación de aquellos momentos.
Al llegar al embarcadero, el marinero amarraba con fuerza la cuerda a la boya. Recuerdo el ruido del chapoteo del agua contra el dique. Andábamos un estrecho camino hasta llegar a la playa. Lo malo es que no siempre nos dejaban “pernoctar”. Eran otros tiempos en el que había un “mandamás”/que no hace mucho tiempo lo vi a precio de saldo en una librería/ y se hacía lo que él quería. Encontrándonos en el lugar, se personaba una pareja con tricornio y nos “largaba”, sin mas contemplaciones. ¡Se había nublado el día, ante la presencia de ese "personaje"! Lo bueno de la vida es que siempre hay recursos para los negros nubarrones. Abandonando la playa, subíamos a los pinos a comernos la rica tortilla de patata y el filete empanado. También corría, de boca en boca, la bota de vino. Entre muchas cosas que recuerdo de aquellas meriendas en los pinos, una en concreto me llena de ternura. Las migajas de la comida reposaban en el suelo. Ellas acudían, todo lo rápido que podían, , y hacían recuento de esos restos de comida. Esas pequeñas hormigas iban en fila india con el botín a cuestas…
Más tarde, retornábamos al embarcadero en busca de la lancha que nos devolvería al lugar de partida
Atrás se quedaba la playa vacía…
Tengo entrenado el negro recuerdo para que no haga de las suyas, pero este he querido que saliera al mundo...
Memoria. La memoria que unos quisieran olvidar, otros desearían recordar...
Triste.
(0)   (0)  

Noticias relacionadas con este foro: