24 de octubre de 2019, 6:11:33
Noticias

'Movimiento contra la Intolerancia' asume la defensa jurídica de la víctima


Supuesta agresión de un vigilante de seguridad de Atocha a un ciudadano marroquí

"Movimiento contra la Intolerancia" denuncía una posible agresión racista.


La oficina de Solidaridad de 'Movimiento contra la Intolerancia' recogió la denuncia de Morad Arabi, un ciudadano marroquí de 31 años, que afirmó sufrir una agresión cometida por un vigilante jurado de una empresa de seguridad que presta sus servicios en la estación madrileña de Atocha, de Renfe - Cercanías.


Según ha informado este viernes dicha asociación, sobre las 19.30 horas del pasado martes, día 14, el ciudadano marroquí se encontraba hablando en árabe con un amigo en el pasillo que conduce del AVE a Cercanías. Un vigilante, de complexión fuerte y cabeza rapada, se dirigió a él increpándole, a lo que Morad le replicó que con él no hablaba, siguiendo su camino en dirección a Cercanías. Dicho vigilante, acompañado por otro, le siguió por detrás y le insultó. El joven marroquí se dio la vuelta para preguntarle por qué le decía eso si no le conocía de nada. Según la denuncia recogida por 'Movimiento contra la Intolerancia', el vigilante de seguridad "se enfundó unos guantes de cuero con actitud provocativa y sin mediar motivo alguno le pegó tres puñetazos frontales en la cara, arrojándole al suelo y produciéndole una abundante hemorragia por la nariz". Mientras el joven estaba en el suelo, el vigilante le dijo que se levantara y se marchara que si no le pegaría más.

Asistencia sanitaria
Posteriormente, el marroquí llamó a la policía y fue auxiliado por varias personas que observaron los hechos, mientras los vigilantes se marchaban del lugar. Según ha explicado 'Movimiento contra la intolerancia', varios testigos ayudaron al agredido a llegar a la comisaría de Atocha, donde se solicitó la asistencia del SAMUR. Posteriormente, fue trasladado a urgencias del Hospital Clínico San Carlos donde fue tratado de la fractura del tabique nasal y una hemorragia que afectaba a diversas zonas de su rostro. Al día siguiente, el marroquí se personó en las dependencias policiales donde interpuso la denuncia por la agresión. 'Movimiento contra la Intolerancia' ha declarado que ha asumido la defensa jurídica de la víctima de esta agresión "de carácter xenófobo o racista" para que se esclarezcan todas las responsabilidades que se puedan derivar de este tipo de conductas.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com