23 de octubre de 2019, 14:24:06
Economía

Repsol reclama una indemnización de 10.000 millones de dólares.
 


Chevron teme un escenario como el de Repsol en Argentina

Por Marisa Martín

Cuando el pasado mes de febrero Repsol YPF anunció que había encontrado en Argentina un yacimiento con el agorero nombre de Vaca Muerta, no sospechaba que los peores augurios se cernían sobre el descubrimiento (una formación de 30.000 kilómetros cuadrados). Y que el hallazgo sería el motivo de los celos, ansias y posterior ruptura con el Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, toda vez ésta decidió expropiar, por supuesta utilidad pública, del 51% de las acciones de Repsol en la petrolera argentina YPF.


Libre de culpas, el Ejecutivo argentino tomó la senda de la huída hacia delante. De la mano del Viceministro de Economía, Axel Kicillof, el sector de la Energía pasó a estar directamente manejado o  "intervenido". Es decir, que las normas que rigieron acuerdos pasados  dejaron de regir. Donde se decía que las inversiones extranjeras eran intocables, dejaron de serlo. "La situación jurídica argentina hace muy poco atractiva la inversión, porque ahora dice la Justicia que las empresas no se pueden llevar las ganancias que obtengan en su territorio", señala Juan Navarro, portavoz de Repsol. 

En ello estaría la clave de por qué la americana Chevron decidía la semana pasada anunciar el pre-acuerdo con la estatal YPF para explotar de manera conjunta hidrocarburos no convencionales en la zona de Vaca Muerta: el miedo a que se repita el episodio sufrido por la compañía de Antonio Brufau.

Puesto que, además, en el citado documento hay muchas lagunas. No se habla de volumen de inversiones, de dónde van a desarrollar los proyectos....es decir, podría calificarse de muy "light". La finalidad: que no le quiten lo que ya tiene. Según Navarro, "YPF lo anunció 'a bombo y platillo', dejando entrever que está en conversaciones con otros, que de ser cierto, lo más probable es que no lleguen a nada".
 
Ante el órdago, Repsol ha decidido tomar medidas legales contra el pre-acuerdo. "No pasará por alto que una empresa se beneficie de unos activos que considera suyos". Y no parece que vaya a haber acuerdo por las buenas. No hay voluntad de diálogo por parte de Kirchner, pese a que la española nunca se ha negado a negociar, a dialogar. No hay que olvidar que por la expropiación en mayo del 51% que poseía en YPF, la petrolera reclama una indemnización de 10.000 millones de dólares.
 
La presidenta argentina podría estar buscando un cortafuegos para abrirse camino entre todos los frentes que mantiene abiertos, siendo el más grave el de la economía. Esta misma semana Moody's rebajaba su calificación crediticia hasta B3, la tercera nota dentro del escalafón de "calidad pobre". No sólo por la delicada situación de la economía, sino también por el "persistente entorno de políticas desordenadas" y, en concreto, por la "inesperada decisión tomada por el Gobierno a principios de este año mediante la cual nacionalizó YPF, la empresa petrolera más importante del país".

¿Se ha planteado la viuda de Kirchner cuáles serán las consecuencias que podría acarrear que Chevron sustituyese a Repsol en YPF?. Además de la económica (Chevron aumentaría su tamaño de forma considerable), tendría implicaciones políticas, de las cuales no sería quizás la menor el sometimiento de Argentina a EEUU (una sumisión muy difícil de vender para la Kirchner en su país y ante sus amigos de Ecuador, Venezuela y Cuba...) ...Al uso alguna -solo durante la etapa de prospecciones previas- había sido ya capaz de generar una producción superior a los 700.000 barriles de petróleo.

Una minucia si se la comparaba con los estudios realizados sobre un área restringida de 1.100 kilómetros cuadrados dentro de la formación, sobre la que se estimaba la generación de unos 1.525 millones de barriles, aproximadamente el 40% de ellos propiedad de YPF. Imagínense el alcance total de Vaca Muerta si esta estimación resulta finalmente extrapolable a los 30.000 millones de kilómetros cuadrados de toda la formación.
 
Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com