23 de octubre de 2019, 16:05:54
Fútbol

Casi todos los enfrentamientos posibles, muy mediáticos


Sorteo de Champions: digan lo que digan las juguetonas bolitas, el morbo está servido... y asegurado

Por Emilio Martínez Espada

Más morbo, imposible. Pase lo que pase con las juguetonas bolas que este viernes, a partir de las 12, decidirán los dos enfrentamientos de semifinales de la Liga de Campeones, habrá, aparte del interés deportivo y económico otro factor inesperado e increíble cuando se inició la competición o incluso bien avanzada ésta: morbo a tope. Y, además, con máximo protagonismo de los dos equipos españoles -primera vez en la historia que hay dos semifinalistas de la misma ciudad- y/o madrileños. Por cierto que se rumorea que a laUEFA no le interesa una final entre dos clubes de una misma ciudad, por la pérdida de ingresos televisivos y publicitarios, y casualmente les tocará disputarse el acceso entre ambos en la semifinal. 


Cuyo enfrentamiento, el clásico e histórico derbi, siempre tiene una carga compulsiva muy fuerte. Máxime cuando, tras los casi tres lustros de no alcanzar la victoria los rojiblancos, se vengaron en la finalísima de Copa del Rey de la anterior campaña. Una venganza que continuó meses después, con otra nueva victoria atlética en el Bernabéu, ya en la Liga. 

Pero los blancos se recuperaron pronto, y no sólo empataron en el Manzanares en la segunda vuelta -aunque el goal averaje, que puede ser decisivo en el desenlace del título, es para los de Simeone-, sino que en idéntico torneo a su derrota más dolorosa, esa de la finalísima copera- no sólo al eliminar en semifinales a los del Calderón, sino con victoria en los dos estadios y abrumadora superioridad traducida en goles: 5-0. 

Los blancos también tienen una cuenta pendiente, además de con los vecinos colchoneros, con su exentrenador, José Mourinho, que fracasó en sus tres intentos de ganar 'la décima', y que ahora echa la culpa a los jugadores y a la propia institución, lo que ha sentado muy mal a su valedor Florentino Pérez. Además de morbo, con Mou en el Bernabéu al frente de otro equipo, la cuestión es peligrosa para los de Ancelotti, por el conocimiento de que dispone el portugués de la plantilla.

Claro que tampoco es manco el asunto con otro de los grandes 'enemigos históricos' de los madridistas, su verdugo en tantas ocasiones con el Barça Pep Guardiola, que en caso de que las bolitas decidan un Bayern-Real Madrid, y aparte de la potencia de los alemanes, principales favoritos al titulo, reeditaría aquel 2-6 histórico y bochornoso para los de Chamartín,

E igualmente, aunque no afectara a los dos clubes españoles, tendría mucha pasión e interés mediático una semifinal etre esos dos 'enemigos' en los banquillos que fueron precisamente Guardiola y Mourinho, reeditando así las dos temporadas españolas que a punto estuvieron de cargarse la amistad entre jugadores de ambos bandos e, indirectamente, a La Roja.

Por último, aunque en un tono menor, algo hay de revancha histórica una teórica semifinal entre atléticos y alemanes, en recuerdo de aquella finalísima del 74, cuando al golazo del recientemente fallecido Luis Aragonés que casi daba el título a los rojiblancos, respondió Schwarzenbeck con un tiro desesperado desde medio campo que se tragó Reina en el último minuto, dando el empate al Bayern, que luego, con la moral a tope, goleó a los atléticos (4-0)en el desempate.
Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com