19 de enero de 2021, 7:18:10
Sociedad Castilla-La Mancha


Muere un lince ibérico en una finca de Jaime Botín en Ciudad Real durante una batida de zorros

Por Diariocrítico Castilla-La Mancha


Kenitra, uno de los linces liberados el pasado 3 de julio dentro del proyecto Iberlince, ha muerto por un disparo accidental este miércoles en el transcurso de una acción cinegética en una finca de Torre de Juan Abad (Ciudad Real).

Según informa Iberlince en su página web, la propiedad de la finca en la que ocurrió el suceso se puso inmediatamente en contacto con los agentes medioambientales de la Consejería de Agricultura para dar cuenta del hecho y realizar las diligencias oportunas.

Una vez en el lugar de los hechos, los agentes comprobaron que se trataba de Kenitra. El cadáver se ha llevado al CREA de El Chaparrillo donde se le practicará la necropsia.

WWF pide una investigación exhaustiva

La ONG WWF ha exigido a las autoridades una investigación completa y exhaustiva que esclarezca la muerte por un disparo de Kenitra, uno de los 8 linces ibéricos reintroducidos este año en Ciudad Real en el marco del proyecto Life Iberlince, y ha demandado que si hay responsabilidades "se depuren".

Por ello, la organización se personará en este delito, al igual que ha hecho en otras ocasiones, en casos de graves delitos contra la fauna. "No podemos permitir que el esfuerzo que la UE está haciendo a través del proyecto Iberlince para recuperar la población de lince ibérico en Castilla-La Mancha y que cuenta con el apoyo de la gran mayoría de la población local y de la inmensa mayoría de propietarios de cotos, gestores y cazadores se vea amenazada por incidentes tan graves como este", ha expresado esta ONG en un comunicado.

En este punto, ha asegurado que el Gobierno de Castilla-La Mancha "debe hacer un mayor esfuerzo para racionalizar el modelo de gestión cinegética, excesivamente orientado al control de predadores de forma innecesaria e inútil". "La presencia de esta especie amenazada debe ser completamente compatible con la gestión cinegética, tal y como ya ocurre en otros lugares", han aseverado desde la ONG.

La organización hace un llamamiento a propietarios, gestores de caza y cazadores de la zona, que constituyen "una de las piezas angulares del proyecto de reintroducción y cuya colaboración ha sido hasta la fecha impecable, para que extremen las precauciones y eviten que este tipo de situaciones se puedan volver a producir".

Ecologistas en Acción cree que es algo más que "un simple accidente de caza"

Ecologistas en Acción asegura haber tenido acceso a una serie de informaciones sobre las circunstancias que han rodeado la muerte del lince Kenitra en un coto de caza de la localidad de Almuradiel (Ciudad Real) que, aseguran, "pondrían de manifiesto que nos encontramos con algo bastante más serio que un simple accidente de caza".

Al parecer la finca donde se ha producido la muerte de este lince del programa de reintroducción Iberlince es las Navas de la Condesa, cuyo propietario es Jaime Botín.

Este titular y esta finca, dice la organización ecologista, "a pesar de gozar una inmerecida fama de buena gestión cinegética y modelo a seguir por el resto del sector, arrastra un historial de conflictos con especies protegidas y ya en los años noventa fueron multados por la muerte de un águila imperial en un cepo".

Ahora, el incidente con el lince, según la misma fuente, se ha producido durante una batida para cazar zorros, "una modalidad de control de predadores poco habitual y muy peligrosa ya que moviliza a muchas personas y armas en zonas con abundancia de predadores, no sólo de zorros, y donde es fácil disparar sin haber identificado bien el objetivo".

"Más riesgo se ha añadido a la situación por el hecho de que se haya producido esta batida a poca distancia del lugar donde se están soltando los linces del programa de reintroducción. Se supone que todo ello con la autorización y conocimiento de la propia Consejería de Agricultura de Castilla-La Mancha", aseguran.

Por otra parte, el hecho de que los responsables de la finca dieran aviso de la muerte del lince, dice Ecologistas, "no tiene porque ser una muestra de responsabilidad, ya que Kenitra llevaba un radiotransmisor por lo que no cabía otra que reconocer cuanto antes lo sucedido ya que se iba a saber igualmente donde había muerto el lince".

Ecologistas en Acción reclama de la Consejera de Agricultura "una profunda investigación y una explicación urgente que no se queden en valorar el resultado final de este triste suceso sino que profundicen en las causas subyacentes y en el conocimiento de los culpables de las decisiones que han dado lugar a esta lamentable situación".

Castilla-La Mancha se presentará como acusación particular

La Consejería de Agricultura de Castilla-La Mancha va a presentarse como acusación particular en el caso de la muerte del lince 'Kenitra'. Así lo han confirmado fuentes del departamento que dirige María Luisa Soriano, que han recordado que ya ha abierto una investigación, dentro de sus competencias, para esclarecer la muerte del 'Kenitra', a cuyo cuerpo se le está realizando una necropsia para saber cuales fueron las causas de la misma.

Estas fuentes han concretado que la necropsia se está llevando a cabo en el centro agrario 'El Chaparrillo' situado en la provincia de Ciudad Real y han añadido que desde este miércoles los agentes medioambientales se desplazaron al lugar y "desde el minuto uno" se pusieron en marcha para aclarar los hechos.

Además, la Consejería de Agricultura ha puesto a disposición de la Guardia Civil toda la información que posee acerca del fallecimiento de este lince por si se hubiera incurrido en un delito.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.diariocritico.com