16 de octubre de 2019, 13:48:04
Nacional


El PP aprueba una Ley de Transparencia que no se aplicará hasta octubre

Por Diariocrítico/EP

El PP ha aprobado en solitario la Ley de Transparencia, Buen Gobierno y Participación Ciudadana en el último pleno de la legislatura, pero que no se aplicará como mínimo hasta el próximo mes de octubre, cinco meses después de las elecciones.


Tanto Compromís como EUPV se han abstenido en la votación porque, aunque se han aceptado algunas de sus enmiendas, consideran que esta norma es un "lavado de cara" del PP ante la inminencia de las elecciones y "no es la mejor" que podría ser en esta materia. El PSPV, por su parte, se ha posicionado en contra y ha cuestionado la "credibilidad" del Consell para llevar a cabo esta nueva norma.

Durante el debate, los diputados de la oposición han lucido lazos naranja, que es el símbolo de los trabajadores de RTVE para denunciar la manipulación y la falta de comunicación en la corporación pública.

El diputado del PP Rubén Ibáñez, que ha defendido la oportunidad y el momento de aprobación de esta ley, ha agradecido a los grupos de la oposición la "participación activa, a través de las enmiendas, en esta ley". Asimismo, ha recordado que este texto "nació en septiembre y, por primera vez ha sido expuesta a consulta pública", por lo que "de prisas, ninguna", ha agregado.

Ante las críticas de que no es creíble, ha dicho que no sabe cómo se mide la credibilidad pero sí la legitimidad, que es la que tiene el Consell y el PP para aprobarla. De este modo, ha afirmado de esta ley que el Consell "no la necesita, se la cree", al tiempo que ha subrayado que este texto "no es para el gobierno, es para la ciudadanía". Finalmente, ha defendido que éste "no es un gobierno opaco, sino que es el que más ha respondido a la oposición. Cada 22 minutos", ha apostillado.

"Operación de maquillaje"

Desde la oposición, el socialista Víctor Sahuquillo ha reprochado a los 'populares' que adoptan esta Ley de Transparencia "obligado por el cambio del paradigma social y por una legislación básica que surgió sin el consenso necesario". Además, nace "sin todo el desarrollo deseable" porque se trata de una "operación de maquillaje" a los 20 años de gobierno y se presenta en el "tiempo de descuento".

Por su parte, el diputado de Compromís Fran Ferri ha precisado que su grupo lleva trabajando en transparencia y participación desde la legislatura pasada, mientras que para el Consell, "la transparencia siempre pasa por los tribunales". A su juicio, se trata de un "lavado de cara" del PP de cara al final de la legislatura.

Asimismo, el portavoz de EUPV, Ignacio Blanco ha cuestionado la credibilidad de esta ley y ha lamentado que para el PP la transparencia es un "discurso propagandístico". Del mismo modo, ha acusado a los 'populares de estar "preparando el terreno para ser oposición" y poder realizar las tareas de fiscalización al Consell que "tantas veces han impedido" a la actual oposición.

"No tienen credibilidad porque el PP es la marca de la opacidad que es el caldo de cultivo de la corrupción" y cuentan con más de 30 sentencias firmes "que les condenan por vulnerar derechos civiles de diputados", ha añadido.

Medidas

En esta Ley de Transparencia se prevé dar publicidad al registro de obsequios, así como el establecimiento de una retribución variable de los altos cargos en función del cumplimiento de objetivos, hasta un diez por ciento de su sueldo. Esta medida será evaluada por una entidad experta e independiente.

Además, en este proyecto de ley se dispone que los altos cargos de la Comunitat Valenciana puedan ser cesados por el incumplimiento de normas de transparencia, se retirarán las placas conmemorativas por razón de condena con sentencia firme y parte de su sueldo --al menos un 10 por ciento-- se vinculará al cumplimiento de objetivos asignados, que serán evaluados por una entidad "experta e independiente".

Del mismo modo, se plantea la creación de un inventario de los obsequios recibidos por razón del cargo, así como la publicación de la información relativa a los estudios de opinión con indicación de los importes por gastos de elaboración y empresas adjudicatarias, así como el gasto anual en campañas de publicidad y de promoción institucional. Esta ley también prevé establecer la publicación de los gastos de caja fija por órgano directivo.

Además, durante su debate en comisión parlamentaria se aprobó una enmienda por el cual se introdujo una rebaja, de 50.000 a 25.000, en las firmas necesarias para presentar una Iniciativa Legislativa Popular (ILP). Otras enmiendas que se aprobaron se referían a la publicidad de los presupuestos de la Generalitat y, en este sentido, se especifica que la información sobre la ejecución y cumplimiento de los programas será actualizada trimestralmente y se desagregará por secciones, capítulos y programas.
Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com