2 de diciembre de 2021, 22:58:23
Nacional


El ex jefe del CNI asegura que dimitió tras el 11-M por la manipulación del Gobierno de Aznar

Por Diariocrítico/Agencias

Jorge Dezcallar, ex jefe del Centro Nacional de Inteligencia (CNI), ha decidido romper su silencio para criticar la manipulación que el Gobierno de Aznar hizo de los documentos relacionado con el ataque del 11-M. En un libro de memorias titulado ‘Valió la pena’, Dezcallar asegura que el entonces presidente del Gobierno le "marginó, manipuló y engañó" para lavar su imagen.


Jorge Dezcallar presentó su dimisión el 18 de marzo de 2004, días después del atenado del 11-m en Madrid. Once años después ha publicado un libro de memorias donde expone los motivos que le llevaron a renunciar a su cargo y donde denuncia la manipulación política vivida en esa época.

En conversaciones con 'El País', Dezcallar ha denunciado que hubo informes del servicio secreto que fueron desclasificados de forma "parcial y selectiva" para culpar al CNI de que el Gobierno de Aznar mantuviera la versión de que había sido la banda ETA la autora del atentado.

El ex jefe del CNI ha explicado que esta decisión causó malestar dentro de la agencia y todo para "salvar la imagen personal de un presidente".

Sólo un día después del atentado, Dezcallar ya había pensado en dimitir, pero desistió para no dar la impresión de que abandonaba "un barco que se hundía", por lo que esperó hasta después del 14 de mayo, fecha de las elecciones generales.

"El Ejecutivo actuó en beneficio propio, trato el asunto como un problema de partido, por encima del interés de Estado", señala en el capítulo 9, titulado ‘Madrugada sangrienta’, según 'Copilsa'.

Mientras el Gobierno de Aznar mantenía aún la versión de ETA, los medios empezaron a informar de que el CNI estaba investigando si los autores habían sido islamistas. Dezcallar cuenta que le llamaron desde el ejecutivo para que saliera a desmentir la información, ante lo que tuvo que enviar un comunicado asegurando que no habían descartado ninguna línea de investigación.

Dezcallar también comenta en el libro que se marginó al CNI y que ni siquiera se les informó de la detención de los primeros sospechosos, porque querían ocultar que, por entonces, la versión de ETA ya estaba descartada.

"Me sentí engañado y manipulado al servicio de torpes maniobras partidistas", confiesa Dezcallar.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.diariocritico.com