8 de diciembre de 2019, 22:25:17
Sociedad


Obama se despedirá de la Casa Blanca con McCartney, Springsteen o Beyoncé mientras Trump no tiene quien le cante

Por Sergio Ariza Lázaro


No es ningún secreto que Donald Trump y su equipo están teniendo muchos problemas a la hora de encontrar artistas de primer nivel que actúen el 20 de enero, en la gran fiesta que seguirá a su proclamación como presidente de los Estados Unidos. Por eso cuesta pensar que sea una casualidad que el actual presidente, Barack Obama, haya programado una fiesta de despedida en la Casa Blanca en la que contará con Paul McCartney, Bruce Springsteen, Stevie Wonder, Beyoncé, Jay-Z, George Lucas, Eddie Vedder o JJ Abrams.

Hasta ahora Trump solo ha confirmado a un único artista, se trata de la cantante de 16 años Jackie Evancho, salida del popular programa de televisión, 'America's Got Talent', algo parecido a 'Operación Triunfo'. Ha habido varios artistas que se ha rumoreado que han dicho no al magnate, entre ellos Kiss o Celine Dion, otros como la cantante británica Rebecca Ferguson han dicho que cantaría pero solo si la dejan cantar 'Strange fruit', el himno contra los linchaminetos de negros en el Sur que popularizó Billie Holiday. La cosa pinta tan mal que Trump ya ha tenido que realizar unas declaraciones en las que ha dicho: "Esto no es Woodstock. No es un concierto. Y no tiene que ver con los famosos".

Claro que los Obama han decidido dejar más claro la soledad de Trump en el mundo de la cultura y el espectáculo realizando una última fiesta de despedida de la Casa Blanca en la que contarán con algunas de las personas más famosas del planeta, como el ex beatle Paul McCartney, Bruce Springsteen, Stevie Wonder, Beyoncé, Jay-Z, George Lucas, Eddie Vedder, Samule L. Jackson, Chance The Rapper o JJ Abrams.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com