16 de septiembre de 2019, 14:51:00
Nacional


El incumplimiento de la cuota de refugiados causa la reprobación de otros dos ministros de Rajoy

Por Andrea Mingorance

El Gobierno de Mariano Rajoy ha sumado este martes a sus ministros reprobados número cuatro y cinco. El Congreso de los Diputados ha acordado reprobar y pedir el cese del responsable de Interior, Juan Ignacio Zoido, y del de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis por el incumplimiento de la cuota de acogida de refugiados. La iniciativa ha contado con el voto a favor de PSOE y Unidos Podemos, la negativa del PP y las abstenciones de Ciudadanos y el PNV.


Otros dos ministros de Mariano Rajoy se han sumado este martes a la lista de reprobados por el Congreso de los Diputados. La mayoría de la Cámara Baja ha cuestionado la gestión del ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, y del ministro de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, y ha pedido sus ceses por el incumplimiento de los compromisos de acogida de refugiados.

La iniciativa fue impulsada y registrada por Unidos Podemos sólo un día después de que finalizara el plazo dado por la Unión Europea. España aceptó en 2015 reubicar a más de 17.000 refugiados en dos años, especialmente desde Grecia e Italia por la presión migratoria que tienen estos países. Sin embargo, sólo han llegado el 11% de lo acordado.

"Su opción, señor Zoido y señor Dastis, ha sido el desprecio más absoluto a los otros y una falta total de humanidad. Han humillado a este país incumpliendo una cuota que es mínima", ha criticado la diputada de Podemos, Ione Belarra.

La dirigente de la formación morada ha acusado al Gobierno español de no haber tenido voluntad política para cumplir con la acogida. Belarra también ha defendido que la reprobación sólo es el primer paso en un proceso que Podemos espera que culmine con la expulsión del PP del Ejecutivo.

Además del voto a favor de Podemos, el PSOE también se ha sumado a esta iniciativa al considerar que se ha producido una violación de derechos humanos. El diputado Odón Elorza ha recordado que ellos presentaron una moción para advertir del incumplimiento de la cuota de refugiados y ha echado en cara al Gobierno su actitud ante la aprobación de esta iniciativa.

"No hemos visto la voluntad política suficiente de corregir lo que estaba sucediendo. Nos encontramos ante un mal ejemplo para la ciudadanía española", ha apuntado.

"No somos los últimos"

Ciudadanos ha decidido abstenerse después de pedir sin éxito que los puntos de la iniciativa se votasen por separado. La formación naranja ha asegurado que estaban a favor de la reprobación de los dos ministros pero rechazaban la petición de su cese, al entender que esto lo debía de decidir Mariano Rajoy.

También el PNV han acabado absteniéndose puesto que consideraban que la reprobación de los ministros no era una solución a los problemas respecto a la acogida. La iniciativa ha sido aprobada finalmente con 170 votos a favor, 136 noes y 35 abstenciones.

El PP se ha defendido de la reprobación minimizando el incumplimiento de la cuota. De este modo, el diputado popular Rubén Moreno ha asegurado que el requisito de España se redujo, de modo que en realidad el grado de cumplimiento es mayor que el que les ha achacado Podemos.

Pero además, el parlamentario ha justificado que otros países del entorno europeo han incumplido de forma más grave sus compromisos de acogida. "España es el octavo país en reubicaciones, nos faltan 8 mil, pero es que a Alemania les falta 20 mil. No es que seamos los últimos", ha comentado.

Cinco ministros

Zoido y Dastis son los ministros número cuatro y cinco en ser reprobados (tres y cuatro si sólo se cuenta a los que están en activo). Antes de ellos, el Congreso ya se había pronunciado en contra del responsable de Hacienda, Cristóbal Montoro; del anterior ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz y del actual responsable de la cartera de Justicia, Rafael Catalá.

Sin embargo, ninguna de estas reprobaciones ha provocado ninguna reacción en el Gobierno. De hecho, todos esos ministros siguen en sus puestos, a excepción de Fernández Díaz.

El popular Rubén Moreno incluso ha bromeado este martes con esta circunstancia antes de explicar la posición de su grupo desde la tribuna. "Hubo un tiempo en esta Cámara en el que cuando se reprobaba a un ministro este se preocupaba. Hoy el que empieza a preocuparse es a quien no le piden la reprobación", ha comentado.

Consciente de la inutilidad de las reprobaciones, el socialista Odón Elorza ha aprovechado su intervención para pedir una nueva fórmula para que este tipo de iniciativas tenga algún efecto. En este sentido, el diputado ha lanzado la propuesta de hacer algún tipo de modificación para que sea imposible continuar en el cargo si el Congreso decide la reprobación.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com