20 de julio de 2019, 23:49:14
Nacional


Un error de Cifuentes hace prosperar la enmienda de Podemos a una ley educativa 'popular'

Por Javier García Martín (MDO)

Sorpresa en la Asamblea de Madrid. Cuando parecía que la Cámara tumbaría las enmiendas a la totalidad presentadas por la izquierda a la Ley del Espacio Madrileño de Educación Superior (Lemes), un error en el voto de la presidenta regional, Cristina Cifuentes, ha salvado la alternativa presentada por Podemos. El Parlamento debe investigar si ha sido un fallo técnico o humano.


La Ley del Espacio Madrileño de Educación Superior (Lemes) se ha encontrado con una inesperada piedra en su larguísimo camino. La Asamblea de Madrid ha aprobado por sorpresa la enmienda a la totalidad con texto alternativo presentada por Podemos con 64 votos a favor (los suyos más los del PSOE) y 63 en contra (PP y Ciudadanos).

Así las cosas, al menos sobre el papel, el proyecto presentado por el Ejecutivo de Cristina Cifuentes en noviembre decae y la Cámara deberá empezar a debatir en comisión el de la formación morada.

No obstante, el portavoz del PP, Enrique Ossorio, ha reclamado una revisión de lo ocurrido al entender que el resultado es fruto de un error en la emisión del voto de la presidenta regional, Cristina Cifuentes, cuyo botón no se ha iluminado en el panel ni se ha contabilizado.

Al término del Pleno de este jueves, la Cámara deberá determinar el fallo ha sido de la presidenta o del sistema técnico, que se reformó en verano. Entre aplausos, el diputado de Podemos, Jacinto Morano, ha defendido que se dé por aprobada su enmienda hasta entonces.

Empate permanente

Debido a la baja de paternidad del portavoz de C's, Ignacio Aguado, los bloques de centroderecha y de centroizquierda sufren un permanente empate en escaños en la Cámara. Esta situación obliga a repetir dos veces cada votación hasta que, siguiendo el reglamento, decae la iniciativa enemendante.

De hecho, antes de la de Podemos, el Parlamento había rechazado la enmienda a la totalidad de los socialistas tras tres votaciones. En esta ocasión, el error se ha dado en la segunda ronda.

La situación es especialmente irónica para la biografía de esta ley, una de las medidas estrella de la Consejería de Educación. Su tramitación -que se prometía rápida- se ha convertido en un verdadero tedio y ha contado con las críticas intermitentes de rectores y estudiantes.

La ajustada aritmética parlamentaria que manó de las elecciones de 2015 ha dejado momentos similares esta Legislatura. La Asamblea tuvo que repetir el debate de la ley de libros de texto gratis promovida por C's después de que saliese adelante un ramillete de contrapropuestas socialistas.

En esta ocasión, el portavoz del Gobierno, Ángel Garrido, ha aclarado que volverán a presentar su texto."Vamos a intentar solucionar este quebranto de la voluntad popular, que insisto, se ha aprovechado con la ausencia de un diputado por baja por paternidad -en referencia a Aguado-".

La alternativa de Podemos

El texto alternativo propuesto por Podemos pretende "blindar la educación y la universidad pública, revertir los recortes y garantizar la igualdad de oportunidades". La iniciativa, como ha defendido el diputado de la formación Eduardo Fernández Rubiño, recoge un sistema de 'becas salario' para que los estudiantes no solo se les cubra la matrícula sino los gastos durante el curso, que al menos el 40 por ciento de mujeres tengan que representar los órganos de autogobierno de las universidades, refuerza la transparencia y aumenta los requisitos para la creación de nuevas universidades privadas.

Su texto evita que prospere el documento del Ejecutivo que, a su parecer, buscaba "a cualquier precio el titular fácil y la entrada en ranking" así como marcaba el camino para "seguir vulnerando la autonomía de las universidades", según ha señalado en su intervención Fernández Rubiño.

La misma línea ha defendido el diputado del PSOE Juanjo Moreno, quien en el debate ha criticado que el Gobierno haya presentado una normativa "sin debate conjunto" y plagada de "elementos interaccionistas", que perdía la perspectiva global y que buscaba ser "laboratorio de políticas del PP". Para el socialista, hace falta una normativa pero no era la propuesta por Cifuentes.

"No podemos comprender cómo en esta aventura de falta de diálogo, laxa con las posibles nuevas universidades, que constriñe políticas de futuros gobiernos, que recorta la autonomía y carece de impulso a las universidades el Gobierno vuelve a encontrar aliados a la derecha de la Cámara", sostuvo desde el atril.

Por otra parte, desde Ciudadanos, la diputada de Mayte de la Iglesia, pese a su voto favorable a que continuase la tramitación la LEMES, reconoció que esta debía cambiar e incorporar elementos como "despolitización, equidad, transparencia y excelencia". Apostó también por trabajar todos a favor de una iniciativa "que dé una nueva oportunidad a las universidades para mejorar".
Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com