23 de abril de 2019, 7:51:07
Sociedad


¿Por qué caemos en el consumismo por el Black Friday o el Cyber Monday?

Por Fátima Martí


¿Quién no se ha enterado estos días de que o comprabas durante el Black Friday o perderías grandes oportunidades? Teníamos que comprar porque sí y si lo dejaste pasar, entonces del Cyber Monday no te escapaste... y que no se nos olvide que Navidad ya está al caer, no vayamos a dejar de comprar y no lo tengamos todo lo habido y por haber.

"Si lo quieres, ahora es el momento". Parece que o consumimos o perdemos una ocasión irrepetible. Es tan insistente que incluso sabemos que hay ofertas que no lo son, pero no podemos dejar de pensar en tenerlo. Eso es el consumismo: Crear falsas necesidades que nos hacen adquirir productos. AL señalar un día concreto de compras se pretende focalizar e incrementar las ventas y hacernos sentir la necesidad de consumir cuando en realidad es un deseo de consumir ¿Qué tienen estos días “Black” o “Cyber” para querer consumir? ¿Qué nos hace perder el control? Necesitamos lo que compramos en la medida en que nos auto-convencemos (en este caso, nos convencen) parece que el producto en cuestión nos ayude a ser más felices y a vivir mejor. A veces estas compras materiales sustituyen carencias afectivas y descompensaciones personales o profesionales. EL hecho de que sea un día celebrado primero en EEUU y ahora en todo el mundo, permite que nos volvamos influenciables y comprendamos la necesidad de los demás como nuestra; nos adecuamos a la mayoría. Para entender el condicionamiento al que nos exponemos con las compras, recordemos al perro de Pavlov. Las reacciones de este experimento no son solo para perros; cuando compramos algo que ansiábamos y además rebajado, este objeto actúa como un refuerzo inmediato: estamos satisfechos (de momento) por haber hecho una compra y además más barata que en otras fechas. El consumismo excesivo provoca un mayor consumo y si se vuelve compulsivo, cada vez nos dura menos esta alegría y necesitamos volver a comprar, pudiendo convertirse en una adicción.

Si tenemos en cuenta lo que los psicólogos recomendamos en otros aspectos de la vida, aquí también toca insistir en dar ejemplo a nuestros hijos. Es importante que aprendan de nosotros a reciclar y a reusar lo “viejo”. Tenemos la responsabilidad de darles una educación con unos valores que le ayuden a construir una personalidad independiente que no se deje influenciar con facilidad. Sería bueno hablarles del consumo responsable antes de volver a caer en la tentación de comprar y comprar o pedir y pedir juguetes a los Reyes Magos, recordemos que hay mejores formas de hacer felices a nuestros hijos como pasar tiempo con ellos y que se sientan queridos y valorados.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com