26 de mayo de 2019, 21:14:58
Deportes


Benzema comanda a un Madrid renacido (2-4), pero no recorta puntos a un Barça imparable



El Real Madrid sigue entonado y ya ha cambiado su peor versión de esta temporada, aunque acabó con 10 y con síntomas de algún despiste y relajación en defensa cuando el encuentro parecía resuelto. Varane vio una roja fruto de una mala actuación y el equipo sigue flojo atrás, ya que el Espanyol apenas llegó a puerta pero hizo 2 goles.

En todo caso, la remontada de juego y emociones está lista y aunque Isco se queda fuera de este renacimiento, Solari ha dado con la clave. Además, fundamental ha sido no sólo Vinicius con su energía y descaro, sino el regreso más inesperado para muchos: el de Karim Benzema. El francés parece otro y más joven que nunca, pese a sus 31 años.a

Regresó el centro de campo titular de los últimos años: Kroos, Casemiro y Modric, y cumplió, aunque el brasileño aún está falto de forma y más concentración. Isco y Ceballos ni contaron esta vez para un Solari que tuvo que gastar 2 cambios por las circunstancias: Nacho salío por Ramos en el descanso tras un golpe al sevillano que ahora hace estar detrás de su estado físico. Además, Marcelo tuvo que salir por Modric cuando Varane vio la roja. El único cambio táctico fue el de Bale, que dio relevo a un Vinicius al que se ve algo agotado por tanto partido jugado en estas semanas tras meses fuera de forma.

El galés incluso hizo gol cuando ya todo estaba resuelto, puesto que el Madrid se fue al descanso con un contundente 1-3 y un Benzema tocado por la mano de dios. El francés hizo un temprano gol en el minuto 4 tras disparo de Modric, recogiendo el rechace de Diego López. Ramos cabeceó mágicamente un centro desde la banda de Modric, tras un córner sacado en corto por Kroos. Baptistao rompió su mala racha ante los blancos, tras meses sin marcar, e hizo un golazo al recoger un balón suelto en el área. Sin tener dudas, aunque tras la relajación que había supuesto el 0-2, el Madrid no se dejó achantar e hizo el 1-3 antes del descanso, como decíamos, con golazo de Benzema. Lo hizo casi todo, salvo la pared que le hizo Vinicius.

El Barça no afloja

Pero de poco sirvió el triunfo blanco salvo para continuar en la lucha, porque el Barça no afloja y aprovechó el bajo momento del Girona en la temporada. Es ya la octava victoria consecutiva azulgrana en Liga.

El equipo de Valverde mantiene su gran trayectoria en la Liga con un nuevo triunfo que le mantiene líder en solitario (0-2). En esta ocasión, los azulgranas se han impuesto al Girona en Montilivi en un duelo en el que los goles de Semedo y Leo Messi han sido decisivo para superar a un combativo conjunto gerundense que no se ha rendido en ningún momento del encuentro.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com