20 de abril de 2019, 2:44:23
Nacional


Zoido se desvincula del dispositivo policial del 1-O: "Yo no di la orden de qué tenían que hacer ni cómo"

> Considera "proporcionada" la actuación policial y habla de "resistencia organizada" en algunos colegios
> El ex ministro del Interior ha descargado la responsabilidad del dispositivo policial en Pérez de los Cobos

Por María Fernández

El ex ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, es el cuarto miembro del Gobierno de Mariano Rajoy que declara como testigo en el juicio del procés. El suyo es el testimonio del responsable de Interior cuando se diseñó el dispositivo policial del 1-O, pero el ex ministro se ha desmarcado y ha señalado al coronel Pérez de los Cobos como responsable. Zoido ha considerado "proporcionada" la actuación de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, y al igual que Mariano Rajoy y Soraya Sáenz de Santamaría ha responsabilizado a la Generalitat por haber "alentado y animado a la gente a votar en un referéndum ilegal".


El ex ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido ha defendido la actuación policial del dispositivo desplegado para impedir la celebración del referéndum del 1-O. Mientras los procesados y algunos testigos culpan a la Policía Nacional y la Guardia Civil de la violencia, los representantes del Gobierno de Mariano Rajoy han señalado a la Generalitat como responsable de las imágenes que dejó el 1-O.

Sobre esta cuestión, Zoido ha dicho que se trató de "una actuación proporcionada", negando el "exceso" en las intervenciones policiales. Sobre la coordinación del dispositivo policial del 1-O, el ex ministro ha contado que comenzó a reunirse a "con la Fiscalía a raíz de la suspensión de la ley de referéndum del 7 de septiembre de 2017". Eso sí, se ha desvinculado en todo momento de este dispositivo.

Tras los incidentes de los días 20 y 21 de septiembre, comenzó a concretarse el dispositivo que se desplegaría el 1-O. Zoido ha dicho que envió una carta el 22 de septiembre al conseller de Interior, Joaquim Forn, para notificarle "que íbamos a reforzar la presencia de Policía Nacional y Guardia Civil en Cataluña en auxilio de los Mossos y para actuar como policía judicial".

Zoido ha declarado como testigo ya que era el Ministro del Interior cuando se celebró el referéndum del 1-O, y fue su departamento quien coordinó el dispositivo policial. En su comparecencia, ha cifrado en 6.000 el número de agentes de Policía Nacional y Guardia Ciil que se trasladaron a Cataluña en los días previos al 1-O.

El ex ministro ha explicado que la jornada del referéndum "lo cambió todo" respecto al dispositivo policial diseñado, debido a la actitud de los Mossos, según ha dicho. "Se mantuvo en alguna provincia pero a primera hora de la mañana del 1-O, cuando no se había cerrado prácticamente ningún colegio y había grandes aglomeraciones de personas que impedían que se cumpliera el mandato de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad, empezaron a tomar medidas con independencia en base a la autorización del secretario de Estado".

Sobre las explicaciones del coordinador del dispositivo, el coronel Diego Pérez de los Cobos, el ministro ha respondido así. "Me dijo que no se cumplieron las previsiones a las que se habían comprometido los Mossos en las reuniones anteriores".

"Ignoro quien aprobó el dispositivo de los Mossos pero a propuesta mía fue nombrado Ferrán López, me reuní con él y le dije que esperaba que cumpliera con la legalidad vigente, y ya no volví a hablar con él. Fue la primera y última vez que hablé porque yo no pretendía dar ningún tipo de instrucción como ministro a los Mossos".

Zoido ha tachado de "insuficiente" el dispositivo de los Mossos, alegando que fueron unos 7.000 cuando, "en las elecciones del 21 de diciembre se desplegaron unos 12.000". Sobre el cierre de colegios electorales, ha dicho que la Policía Nacional y la Guardia Civil intervinieron en 131, cerraron 113, 100 de ellos "sin incidencias de ningún tipo". En total, se habilitaron unos 2.200 colegios electorales.

En cualquier caso, en línea con sus ex compañeros de Gobierno, Zoido se ha preguntado "qué hubiera sucedido si no se hubiese alentado, impulsado, animado y facilitado que se celebrara ese referéndum, o qué hubiera sucedido si en vez de 7.000 mossos hubiesen estado unos 12.000, junto a los 6.000 efectivos de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado".

"Surgían problemas el 1-O pero lo llevaban los operativos y sé que surgían problemas porque así me lo transmitieron pero los operativos podrán explicarlo con más detalle (...) Yo ni diseño ni valoro el dispositivo de seguridad, el responsable era el coronel Pérez de los Cobos.Lo que me dijeron también es que no vieron Unidades de Intervención Policial, 'antidisturbios' de los Mossos aquel día.

"Yo no di la orden de qué tenían qué hacer y cómo hacerlo", ha dicho preguntado por las órdenes de actuación de los agentes. Zoido ha descargado en los mandos "operativos" la responsabilidad de las órdenes y las cargas policiales.

Según su relato, en algunos colegios electorales hubo "una resistencia activa y organizada" que impidió la actuación de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. "No había normal convivencia ciudadana en los colegios donde la gente impedía que los agentes cumplieran con su mandato y su obligación, porque el referéndum se había declarado ilegal. No debe culparse a la Policía y a la Guardia Civil sino que los que asumieron y promovieron y alentaron la convocatoria asuman su responsabilidad".

El ministro ha insistido en que fueron los "mandos operativos" los que dieron las órdenes, refiriéndose a Pérez de los Cobos y los jefes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y Mossos. Según ha dicho, fueron los que autorizaron las cargas policiales así como su cese, a mediodía de la jornada, cuando cesó la intervención policial.

"Los que lo pusieron en marcha siguieron tomando las decisiones durante todo el día; ellos sabrén por qué decidieronlo que decidieron en cada momento", ha zanjado.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com