17 de noviembre de 2019, 3:14:30
Nacional


Las confesiones de Carme Forcadell a una presa de Alcalá Meco

Por Diariocrítico

La ex presidenta del Parlament, Carme Forcadell no solo está "arrepentida" por su papel en el procés soberanista, sino que además se siente "engañada" por el ex vicepresident Oriol Junqueras, así como por el ex president Carles Puigdemont. Al igual que ha defendido ante el Tribunal Supremo, Forcadell considera que se limitó a cumplir sus funciones y que "no debería estar" en prisión. Así lo ha avanzado el diario 'El Mundo', que ha tenido acceso al testimonio de una presa de Alcalá Meco con la que Forcadell ha entablado una relación de amistad.


Carme Forcadell regresó a la cárcel madrileña de Alcalá Meco para el inicio del juicio del procés, la misma cárcel en la que permaneció los primeros meses de su ingreso, hasta el traslado a Cataluña. La ex presidenta del Parlament entabló una relación de amistad con una presa de la cárcel madrileña, con la que ha mantenido la relación vía misivas hasta su reencuentro.

El diario 'El Mundo' ha avanzado en exclusiva el testimonio de la presa sobre la estancia en prisión de Forcadell. "Yo no sé qué hago aquí, a mí me han engañado. Yo me metí en esto porque Oriol (Junqueras) me dijo que no me iba a pasar nada y mira al final lo que me ha pasado'. A mí Junqueras me dijo que le apoyara en esto, que a mí no me iba a pasar nada [...] Queríamos presionar, sabíamos que no salía, pero era una forma de presionar", le confesó a la presa.

Aunque se siente "engañada" por Junqueras, sus palabras más duras son para el ex president Carles Puigdemont, de quien no quiere ni oír hablar, y al que culpa del ingreso en prisión provisional de los líderes del procés. "Yo no sabía que esto me iba a pasar, que iba a entrar en la cárcel. Nunca lo supe (...) Por este cabrón estamos aquí".

Según el testimonio de la presa, Forcadell tampoco tiene buena relación con la ex consellera Dolors Bassa, con la que dejó de compartir celda a causa de sus diferentes posiciones respecto a la causa, y especialmente respecto a Puigdemont. Mientras Bassa se mantiene firme en defensa del procés, Forcadell está "muy arrepentida" de lo que ha pasado.

"Lo único que le importaba era su familia que lo está pasando muy mal", ha contado a 'El Mundo' esta presa, que asegura que una de las grandes preocupaciones de Forcadell es su nieto de siete meses, del que no está pudiendo disfrutar dada su situación.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com