20 de agosto de 2019, 8:22:11
Nacional


Encuestas: los votantes de Cs se decantan por facilitar a Sánchez la investidura y el bipardidismo se frota las manos ante un posible adelanto electoral

Por Diariocrítico

La posibilidad de que en el mes de julio el presidente en funciones, Pedro Sánchez, se someta a una investidura fallida hace cobrar relevancia a las encuestas. La última publicada en prensa, la de 'Sigma 2' para 'El Mundo', apunta a dos realidades: los votantes de Cs prefieren una abstención que facilitase la investidura y el bipartidismo sería el gran favorecido de un adelanto electoral.


El 69,9% de los votantes de Ciudadanos se posiciona en contra de la directriz marcada por la dirección del partido. Mientras Albert Rivera y la cúpula naranja insisten en mantener el veto al PSOE de Pedro Sánchez, sus votantes mayoritariamente preferirían que su formación se abstuviera o incluso votase a favor en la votación de investidura para facilitar su reeleción.

Descartada esta opción por la ejecutiva de Cs queda por ver si Sánchez logra o no aglutinar los apoyos necesarios para ser elegido -con las abstenciones de los presos independentistas sólo necesitaría a Unidos Podemos, Compromís, PRC y PNV- y en el aire planea la amenaza del adelanto electoral. Pero, ¿a quién beneficiaría una nueva cita con las urnas para el mes de otoño?

La encuesta publicada por 'El Mundo' apunta claramente a una victoria del bipartidismo. Ciudadanos, Vox y Unidas Podemos, aunque en menor proporción, caerían con respecto al 28-A.

La percepción de bloqueo institucional como consecuencia de la fragmentación de partidos incapaces de llegar a acuerdos favorecería a PP y PSOE. No obstante, Sánchez presiona a izquierda y derecha para salir reelegido en la primera o única votación: 'España necesita un Gobierno en el mes de julio, no en agosto, no en septiembre, no en octubre'.

Los datos de la encuesta muestran que los socialistas podrían alcanzar un 32,6% de los apoyos frente al 28,7% actual y el PP pasaría del 16,7% hasta el 19,4%.

Por su parte, la formación morada sería quien menos acusara la caída fuera del bipartidismo. Unidas Podemos se quedaría en un 13,2% frente al 14,3% actual.

En cambio, Ciudadanos acusaría su derechización apoyada en PP y Vox cayendo del 15,9% al 13,1%, y la formación de Santiago Abascal retrocedería hasta el 8% frente al 10,3% de los apoyos con los que cuentan a día de hoy.

No obstante, de producirse un adelanto electoral en otoño otra variante entraría en juego: la sentencia del juicio del procés que podría influir en la tensión política de cara a un regreso a las urnas.

- Cuando un Gobierno de coalición no era un problema para Sánchez

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.diariocritico.com