6 de abril de 2020, 7:04:23
Ocio


Los 20 mejores discos españoles de los años 60

Por Sergio Ariza Lázaro

Hace cuatro años publicábamos desde Diariocrítico nuestra particular lista sobre 'Las 100 mejores canciones del pop español', intentando que fuera nuestro pequeño granito de arena a un improbable canon de la música popular española, un canon que cuenta con muy pocas listas de este tipo. Ahora hemos visto llegado el momento de ampliar aquella lista con varios especiales en los que repasaremos década por década, desde los años 60 hasta la que ahora termina, la segunda del siglo XXI, los 20 mejores discos, en nuestra opinión, de cada una de ellas. Tras las primeras paradas en los años 70, 80 y 90, pegamos un salto atrás para repasar los años 60 (nos hemos autoimpuesto una única limitación, elegir un solo disco por artista, así que incluiremos también una breve selección recomendando otros discos, publicados en esa misma década, de los 10 primeros).


1. Los Brincos II

Aquí debería estar la discografía al completo de Los Brincos pero ya que me he autoimpuesto el límite de un disco por década de un mismo artista, voy a elegir su segunda obra, en la que se incluyen monumentos pop como 'Tú me dijiste adiós', 'Lo que yo quiero', 'Sola', ‘Tú en mí’ o la inmortal 'Mejor' que les colocan como el grupo español más importante de los 60. En 1966 Los Brincos se sentaban cómodamente en lo más alto del pop español, habían cambiado las reglas del juego y eran de los pocos grupos españoles que se centraban exclusivamente en el material propio en vez del ajeno. Su ambición crecía y buscaban con ahínco el éxito internacional. Para su segundo disco se fueron a Milán a grabar y, a pesar de no encontrar el ansiado éxito en el extranjero, el resultado fue lo mejor de su producción. Aunque puede que la cosa hubiera cambiado si la formación original, compuesta por Fernando Arbex, Manolo González, Juan Pardo y Junior hubiera aguantado un poco más, pero luchas de poder entre Arbex y Pardo llevaron a la separación del grupo con los dos primeros quedándose con el nombre y los segundos formando el dúo Juan y Junior, en 1967 aparecería el genial 'Contrabando' y los primeros sencillos de los segundos. ¿Se imaginan un 'Contrabando' que hubiera incluido canciones como 'La Caza', 'Nada', 'A Dos Niñas' o 'Tres Días'?

Otros discos recomendados: Los Brincos I (1964), Contrabando (1967), Juan y Junior (1969)



2. Pau Riba – Dioptría I (1969)

El disco más importante del rock 'underground' español, el inicio de la contracultura musical en nuestra país, muchas de esas cosas y otras más son las que hacen de 'Dioptría' un hito absoluto. El disco iba a ser doble pero, por razones que no tengo espacio para explicar, terminó siendo pubicado en dos volúmenes, el primero de ellos en 1969 y el segundo en 1970. Aquí me centro en el primero, acompañado por los fundamentales Om de Toti Soler, un guitarrista que volverá a aparecer en esta selección con un proyecto totalmente distinto. Las influencias aquí, son claras, folk rock, psicodelia y el sonido Canterbury, con el Dylan eléctrico como faro e ideólogo. En este primer volúmen aparecen algunas de las mejores canciones de la carrera de Riba, desde el ácido arranque con 'Kithou', hasta la flauta con la que comienza 'Helena desenganya't', puro Canterbury, aunque luego vuelvan los aromas psicodélicos, también está la delicada 'Noia de porcellana', que ya había grabado el año anterior con un acompañamiento más 'folkie' y la brutal 'Ja S'ha Mort La Besàvia', que comienza como un canto funebre y explota en un estribillo atronador. O 'Rosa d'abril', una canción con la que entiendes que este disco fuera elegido el mejor disco de rock en catalán por la revista 'Enderrock'. Riba consigue saltarse la censura con el sueño hippie y atacar a una generación que no se daba cuenta de que los tiempos estaban cambiando.



3. Joan Manuel Serrat – Dedicado a Antonio Machado, poeta (1969)

Serrat adapta a Machado en su segundo disco en castellano y logra uno de los mayores éxitos de su carrera, volviendo a recuperar al poeta sevillano en plena dictadura. Con arreglos del imprescindible Ricard Miralles, Serrat dota a las palabras de Machado de algunas de las mejores melodías de su carrera, con cosas tan bellas como el vals de 'Llanto y coplas', los arreglos de cuerdas y vientos que acompañan a 'Retrato' o la solemnidad de 'La saeta' (por cierto, que pocas veces se habla de lo gran cantante que es Serrat). Pero todo palidece ante la primera canción de este disco, esos inolvidables 'Cantares' que han quedado marcados a fuego en varias generaciones.

Otros discos recomendados: Ara que tinc vint anys (1967), La Paloma (1969)



4. Pedro Iturralde - Jazz Flamenco 1 y 2 (1967/68)

Este es un disco gigante, un disco que hay que redescubrir y revaluar, sin esta joya es imposible imaginar la fructífera relación entre jazz y flamenco que se ha dado en España con ejemplos como Jorge Pardo, Chano Domínguez, Perico Sambeat o los discos de Tomatito con Michel Camilo. Puede que no fuera la primera vez que se mezclaran estas dos increíbles músicas, ese hito le corresponde a Miles Davis con su 'Sketches Of Spain', pero sí que es la primera vez que se hace con artistas que han mamado esta música, un Iturralde aficionado a esta música que ejerce de 'cantaor' con su saxo y un jovencísimo Paco de Lucía a la guitarra, aunque por problemas contractuales tuvo que aparecer como Paco de Algeciras. La cosa había comenzado antes en el Whiskey Jazz Club, un club de jazz de Madrid, donde Iturralde comenzó a jugar con lo que él llamaba influencias andaluzas. Allí le escuchó el director del Festival de jazz de Berlín que le contrató para su edición de 1967, en un cartel en el que estaban Miles Davis, Thelonious Monk o Sarah Vaughan, para que llevara su particular mezcla. Eso sí, este le recomendó que metiera un guitarrista flamenco en su cuarteto, fue así como entró el genio de la guitarra en la ecuación. La actuación fue un éxito e Iturralde entró en un estudio alemán para grabar estos dos discos, en la primera sesión, en junio, participó otro gran guitarrista, Paco de Antequera, que grabó el 'Zorongo' y 'Las Morillas', pero en septiembre ya estaba Paco de Lucía, como en el segundo volúmen al completo, grabado en 1968, aunque ninguno de los dos vería la luz en España hasta 1974, esta es una parada fundamental en la música de la llamada década prodigiosa.

Otros discos recomendados: Pedro Iturralde Quartet Featuring Hampton Hawes (1968)

5. Peret - Peret (1967)

La rumba catalana fue uno de los movimientos más importantes de la música española de la década y sus máximos exponentes, Peret y Antonio González, el Pescaílla, están ahí arriba con los más grandes. Si no están mejor colocados en esta lista es porque el formato larga duración no era el principal en aquella época y sus mejores canciones están esparcidas en EP's y sencillos. Este disco de 1967 es el primer LP de Peret y contiene alguna de sus mejores canciones ('El muerto vivo', 'La fiesta no es para feos', o las propias 'Don Toribio' y 'Caballero soy'), además de ser una maravillosa prueba de su estilo. Esa combinación de melodías salseras, soneras cubanas y de la bomba de Puerto Rico, pasadas por el deje gitano y flamenco de Peret, unido a su innovadora forma de tocar la guitarra con el famoso ventilador. El salsero cubano Walfrido Guevara, que había compuesto para Benny Moré, era el responsable de 'La fiesta no es para feos', 'El muerto vivo' era del colombiano Guillermo González Arenas, pero Peret la había escuchado en la versión del cubano Rolando Laserie publicada en 1965, escuchen ambas versiones con las originales y comprueben como Peret les da la vuelta hasta lograr algo totalmente personal y único. El que permanezca sentado ante esta explosión de ritmo es que no tiene oídos o piernas.

Otros discos recomendados: Peret (1968), Peret y sus gitanos (1969)

6. Los Bravos – Black is black (1966)

Si Los Brincos reinaban en casa Los Bravos lograron lo que muy pocos artistas españoles han logrado, antes o después, triunfar en el mercado anglosajón. Ayudados por la gran voz (y pronunciación) del alemán Mike Kennedy, los Bravos eran una mezcla de grupo beat con blue eyed soul y un buen puñado de notables canciones encabezadas por la canción que daba título a su primer disco (una recopilación de singles y EP's como era lo habitual en la época). Lo curioso es que la mayoría de su discografía fue grabada en Londres con músicos de sesión, se rumorea que el mismísimo Jimmy Page toca en 'Black is black', y poco fuera de la voz de Kennedy y los coros de Manolo Díaz son propios, pero también es cierto que este era uno de los principales compositores de la banda y contribuyó con canciones como 'Baby Believe me', que en España se popularizaría como 'La moto', 'I want a name', 'Make it easy for me' o 'Stop that girl'.

Otros discos recomendados: Los chicos con las chicas (1967), Dame un poco de amor (1968)



7. Los Salvajes - Lo mejor de Los Salvajes (1967)

De acuerdo, Los Brincos y Los Bravos eran la primera línea entre los grupos beat nacionales pero los barceloneses Los Salvajes no les íban a la zaga. A pesar de que se les suele asociar con los Rolling Stones, de los que hicieron varias versiones, como la notable 'Todo negro', su modelo eran los Who de Pete Townsend, cuyo 'My Generation' les sirvió de inspiración para la mítica 'Soy así'. Este disco no era un disco al uso, era, como era lo normal en la época, un recopilatorio con lo mejor de sus sencillos y EP's, los formatos preferidos por los ye yés para sus guateques, pero está muy bien elegido, primando los temas propios sobre las versiones. Y es que las mejores canciones vienen firmadas por ellos mismos, como la ya mencionada 'Soy así', 'Es la edad', 'Vivir sin ti' (una maravilla que podría haber cantado Raphael) o las divertidas 'Mi bigote' y 'Las ovejitas'.



8. Canarios/Pop Tops - Lo mejor del clan! (1968)

Un extraño disco de la época que unía en dos caras a los mejores representantes del soul en España. La primera cara es la más interesante con el grupo liderado por Teddy Bautista, tres de las canciones son clásicos absolutos como 'Get on your knees', 'Peppermint frappé', que hicieron para la película de Saura, y 'Keep on the right side', mientras que las otras tres tampoco están mal. La segunda cara con los Pop Tops no es tan sobresaliente, pero aun así contiene buenas canciones como 'Oh Lord, why Lord' su conocida adaptación del 'Canon' de Pachelbel. En el resto demuestran dos cosas, que Phil Trim era un gran cantante y que Rafael Trabuchelli, ya hablaremos más de él, era nuestro particular Phil Spector.



9. Pic-Nic - Pic-Nic (1968)

Pic-Nic era un grupo barcelonés de folk-pop con Lovin Spoonful, Peter, Paul & Mary y The Mamas & The Papas como referentes, en sus filas estaban el guitarrista Toti Soler y el pianista Jordi Sabatés que después formarían Om, pero su miembro más conocido era la cantante Jeanette, que no era más que una adolescente, pero que compuso la mayoría de las canciones, como la recordada 'Cállate niña' o la melancólica 'No digas nada', la canción favorita de la cantante. El otro gran responsable del éxito de este disco es el productor y arreglista Rafael Trabucchelli que hace toda una demostración de lo que se conocería como el 'sonido Torrelaguna' que no era otra cosa que la versión ibérica del Muro de Sonido de Phil Spector.



10. Miguel Ríos - Mira hacia ti (1969)

Miguel Ríos llevaba grabando desde 1962, cuando era conocido como Mike Ríos, el Rey del Twist, pero no fue hasta este disco que comenzó su etapa de madurez. El año 1969 fue uno de los más importantes de su carrera, grabó su versión del 'Himno de la alegría' de Beethoven y el primer larga duración de su carrera, este 'Mira hacia ti' en el que contó con bastante ayuda, como los arreglos y producción de Waldo de los Ríos y el imprescindible Rafael Trabuccheli, y canciones compuestas expresamente para él por dos de los mejores compositores de la década, Fernando Arbex, que le dio el exitazo 'El río', y su rival en Los Brincos, Juan Pardo, que escribió la conmovedora 'Contra el cristal (otro gran ejemplo del sonido Torrelaguna). Pero Miguel también se destapó con la estupenda 'Vuelvo a Granada' o la magnífica versión de María Ostiz, 'No sabes cómo sufrí', que nos vuelve a demostrar que estamos ante uno de los mejores vocalistas del rock nacional.



11. Los Íberos – Los Íberos (1969)

12. Camarón de la Isla (Con la colaboración especial de Paco de Lucía) – Al verte las flores lloran (1969)

13. Los Pekenikes – Los Pekenikes (1966)

14. Antonio González, el Pescaílla - Antonio González (1966)

15. Paco Ibañez - Paco Ibañez 3 (1969)

16. Raphael - Canta… Raphael (1967)

17. Bambino – Quiero (1967)

18. Fernanda y Bernarda de Utrera - El cante de Fernanda y Bernarda de Utrera (1967)

19. Los Ángeles - Los Ángeles (1968)

20. Los Gritos - Los Gritos (1969)

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.diariocritico.com