8 de marzo de 2021, 8:30:14
Opinión


Asignaturas pendientes

Por Esther Ruiz Moya


Cuántas cosas raras nos está dejando este 2020 y las que aún no sabemos, pero que seguro le dará tiempo a dejarnos en estos 21 días que le quedan antes de irse... Bueno, aunque no todo lo raro tiene que ser malo, también vamos a asistir a un acontecimiento excepcional: Una conjunción planetaria. Tranquilos que no es como aquella a la que se refirió una célebre ministra hace unos años, esta es una alineación de planetas de los de verdad, Júpiter y Saturno. Un espectáculo extraordinario que no se veía desde la Edad Media y que nos permitirá ver la Estrella de Belén. Ojalá y sea una señal y empecemos a ver algo de luz porque iluminados ya tenemos bastantes.

Y entre las cosas que no cambian ni siquiera en tiempos de coronavirus, son nuestros malos resultados en Matemáticas, nuestra asignatura pendiente. Ya el informe PISA lo advertía en los alumnos de 15 años, pero ahora un nuevo informe (TIMSS) nos dice que los alumnos de 4º de Primaria (9 y 10 años) flojean no sólo en matemáticas, sino también en ciencias. Es decir, si ya en primaria vamos mal, no podemos esperar grandes resultados en la ESO. Y según dicen los profesionales que son los que entienden y a los que creo que no se escucha lo suficiente, todo parece que está motivado porque más de 2/3 de nuestros maestros se decantaron por letras y dejaron de estudiar matemáticas en Secundaria. Y no sólo eso, sino que, paradójicamente, para acceder a la carrera de Magisterio, no se necesitan notas altas y parece ser que las matemáticas en la Facultad tienen el peso mínimo, centrándose más en cómo enseñar que en qué enseñar.

Pero aquí, en lugar de preocuparnos del fracaso escolar y de estos resultados e intentar mejorarlos o al menos preguntarnos por qué son tan malos, nos dedicamos a Cambiar la Ley Orgánica de Educación y ponerle nombres imposibles cada legislatura o cada dos, según quien ocupe la bancada azul. Aquí hacemos o hacen política también con la educación, como un cambio de cromos, te dejo que elijas la lengua vehicular y tú me apoyas en los presupuestos. Y a ti, te cierro este cuartel y te cedo el terreno y también me apoyas. Y así cediendo, cediendo van sumando sumando. Estas matemáticas, más bien esta aritmética, son las que les preocupan y sí que la controlan bien. Pero aún hay algo peor, se aprueba esta ley a toda prisa, sin debate y sin escuchar a la comunidad educativa, pero claro, si algo nos ha enseñado este 2020 es que los “expertos” están sobrevalorados.

Está claro que preocupan más las “urgencias extraescolares” que las asignaturas pendientes.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.diariocritico.com