30 de noviembre de 2021, 23:28:51
Nacional


Cada vez que se abren las urnas hay cambios en La Moncloa

Por Diariocrítico


Desde la formación del Gobierno de coalición, poco antes de la irrupción de la pandemia, los únicos cambios han llegado a través de las convocatorias electorales. El último movimiento en La Moncloa ha sido el anuncio de que la ministra de Industria, Reyes Maroto, dejaría el Ejecutivo para ser vicepresidenta de la Comunidad de Madrid si el socialista Ángel Gabilondo gana las elecciones del 4-M.

El pasado mes de enero, cuando se convocaron elecciones en Cataluña, fue el ministro de Sanidad, Salvador Illa, quien abandonaba el Gobierno, tras haber sido el rostro más visible de la gestión de la pandemia, para liderar la lista del PSC. El catalán Miquel Iceta cedió el liderazgo del partido a Illa, tras una charla con el entonces ministro de Sanidad y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. Moncloa buscó un golpe de efecto sobre el tablero político catalán, y el 'efecto Illa' funcionó, ya que lograron la victoria en las elecciones del 14-F. Pero al igual que le ocurrió a Ciudadanos en 2017, a pesar de ser la lista más votada, la suma del bloque independentista lograba la mayoría absoluta.

Tras la salida de Illa, fue la ministra de Política Territorial, Carolina Darias, quien tomó las riendas del Ministerio de Sanidad, mientras que Iceta dio su esperado 'salto' a Madrid, para gestionar la cartera que dejaba vacante Darias.

El pasado mes de marzo, ante la convocatoria de elecciones anticipadas en Madrid, el entonces vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, dio la sorpresa con su decisión de encabezar la lista de Unidas Podemos para el 4-M. Ante las previsiones de algunos sondeos, que apuntaban a que los 'morados' podrían quedarse sin representación parlamentaria, Iglesias decidió lanzarse a su última batalla política.

Y es que además de abandonar el Gobierno, ha dejado claro que no seguirá al frente de su formación, y espera que su sucesora sea la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz. En un primer momento, el 'efecto Iglesias' parecía un revulsivo para movilizar el voto de la izquierda en Madrid, aunque las encuestas apuntan a que el resultado de su partido apenas cambiaría con su candidatura. En cualquier caso, lo que ocurra en las elecciones madrileñas, marcará el devenir de la política nacional, así como el futuro del todavía líder 'morado'.

Con la salida de Iglesias, la ministra de Trabajo asumió la vicepresidencia tercera del Ejecutivo, mientras que la secretaria de Estado de Agenda 2030, Ione Belarra, pasó a ocupar el Ministerio de Derechos Sociales.

Pero este no ha sido el único movimiento en el Ejecutivo a raíz de las elecciones madrileñas, ya que este viernes se conocía que la ministra de Industria, Reyes Maroto, dejaría La Moncloa si Ángel Gabilondo gana el 4-M. Sánchez, que se ha volcado en la contienda madrileña, ha querido 'reforzar' la candidatura de los socialistas madrileños con la posibilidad de que Maroto sea la vicepresidenta del gobierno que presidiría Gabilondo.

En este caso, habrá que esperar al 4-M para ver si finalmente se produce la salida de Maroto, lo que traería consigo un nuevo cambio en el Consejo de Ministros, al quedar disponible la cartera de Industria y Turismo.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.diariocritico.com