17 de junio de 2021, 23:06:13
Nacional


Sánchez se guiará por "la concordia y no por la venganza" en la concesión de indultos a los presos del procés

Por María Fernández


Primeras declaraciones del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, sobre la posible concesión de indultos a los presos del procés. Desde Bruselas, donde participa en el Consejo Europeo, ha afirmado que la decisión que tome al respecto "tendrá muy presentes valores como la concordia, el diálogo, el entendimiento y la superación de la crisis", y ha dejado claro que no se guiará por "la venganza o la revancha".

Pedro Sánchez ha vuelto a allanar el terreno para la concesión de indultos a los líderes independentistas condenados por el procés. Mientras el PP ha iniciado ya una ofensiva contra el Gobierno antes de que se conozca la postura del Tribunal Supremo, el jefe del Ejecutivo ha recordado que cuando el tribunal emita su informe preceptivo, se iniciará la tramitación de los expedientes que se someterán a debate en el Consejo de Ministros.

Tras recordar que siendo el líder de la oposición, apoyó al Gobierno de Mariano Rajoy en 2017 para la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Cataluña, "porque entendí que era una cuestión de Estado", ha manifestado que "ojalá tuviera en esto y en muchos asuntos la misma lealtad" por parte del PP.

"Tengo muy claro que la decisión que tome va a tener muy presente valores como la concordia, el diálogo, el entendimiento, la superación de una crisis que desgarró a la sociedad catalana y española. Esos principios y valores constitucionales serán los que para mí pesarán en la decisión que tome el Gobierno en el Consejo de Ministros. Lo que para mí no son principios constitucionales son la venganza o la revancha", ha aseverado Sánchez.

Reunión con Aragonès y mesa de diálogo

Preguntado por su reunión con el presidente catalán Pere Aragonès y la reactivación de la mesa de diálogo, Sánchez ha señalado que se trata de dos cosas distintas.

Por un lado, "cuando un Parlamento autonómico nombra a un presidente, el jefe del Ejecutivo lo recibe en La Moncloa, como hice con Urkullu y Feijóo, y recibiré a Aragonès como nuevo president, igual que haré con la señora Ayuso cuando sea investida". Según ha dicho, este recibimiento en La Moncloa es un acto de "obligado cumplimiento" y "cortesía institucional".

Y por otro, ha reiterado la voluntad del Gobierno para "propiciar el reencuentro" a través de la mesa de diálogo, que según ha dicho, se reunió por última vez hace 15 meses, pero la irrupción de la pandemia y la inhabilitación de Quim Torra impidieron nuevos encuentros.

Por eso, será tras la reunión con Aragonès cuando "lógicamente podremos en marcha la mesa de diáologo".

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.diariocritico.com