29 de julio de 2021, 1:16:03
Internacional


Perú: el izquierdista Pedro Castillo lidera el recuento con el 96% del voto escrutado



Recuento agónico en las elecciones presidenciales de Perú. Si bien hasta ahora la derechista Keiko Fujimori, hija del histórico ex presidente Alberto Fujimori, ganaba por la mínima, con el 96% de los votos escrutados es Pedro Castillo, líder de la izquierda radical, quien está en primera posición.

La candidatura de Castillo acumula el 50,28% de los votos, mientras que Fujimori cuenta con el 49,71%, de forma que habrá que esperar a que termine el escrutinio para ver si el voto rural, que teóricamente favorece al candidato de izquierda, sirve para proclamar su victoria o si por el contrario se impone su rival.

Castillo supera los 8,57 millones de votos, pero le sigue muy de cerca Fujimori con más de 8,47 millones de papeletas a su favor.

Las 2 opciones

Fujimori y su partido Fuerza Popular apuestan por un sistema liberal en lo económico y conservador en lo social, mientras que Perú Libre de Castillo y los líderes izquierdistas en las provincias del país representan la ruptura con el sistema actual.

Castillo quiere crear una Asamblea Constituyente para reformar la Constitución, romper con el sistema financiero internacional renegociando el pago de la deuda internacional y nacionalizar sectores estratégicos, además de mejorar las condiciones de vida para la gran parte de una población enpobrecida, con deficiente acceso a una sanidad y una educación de calidad.

En la primera vuelta, Castillo ganó beneficiado por la división del centro-derecha en varias candidaturas. Obtuvo el 18,92% de los votos, acabando primero, frente al 13,41% de Fujimori.

Contexto político

Perú ha tenido 5 presidentes distintos en los últimos 5 años (Humala, Kuczynski, Vizcarra, Merino y Sagasti), y ha vivido un periodo muy convulso en lo político y social, con escándalos de corrupción, presidentes y altos cargos en la cárcel y grandes protestas ciudadanas contra el sistema.

Keiko Fujimori aspiraba a ser la primera mujer presidenta del país, apoyada por gran parte de los sectores politicos que se niegan a que la izquierda extremista tome el poder en Perú, pero no consigue librarse de la losa del legado de su padre, recientemente indultado pero que pasó años en prisión por graves delitos de corrupción, además de delitos contra los derechos humanos.

Desde 2010 preside Fuerza Popular, partido representante del fujimorismo, y ya intentó la victoria en los comicios de 2011 y 2016, siendo derrotada por un estrecho margen en las segundas vueltas electorales.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.diariocritico.com