19 de octubre de 2021, 2:40:07
Nacional


Sánchez y Aragonès mantienen posiciones alejadas pero acuerdan "trabajar sin pausa y sin plazos"

> El presidente catalán reitera que sus objetivos siguen siendo "la amnistía y el referéndum de autodeterminación"

Por María Fernández


El encuentro entre Pedro Sánchez y Pere Aragonès, previo a la mesa de diálogo, ha durado cerca de dos horas, pero apenas ha servido para constatar que sus posiciones "siguen muy alejadas", si bien comparten el compromiso de seguir trabajando "sin prisa, pero sin pausa y sin plazos" para resolver el conflicto catalán.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha comparecido ante los medios tras su reunión con el president Pere Aragonès en el Palau de la Generalitat. El encuentro ha tenido un tono cordial, y ha precedido al diálogo entre las delegaciones de Moncloa y la Generalitat en la mesa de diálogo.

Aunque han estado juntos dos horas, no ha habido grandes avances en lo que se refiere al conflicto político en Cataluña, más allá de la mejora del "clima político y social" en la región, respecto a hace un año y medio, cuando se celebró la última reunión de la mesa.

Sánchez ha confirmado que las posiciones políticas del Gobierno y la Generalitat siguen "alejadas" y son "radicalmente distintas" en lo que respecta a las soluciones al conflicto, pero han coincidido en que "la mesa de diálogo es el mejor camino para avanzar y acercar posiciones".

"Los problemas de Cataluña no empezaron ayer ni se van a resolver mañana, por lo que hemos convenido que vamos a trabajar sin prisa, pero sin pausa y sin plazos", ha afirmado el jefe del Ejecutivo, que ha insistido en que "lo más importante es avanzar sin poner fechas a la resolución del conflicto".

Sánchez: "Para nosotros el referéndum y la amnistía no son opciones"

El presidente del Gobierno ha esquivado valorar la ausencia de Junts en la mesa de diálogo, y se ha limitado a trasladar su respaldo al president Aragonès. "La delegación es decisión del Govern y no tenemos nada más que añadir que que respetamos las decisiones del Govern".

Sánchez ha manifestado que "España y Cataluña se merecen un futuro mejor, por lo que el compromiso de las delegaciones es total y abrimos esta etapa con esperanzas y energías renovadas".

Tras admitir que Aragonès ha planteado las dos reivindicaciones del independentismo: amnistía y derecho de autodeterminación, ha señalado que "tendremos que hablar mucho, escucharnos mucho y esforzarnos para acercar posiciones allá donde podamos", dejando claro que el Gobierno mantiene su rechazo a estas reclamaciones.

"Tenemos esperanza en alcanzar un acuerdo y una solución pactada, pero para nosotros ni el referéndum ni la amnistía son opciones, y sobre todo, después de la pandemia", ha afirmado.

Sánchez ha reiterado la apuesta del Ejecutivo po "la agenda para el reencuentro; un proyecto de unidad, un proyecto para recobrar afectos y para compartir un futuro común que sólo puede basarse en el diálogo y en la confianza mutua".

"Hay 3 elementos que unen a la ciudadanía catalana y española independientemente de donde vivan: la superación de la pandemia, la recuperación económica justa y la gran oportunidad que nos ofrecen los fondos europeos", ha zanjado.

Aragonès: "Nuestros objetivos son la amnistía y la autodeterminación"

Tras la intervención de Sánchez, ha llegado el turno del presidente catalán, Pere Aragonès, que ha coincidido en la necesidad de afrontar el proceso de diálogo "sin plazos", pero ha recordado que en las sucesivas reuniones se espera "concretar las propuestas" para buscar soluciones al conflicto.

El jefe del Govern ha insistido en que "la amnistía y la autodeterminación son necesarias para la resolución del conflicto", ya que a su juicio, "todavía persiste la represión" y el "referéndum es la apuesta más inclusiva, ya que permite dar voz a los ciudadanos".

Aragonès ha destacado el que a su juicio es un "importante avance", que tiene que ver con el reconocimiento del Gobierno de que se trata de un conflicto político". A partir de ahí, ha apuntado que las reuniones de la mesa deben tener carácter periódico, pero no se ha fijado todavía la fecha del próximo encuentro.

En un mensaje a sus socios de Junts, ha pedido que el independentismo muestre "unidad de acción" y recupe "las alianzas que nos han hecho poderosos para empujar con fuerza para hacer inevitables nuestros objetivos". Aragonès ha invitado a la formación de Carles Puigdemont a sumarse a la mesa de diálogo, tras su ausencia en la reunión de este miércoles, teniendo en cuenta que sus representantes deberán ser miembros del Ejecutivo catalán.

Diariocrítico.com.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.diariocritico.com