www.diariocritico.com
¿Está España preparada ante un hipotético brote de ébola?

¿Está España preparada ante un hipotético brote de ébola?

>> Más de 75.000 personas pidieron la repatriación de Pajares y de Juliana Bonoha (de nacionalidad española que dio negativo del virus)

>> En los países afectados hay alrededor de 200 españoles
>> También han dado positivo las misioneras Chantal Mutwamene (congolesa) y Paciencia Melgar (ecuatoguineana)

martes 05 de agosto de 2014, 17:34h
El religioso español de los hermanos de San Juan de Dios Miguel Pajares, de 75 años, ha dado positivo en las pruebas del Ébola y será repatriado, tal y como ha ordenado este martes el Ministerio de Sanidad. El brote más letal de la enfermedad -ya ha acabado con 887 vidas, según los últimos datos oficiales de la OMS-, ha logrado traspasar ya varias fronteras y ha abierto el debate: ¿está España preparada para actuar ante posibles casos en nuestro país?


Claves del ébola: el virus tiene una tasa de letalidad del 90%
El hermano Pajares, junto a otros seis compañeros --entre ellos, una religiosa con nacionalidad española-- permanecen aislados en el Hospital San José de Liberia desde el pasado viernes. En este hospital falleció el pasado sábado su director, el hermano Patrick Nshamdze, tras haber contraído el Ébola. El hospital está cerrado desde entonces. Este martes, una portavoz de la organización ha explicado que el hermano Pajares y la hermana Chantal --con la que han hablado por teléfono-- "no se encuentran bien" y que Pajares está descansando porque se encuentra "muy débil y con fiebre" tras confirmarse que está contagiado del virus.

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha ordenado este martes que se inicie el procedimiento de repatriación siguiendo el protocolo de "máxima seguridad" de Miguel Pajares, el religioso español de los hermanos de San Juan de Dios que ha dado positivo en las pruebas del ébola.

Cerca de 200 españoles en la zona

El Gobierno de Liberia está llevando a los pacientes que dan positivo a un centro a las afueras de Monrovia, pero al estar el Hospital San José de Monrovia clausurado, ellos han pedido que en caso de tener el virus no se les traslade porque hay personal voluntario del centro dispuesto a atenderles. Por ahora, los religiosos están recibiendo tratamiento sintomático. Además, la ONGD envió el viernes dos cargamentos aéreos con materiales hospitalarios para la protección y aislamiento del personal sanitario, que están llegando en esta semana.

La colonia española en Liberia ronda las 30 personas, en su mayoría religiosos y cooperantes. Como consecuencia de la crisis actual de la fiebre del ébola, Exteriores desaconseja viajar a Liberia, Sierra Leona y Guinea Conakry. El Ministerio de Exteriores sigue con atención la evolución de la enfermedad en estos países. En Guinea Conakry es donde hay una mayor colonia de españoles, en torno a unos 160, mientras que en Sierra Leona los españoles inscritos en el Registro Consular apenas superan la veintena.

Protocolo de actuación

En relación a este tema el responsable de Sanidad del PSOE en el Congreso de los Diputados, José Martínez Olmos, ha registrado en la Cámara Baja una batería de preguntas dirigidas al Gobierno para conocer, entre otros puntos, si en España existe algún protocolo de actuación frente al brote de Fiebre Hemorrágica por virus Ébola en caso de aparición de algún afectado en el país.

"A priori, no pongo en duda que los servicios técnicos del ministerio estén actuando de manera adecuada, pero también es cierto que se echa en falta información concreta por parte de la ministra y sobre todo, quiero estar seguro de que los profesionales del servicio de salud tienen en su poder la mejor información que les permita actuar con la mayor eficacia en caso de necesidad", indica el exsecretario general de Sanidad en el anterior Ejecutivo socialista. Martínez Olmos cuestiona al Ejecutivo también sobre cuál es la evolución del brote del virus a día de hoy, si el Gobierno ha comunicado a las organizaciones profesionales la forma de actuar en el supuesto de algún caso en España por el Ébola, y finalmente, sobre si considera el Ejecutivo necesario la comparecencia de algún responsable ministerial en el Congreso de los Diputados para explicar las actuaciones y los planes del Ministerio de Sanidad en relación al brote de Ébola.

Si bien el Gobierno aún no se ha manifestado públicamente, sí lo han hecho diversos expertos sosteniendo que aunque el virus saliera de África, la epidemia no sería igual de letal en Europa por los medios sanitarios y de aislamiento de los sistemas de salud desarrollados. Por su parte, el Ministerio de Exteriores sí ha desaconsejado viajar a Liberia, Sierra Leona y Guinea bajo cualquier circunstancia.

Por su parte, la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica tiene ya un protocolo general de vigilancia de las Fiebres Hemorrágicas, por lo que los pasos a seguir en el caso de que la enfermedad llegara a España ya están definidos para su control. 

El protocolo de actuación pasa por el diagnóstico de la enfermedad en los análisis del Centro Nacional de Microbiología del Instituto de Salud Carlos III con las máximas precauciones para la recogida y traslado de las muestras, así como su coordinación urgente con las autoridades sanitarias autonómicas y estatales para su seguimiento.

La prevención del contagio es fundamental. Por ello, el transporte del enfermo se realizaría en ambulancias preparadas para su aislamiento estricto hasta una Unidad de Enfermedades Infecciosas de acceso restringido y el personal médico debería llevar un equipo de protección adecuado (mascarillas, guantes, bata impermeable desechable...), así como evitar tratamientos que provoquen el sangrado excesivo de los pacientes por la gran carga vírica de todos los fluidos corporales. Por este mismo motivo, en caso de muerte, se prohibiría el contacto por parte de los familiares y el cadáver no podría en ningún caso ser objeto de una autopsia sino que el féretro debería ser sellado e incinerado bajo la vigilancia de la Policía Sanitaria Mortuoria.

Así mismo, las personas que susceptibles de haber sido contagiadas tendrían que quedar bajo supervisión durante 21 días desde el último contacto con el enfermo, especialmente aquellos que hubieran tenido contacto físico con él o sus fluidos corporales.

El personal de limpieza deberá extremar las precauciones en las zonas potencialmente contaminadas usando fuertes desinfectantes e incluso llegando a incinerar la ropa contaminada en los casos en que fuera necesario.


Lea también:

- Petición en Change.org para la repatriación de los trabajadores sanitarios que han tenido contacto con casos de ébola
¿Qué es el ébola? Los brotes de fiebre hemorrágica vírica tienen una tasa de letalidad de hasta el 90%
La epidemia del temible ébola ha alcanzado un nivel "sin precedentes" y por primera vez ha alcanzado África Occidental
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
1 comentarios