www.diariocritico.com
Obama se va de la lengua

Obama se va de la lengua

El presidente de Estados Unidos se relajó demasiado en el programa de televisión de Jay Leno, un espacio humorístico nocturno que llevó a Barack Obama a cometer algunos comentarios políticamente incorrectos, por los que luego tuvo que disculparse.

La gobernadora de Alaska, Sarah Palin, encontró en esta ocasión la oportunidad perfecta para arremeter contra el que fue su rival en las pasadas elecciones estadounidenses. Ella, madre de un niño con síndrome de Down, consideró ofensivas las risas que se echó Obama a costa de los competidores en los Juegos Paralímpicos.

No es la única que se ha levantado en contra del sentido del humor del que es el primer Presidente en sentarse en un programa humorístico mientras sigue en el cargo. Ante Leno, Obama bromeó sobre lo mal que se le da jugar a los bolos y comparó su puntuación media a la que conseguirían los atletas de los Juegos Paralímpicos, entre risas.

"Fue un comentario degradante sobre unas personas únicas y las más maravillosas de este mundo. Y vino desde la posición más poderosa del mundo", ha dicho Palin. "Espero que ese comentario del presidente Obama no refleje lo que realmente piensa de esa comunidad".

Tras la grabación del programa y cuando aún no había sido emitido, el Presidente se dio cuenta de que su relajación ante las cámaras le había jugado una mala pasada. Fue entonces cuando llamó al presidente del Comité Paralímpico de EEUU, Tim Shiver, para disculparse.

Las palabras de Obama se llenan, así, de una evidente falta de coherencia: él, la personificación de la superación, de la lucha contra los prejuicios y estereotipos y del sueño americano, hizo en una sola broma una antítesis de su imagen.

La aparición de Obama en el 'show' de Leno, con quien charló entre risas y semblantes serios de la grave crisis económica durante buena parte del programa, ya ha levantado la primera polémica. Además, la noche del jueves dejó claro para muchos una muestra de que al final va a ser que los republicanos tenían razón y el ahora Presidente es una "superestrella" más y carne de televisión, como dijeron en campaña.

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios