www.diariocritico.com

También llegó dinero a Sri Lanka, Gibraltar, Panamá, Reino Unido y Portugal

La red de Correa desvió 4,37 millones a Suiza y otros tantos países

La red de Correa desvió 4,37 millones a Suiza y otros tantos países

La red Gürtel, dirigida por Francisco Correa, envió al exterior al menos 4,37 millones de euros desde 2004 hasta 2007, que se repartieron en transferencias a Suiza, Sri Lanka, Gibraltar, Panamá, Reino Unido y Portugal, según la querella presentada por la Fiscalía ante la Audiencia Nacional el 4 de agosto de 2008.
Estas transferencias de fondos se realizaron a través de ocho sociedades, todas ellas controladas por Francisco Correa, según se desprende de las escuchas que le ha practicado la Policía por orden del Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional, en las que se pone de manifiesto que, aunque él no aparece formalmente en ninguna de ellas, ninguna de las personas que trabajaban para estas empresas hacían nada sin que lo autorizaran Correa o "la señora", como llamaban a María del Carmen Rodríguez Quijano, la pareja de este.

   Según el escrito de la Fiscalía, los emisores de estos fondos son: De Miguel y Abogados Asociados, que trasfieren entre 2004 y 2006 225.051 euros a Portugal y Suiza a través del Banco Pastor mediante once operaciones; Caroki, que envió 135.000 euros a Sri Lanka operando con el Banco Popular; Inversiones Kintamani, remitió entre 2004 y 2007, 700.000 euros a Gibraltar, también con el Banco Pastor y Sundry Advices transfirió 342.682 euros a Reino Unido a través de Bancaja.

   También transfirieron fondos: Spinaker 2000 SL, en marzo de 2007, transfirió a Francia 74.074,07 euros a través de la Caja Laboral Popular; Tenchnology Consulting Management hizo una transferencia a Suiza con el BBVA de 63.000 euros en febrero de 2005; Real Estate Equity Portfolio envió a Panamá entre febrero y abril de 2007, un total de 2.430.574,05 euros mediante tres varias transferencias de La Caixa y finalmente, Jacobo Gordon Levenfeld realizó dos operacioens de salida de fonso por importe de 401.284 euros.

Dos sociedades para retornar el dinero del exterior

   La querella de la Fiscalía pone de manifiesto que para retornar el dinero del exterior, los cabecillas de la trama utilizaban sobre todo dos sociedades: Inversiones Kintamani SL y Caroki SL, las cuales recibían fondos en forma de suscripción de ampliaciones de capital o directamente remesas de divisas.

   El administrador formal de estas sociedades fue Luis de Miguel y cuando comenzó la investigación ya lo era Ramón Blanco. Caroki se constituyó en el año 2000, está vinculada a María del Carmen Rodríguez Quijano y ha tenido varias ampliaciones de capital hasta alcanzar un total de 1,22 millones de euros.

Resultados negativos, pero con fuertes adquisiciones inmobiliarias

   La Fiscalía pone de manifiesto la paradoja de Inversiones Kintamani, constituída en 1996 y con resultados negativos todos los años menos 2003 y 2006, a pesar de lo cual todos los años ha realizado importantes adquisiciones inmobiliarias --a Sotogrande SA, por importes de 531.921 euros en 2002 y 992.320 euros en 2004 y a Metrovacesa en 2005 por 257.223 euros--. También ha recibido sus fondos en sucesivas ampliaciones de capital suscritas por "no residentes" domiciliados en Suiza, Reino Unido y EEUU.

   Esta última sociedad tuvo como administrador inicial a la sociedad holandesa Bellavista Hokding BV y los socios constituyentes fueron Pacsa Limited, domiciliada en Islas San Cristobal y Nevis; y Rustfield Trading Limited, domiciliada en Reino Unido. En la actualidad el consejo de administración está constituido por Mollyland Inc y Premium Secretaries Limited.

   Tanto las declaraciones presentadas por Inversiones Kintamani como Caroki, del Impuesto de Sociedades y sobre el Valor añadido, son "prácticamente siempre de resultado cero o negativo", según el escrito del fiscal.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.