www.diariocritico.com
Gürtel, cuando los hampones ajustan cuentas

Gürtel, cuando los hampones ajustan cuentas

La experiencia nos enseña que la investigación de toda trama supuestamente corrupta suele comenzar cuando uno de los aspirantes a hampones -dicho sea sin acritud- deja de ser convenientemente satisfecho en sus necesidades. Por algo parecido se inició la investigación contra la red partidista más corrupta en España hasta 1991, la de Filesa, Malesa y Time Export, en la que, cuando a un chileno, Carlos van Schouwen, dejaron de pagarle determinadas cantidades, se armó de guantes, registró las papeleras, recompuso notas manuscritas rotas y con lo mismo –y otras cosas- se fue a la policía y a los medios de comunicación. Como resultado, se armó un guirigay nacional de fuerza 7 al destaparse parte de la financiación irregular del PSOE.

Pero como la historia inevitablemente se repite, otro supuesto ‘hombre bueno’, José Luis Peñas, ‘injustamente’ expulsado del grupo municipal del PP de Majadahonda por un quítame allá de un intento de venta poco clara de unos terrenos municipales con posible ganancia –a repartir, supuestamente- de unos 60 millones de euros, se volvió contra sus antaño benefactores, se armó de grabadora oculta de la ‘Tienda del Espía’ o similares, reunió papelitos y se fue a la policía y a los medios de comunicación. Y así es como ha estallado –de una manera bastante similar a la de Filesa- eso de la ‘Gürtel’. Como ya saben, el juez instructor que le puso el nombre –‘Correa’, en la lengua de Ghoete- habla poco inglés, pero parece que domina el alemán.

Diariocrítico, al igual que los grandes medios de comunicación, ha tenido acceso al sumario ‘Gürtel’ –pronunciar ‘guiiiuuurtel’- y de lo que se deduce de él es tan terrible que hasta puede poner patas arriba al Estado de Derecho. Vamos, que puede acabar en anulación de pruebas –qué tremenda coincidencia con el ‘caso Naseiro’, que ése sí que era un auténtico escándalo de financiación- y conseguir que unos supuestos choricillos que no llegan ni a la categoría de hampones se vayan de rositas y con la vejez asegurada.

De lo conocido del sumario -17.000 folios sobre los que el juez del Tribunal Superior de Justicia de Madrid Antonio Pedreira ha levantado el secreto- no se deduce exactamente que haya habido una financiación ilegal del PP por esa vía –no sé por otras, que lo diga Rajoy-, pero sí que, supuestamente, unos cuántos aspirantes a Al Capone a lo cutre se han ‘financiado’ personalmente para hacer frente a posibles crisis económicas futuras a nivel planetario. Vaya, que supuestamente se han aprovechado de sus amistades peligrosas en ciertas parcelas de poder peperas para hacerse ricos y distribuirse parcialmente la riqueza con algún que otro satrapilla. Y el denunciante, que veía pasar los fajos de uno a otro bolsillo sin hacer escala por Majadahonda –es un decir-, y una vez chafada la fiesta terrosa de la parcela arriba mencionada, escogió la ‘V’ de ‘vendetta’, pero con resultantes catastróficas: él también ha sido imputado. Es lo que tiene.

Quedan todavía casi 50.000 folios de sumario y veremos lo que ahí se contiene. Nombres gloriosos, que ahora están de los nervios y anuncian querellas a quien siquiera les mencione, podrían saltar al estatus privilegiado de los ‘vips’ de Soto del Real... o no. Pero lo que se desprende de la ‘guiiiuuurtel’ hasta el momento traspasa en poco los límites para un guión de Bigas Luna, sólo que en vez de ‘Jamón, jamón’ el título sería ‘Chorizo, chorizo’ y, en lugar de Javier Bardem, la protagonizaría supuestamente un tal Correa con un elenco privilegiado de secundarios y secundones. Y la ‘cachas’ ya no sería una ‘cachas’, sino un ‘cachas’ –hablando metafóricamente, claro-, ese oscuro objeto de deseo que fue el ex concejal de Majadahonda.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.