www.diariocritico.com

Rescate de la economía del país heleno

La eurozona se compromete a rescatar a Grecia, pero no dice cómo

La eurozona se compromete a rescatar a Grecia, pero no dice cómo

jueves 11 de febrero de 2010, 21:22h
Los países de la zona euro se comprometieron este jueves a ayudar a Grecia a hacer frente a su crisis de deuda y a acudir a su rescate si es necesario para evitar el contagio a otros países de la eurozona atacados por los mercados como España y Portugal, pero no concretaron qué medidas concretas adoptarán si se agrava la inestabilidad de la eurozona ni la ayuda financiera que prestará cada país a Atenas.
"Los Estados miembros de la eurozona adoptarán medidas contundentes y coordinadas si es necesario para salvaguardar la estabilidad financiera en la eurozona en su conjunto", reza la declaración conjunta aprobada por unanimidad por los jefes de Estado y de Gobierno de los 27. De momento, "el Gobierno griego no ha pedido ningún apoyo financiero", destaca la declaración.

   "La cuestión de las contribuciones no se planteó porque el Gobierno griego no ha pedido ningún apoyo financiero. Ello significa que el Gobierno griego cree que no necesita este apoyo financiero", explicó el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, al término de la cumbre.

   "Hay que resolver los problemas cuando se plantean. Y este problema no se plantea ahora", respondió por su parte Van Rompuy al ser preguntado por si la declaración de solidaridad significa que habrá un apoyo financiero a Grecia. El acuerdo, prosiguió el presidente de la UE, constituye un "mensaje político" con una doble vertiente: exigencia de "responsabilidad" a Atenas para que sanee sus finanzas públicas y compromiso de "solidaridad si es necesario". "Hoy no es necesario", dijo.

   En todo caso, Van Rompuy dejó claro que el compromiso "debe ejecutarse y aplicarse los días y las semanas que vienen".

   El acuerdo para ayudar a Grecia se alcanzó en una reunión entre el primer ministro griego, George Papandreu, y el presidente francés, Nicolas Sarkozy, y la canciller alemana, Angela Merkel previa a la cumbre informal de líderes de la UE que se celebra en Bruselas. En el encuentro participaron también Van Rompuy, Barroso y el presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean-Claude Trichet.

   No estuvo presente el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, pese a que España ocupa la presidencia de turno de la UE. Zapatero fue informado del acuerdo por Van Rompuy al término de la reunión organizada por Francia y Alemania, según informaron fuentes diplomáticas. El presidente del Gobierno sí participó a primera hora en un desayuno de trabajo con Barroso, Trichet, el primer ministro luxemburgués y presidente del Eurogrupo, Jean Claude Juncker, y el propio Van Rompuy.

   Zapatero defendió al término de la cumbre que tuvo un papel relevante en la búsqueda de una solución a la crisis griega. Al ser preguntado por su ausencia en la reunión definitiva con Francia y Alemania, el presidente del Gobierno admitió que Van Rompuy estimó "necesario" ese encuentro para lograr un "último esfuerzo". Van Rompuy y Barroso "saben muy bien" a quien tienen que "convencer y a quien tienen que pedir respaldo en última instancia" para cerrar un pacto, insistió.

Más medidas de ajuste en Grecia

   Los líderes europeos respaldaron "plenamente los esfuerzos del Gobierno griego y su compromiso de hacer lo que sea necesario, incluyendo la adopción de medidas adicionales, para garantizar que los objetivos ambiciosos fijados en el programa de estabilidad para 2010 y los años siguientes se cumplan". El plan griego prevé recortar el déficit 4 puntos este año y pasar del 12,7% del PIB en 2009 hasta el 2,8% en 2012.

   "Pedimos al Gobierno griego que aplique todas estas medidas de forma rigurosa y determinada para reducir efectivamente el déficit presupuestario 4 puntos porcentuales en 2010", dijeron los jefes de Estado y de Gobierno. Papandreu aseguró que cumplirá sus compromisos. "Estamos dispuestos a hacer todas las reformas necesarias para cambiar el funcionamiento del sector público en Grecia", afirmó. "Hemos hecho muchos esfuerzos para convencer a nuestros socios de que somos serios", insistió.

   "La Comisión vigilará de cerca la aplicación de las recomendaciones en contacto con el BCE y propondrá si es necesario medidas adicionales contando con el asesoramiento técnico del Fondo Monetario Internacional. La primera evaluación se hará en marzo", anunciaron además los líderes europeos. El presidente del BCE confirmó que trabajará estrechamente con la Comisión en el diseño de medidas adicionales de ajuste si Grecia se ve obligada a adoptarlas.

   Merkel y Sarkozy destacaron en una rueda de prensa conjunta al término del Consejo Europeo que la UE ha enviado una señal "muy clara" a los mercados del apoyo de los 27 a Grecia. "Grecia no está sola y ha decidido hacer los esfuerzos que se le piden. Es la respuesta de la UE, es una respuesta extremadamente fuerte", dijo Sarkozy. Los dos pusieron también de relieve la "solidaridad" europea" hacia Grecia. "Es uno de los nuestros", ilustró Merkel.

   Ni el presidente francés ni la canciller alemana quisieron no obstante adelantar si el compromiso expresado este jueves de manera unánime para acudir en ayuda de Grecia si fuera necesario implicará poner dinero encima de la mesa para aliviar la deuda griega. "Grecia no ha pedido apoyo financiero", subrayó Merkel.

   "Lo que debe saber la opinión pública europea, los ciudadanos griegos, los mercados y los inversores es que la UE va a apoyar a cualquier país que tenga dificultades graves (*). Si la situación evolucionara hacia la necesidad imperiosa de ayudar, los países europeos ayudaríamos a Grecia. Por supuesto que España también", explicó por su parte el presidente del Gobierno.

   "España siempre ha asumido su cuota de responsabilidad en la Unión Europea, como en tantas ocasiones los países de la UE han asumido su cuota de responsabilidad con España, y lo harían si fuera necesario", remachó.

   Los jefes de Estado y de Gobierno de la UE no hablaron de los ataques especulativos de los mercados que sufrieron la semana pasada España y Portugal y su compromiso de rescate se refiere sólo a Grecia, el país con una crisis de deuda más grave, según aseguró el presidente permanente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy.

   "Sólo hablamos de Grecia. Ni siquiera mencionamos a otros países. Se refiere a Grecia y sólo a Grecia", dijo Van Rompuy al ser preguntado por si la declaración de solidaridad aprobada por los líderes europeos se refiere también a otros países con problemas de calidad de su deuda.

   En todo caso, la declaración afirma que "todos Estados miembros de la eurozona deben llevara a cabo políticas nacionales sanas que se ajusten a las reglas acordadas. Tenemos una responsabilidad compartida en la estabilidad económica y financiera en la eurozona".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios