www.diariocritico.com

Cruz Roja enseñará técnicas de asistencia a 3.000 madrileños

Unas 3.000 personas se beneficiarán, hasta el próximo mes de agosto, de los talleres de formación sobre técnicas básicas de asistencia que Cruz Roja está realizando en la Comunidad Autónoma de Madrid, y que tienen como objetivo "concienciar" a los ciudadanos para que sepan "responder a cualquier situación de urgencia" que se produzca en su domicilio.

Los cursos consisten en enseñar técnicas de primeros auxilios a los ciudadanos, como la cura de heridas de distinto grado o quemaduras caseras en los que se aconseja cómo actuar ante una situación de urgencia que se pueda producir en cualquier momento, segín indicó Juan Carlos García, responsable de estos talleres.

"Nuestro objetivo es sensibilizar a la mayor parte de población posible, ya que una intervención precoz puede reducir en un gran porcentaje las consecuencias posteriores de este tipo de heridas", recalcó.

En este sentido, el portavoz de Cruz Roja hizo referencia a los contenidos aplicados en los talleres, en concreto el realizado el pasado 25 de abril en el Instituto Villaverde de Madrid, y dijo que consistían en impartir "la conducta PAS, que quiere decir Proteger, Alertar y Socorrer siempre que haya un accidente". "Después simularemos distintas heridas y enseñaremos a los alumnos a curar este tipo de contusiones", subrayó.

Diversidad de cursos
Juan Carlos García afirmó que durante estos meses se desarrollarán varios tipos de talleres formativos, algunos de ellos específicamente diseñados para personas mayores y niños, así como otros cursos dirigidos a deportistas o a estudiantes.

Asimismo, confirmó que la respuesta del público asistente a los cursos es "excelente. Los alumnos se muestran muy participativos". "Nos cuentan experiencias de casos que les han sucedido anteriormente y que no supieron tratar; también nos agradecen dar estos cursos porque les damos soluciones rápidas que ellos desconocían", apuntó.

Una de las participantes en estos cursos, María, estudiante de 19 años del Instituto Villaverde,  aseguró haber aprendido a "identificar heridas, lavando primero la zona afectada" y a no curar con antisépticos. "Es una experiencia positiva porque así sabemos cómo actuar en cada situación", matizó.  

Por su parte Laura, de 18 años y también alumna de este centro, confirmó que el taller le había "servido mucho", sobretodo a conocer las técnicas que se deben aplicar en caso de quemaduras. "A mi padre le sucedió hace poco en un accidente y no supimos cómo atenderle en ese momento, ahora será distinto", concluyó.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios