www.diariocritico.com

Análisis de videojuegos

FIFA 11: más realismo… menos online

FIFA 11: más realismo… menos online

Que mejor que un 11 del mes 11 para juzgar y analizar FIFA 11. El más esperado y, me atrevería a decir, deseado simulador de deportes del mercado salió hace ya casi un mes a la venta y como siempre la comparación con su homólogo de Konami es inevitable y necesaria.
Como ya apunté el año pasado, EA aprendió a adaptarse a las nuevas demandas de los usuarios y supo dar un giro de 360º a su producto estrella, FIFA. El simulador futbolístico por excelencia ha mejorado en muchos aspectos (gráficos, jugabilidad, ‘menús’ e inteligencia artificial) pero se ha estancado en una que se antoja fundamental en estos tiempos y en la que su máximo competidor le lleva cierta ventaja: el online.

En el apartado de gráficos y jugabilidad, FIFA sigue su buena progresión. En el aspecto gráfico ha mejorado notablemente con respecto a su edición anterior. Así, el modelado de los jugadores y su integración con el terreno de juego y la perfecta simbiosis del golpeo de balón, su textura y comportamiento dentro del campo, aderezado por los ya clásicos comentarios de Manolo Lama y Paco González han hecho que un partido de FIFA 11 sea lo más parecido a un partido real de fútbol.

En cuanto a la jugabilidad, en esta última edición, se ha complicado un poco más el pase que habrá que dirigir correctamente e imprimir la fuerza necesaria para culminarlo con éxito. Además, ayudado por la mejora del modelado, los jugadores son cada vez más ‘únicos’. Cada uno de ellos, se desplazará y comportará en el campo dependiendo de su físico y sus habilidades y rasgos especiales (en este sentido, FIFA ha incluido símbolos como hicieran en PES 2010 con el fin de que el usuario conozca mejor las habilidades de cada jugador). Los porteros han mejorado bastante y hará falta más que un simple regate para irse de los contrarios.

En lo que se refiere a reglas y nuevos mecanismos, FIFA 11 introduce la posibilidad de que los jugadores comentan falta por mano. Es cierto que esta opción aún no está del todo pulida pero la posibilidad de desactivarla es un punto más en su favor, sobre todo para los más puristas ‘fiferos’ del mundo. En cuanto a los penaltis, FIFA 11 ha mejorado la nueva manera de tirarlos que ya estrenó en el Mundial. Aún así, a un servidor le sigue pareciendo complicada la manera de tirarlos y en muchas ocasiones, un penalti, me ha  resultado más un problema que una ayuda.

Pero si de algo se puede uno quejar de este FIFA 11 es de que sigue anquilosado en el pasado, en clave internauta. Desde el revolucionario modo Live Seasson (que se mantiene en esta edición) parece que EA no se ha preocupado en demasía por su integración con la red de redes.

En este sentido podríamos decir que el modo online tiene una cara y una cruz. La cara, los novedosos partidos 11 contra 11 (donde 22 usuarios pueden medirse en un mismo partido) y la cruz, para los partidos cara a cara en los que las penalizaciones a los ‘ladrones de victorias’ (aquellos usuarios cobardes que se van de la partida cuando van perdiendo) sigue brillando por su ausencia.

En definitiva, un modo online que en mi opinión aún deja mucho que desear y que, futuras actualizaciones al margen, ha provocado que muchos compradores se decante por otros simuladores de fútbol aún reconociendo el realismo de FIFA 11. Y es que a pesar de haberse convertido en sinónimo de realidad y en un juego referencia, con FIFA 11, EA sigue sin ponerse en la piel del nuevo jugador de consolas que demanda más interactividad que realidad.

No se pierda nuestro 'Canal Videojuegos'


Lea también:

La ley ampara criticar a los jefes en Facebook
La ley ampara criticar a los jefes en Facebook


Xbox 360 sigue vendiendo más que PS3
Xbox 360 sigue vendiendo más que PS3


Bob Esponja triunfa hasta en las falsificaciones
Bob Esponja triunfa hasta en las falsificaciones
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios