www.diariocritico.com
Los intereses del PP por la ley Sinde

Los intereses del PP por la ley Sinde

La negociación a toda carrera por parte del PSOE para lograr que la llamada ley-Sinde no fuera tumbada – como finalmente lo fue- en la Comisión de Economía del Congreso, tuvo una ‘intrahistoria’ un tanto rocambolesca. En el PSOE aseguran que a eso de media tarde, después de constatar que CiU les daba definitivamente la espalda, “un hombre de FAES” – léase su secretario general, el diputado Jaime García-Legaz- , y el diputado Baudilio Tomé, responsable de Estudios y Programas del PP, ofreció a la ponente socialista, Montserrat Colldefors, llegar a un acuerdo a cambio de que el PSOE aceptaran todas las enmiendas que han presentado al texto.

Fuentes del la dirección del Grupo Socialista afirman que cuando estaban a punto de  cerrar una enmiendas transaccional, el secretario general del Grupo Popular, José Luis Ayllón, ordenó “romper  la baraja” siguiendo “instrucciones” de más arriba, claro.

“El PP en realidad lo que finalmente hizo es votar en contra de sus propias enmiendas, que nosotros aceptamos en su mayoría”, argumentaban con enfado los socialistas, que acusan a los de Rajoy de “querer rentabilizar la derrota del PSOE y apuntarse una nueva victoria frente al Gobierno” pese a estar en el fondo de acuerdo con la ley.

La versión que dan en el PP es totalmente diferente. Para empezar, desmienten enfáticamente que FAES tuvieran papel alguno en la negociación ya que apuntan que los portavoces ‘autorizados’ para negociar la ley eran, - a parte de Soraya Sáenz de Santamaría y Ayllón- ,  el responsable de Cultura, José María Lasalle, y el número tres del equipo de Economía, Álvaro Nadal. Aseguran que desde el principio la portavoz del grupo, dejó claro a su homólogo del PSOE, José Antonio Alonso, que ellos querían que admitieran "sin trocear" su paquete de enmiendas, que incluía la eliminación del llamado canon digital y cambios en el arbitraje de la propiedad intelectual, a lo que Alonso y el ministro de la Presidencia, Ramón Jáuregui, se negaron en rotundo, con lo cual no hubo acuerdo.

La pregunta que queda en el aire es saber en nombre de quién intervinieron García-Legaz y Baudilio Tomé, dos hombres de Aznar en FAES, en donde es evidente que les hubiera gustado que la ley saliera adelante.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.