www.diariocritico.com

Los grupos presentan sus propuestas de resolución

El terrorismo centrará de nuevo el debate de las resoluciones

· El PP se quedará solo; IU reclama “unidad”; el PSOE renuncia a su moción

Era inevitable y el terrorismo de ETA se ha colado, como otras veces, en la vida política determinando los derroteros del reciente Debate de Nación. Así, bastantes de las propuestas finales de los grupos parlamentarios, que se votan este jueves, tienen que ver con este tema. Pero hay algunas que ya nacen 'estériles' antes de llegar a la cámara, como por ejemplo la del PP, que pide que se entreguen las actas de la 'negociación' y que se derogue la resolución de 2005. Nadie la apoyará. Tampoco parece tener muchas simpatías la de IU, que propone un nuevo pacto contra ETA. Y el PSOE, por su lado, ha renunciado a su moción.

Confirmado: habrá resolución del PP sobre terrorismo para su votación el jueves, jornada final del debate del estado de la Nación. El anuncio lo hizo el portavoz parlamentario Eduardo Zaplana, poco antes de que finalizara el plazo de presentación de iniciativas explicando que en ella se pide que el Congreso revoque la resolución aprobada en 2005 en la que se autorizaba al Gobierno a iniciar un diálogo con ETA para buscar la paz siempre en ausencia de la violencia. El PP, además, exige en su moción que el Gobierno entregue al Parmanento la actas de las reuniones que mantuvo con ETA durante el proceso de paz.

En una rueda de prensa en el Congreso, Zaplana justificó la petición de su grupo en que en este momento “los tiempos no aconsejan un acuerdo de esa naturaleza”. “Mantener ese acuerdo vivo es seguir dando oxígeno a los terroristas. Ese acuerdo ha demostrado que no era adecuado”, añadió, desvelando después que había hablado esta misma mañana con el portavoz del PSOE, Diego López Garrido, para anunciarle la decisión de su grupo.

El PSOE no aceptará esta propuesta porque, como el propio Zaplana reconoció , ambas formaciones no han sido capaces de ponerse de acuerdo “en lo más elemental”, como es la lucha contra ETA. Los populares saben también que ningún otro grupo parlamentario apoyará su moción, pero aseguran que no les importa. “Nuestra preocupación es mantener la coherencia en la defensa de la libertad y los derechos”, explicó Zaplana.

A juicio de los populares, el proceso de paz y la ruptura de la tregua ha dejado al presidente del Gobierno en una situación de “debilidad” y sin ninguna “credibilidad” ante los ciudadanos, errores que solo se solucionarían entregando en el Congreso las actas de las negociaciones con la banda para que se sepa “qué acuerdos y compromisos” pactaron.

A parte de esta polémica iniciativa sobre terrorismo, el PP ha presentado otras resoluciones de contenido social y económico además de una en la que se insta al Gobierno a “garantizar el estatus jurídico y constitucional de Navarra”; otra en la que piden que se retire la Ley de Memoria Histórica y una tercera para que el Reglalmento de la Cámara garantice que el líder de la oposición tampoco tenga límite de tiempo en sus intervenciones, evitando así “que tenga que estar constantemente el reloj”, según comentó Zapalana . En el PP se quejan de que mientras Zapatero empleó en su réplica 57 minutos, Rajoy solo habló 17.

El PSOE renuncia a presentar su moción sobre ETA

Al final los socialistas renunciaron a presentar su propia resolución sobre terrorismo y dejaron que fuera IU quien tomara la iniciativa. López Garrido tuvo duras palabras contra el PP por su empeño en “dividir” a los grupos. El PSOE defenderá este jueves en pleno sus doce mociones para incrementar entre las que destacan una para incrementar en 2008 las dotaciones que permitan aplicar la ley de Dependencia y otras relativas a la protección y ayuda a las familias y a la política de inmigración.

En materia económica, el PSOE ha impulsado una propuesta sobre política industrial, empleo y productividad, y otra sobre la agricultura con la que se pretende dar apoyo al medio rural, el sistema cooperativo y la pesca.. El desarrollo de la ley de Igualdad, medidas concretas para impulsar el desarrollo de la Ley Orgánica de Educación y la Ley Orgánica de Universidades y la política exterior y de cooperación al desarrollo son otras de las propuestas presentadas por los socialistas.

IU toma la iniciativa con su moción sobre el terrorismo

Por el contrario, IU fue el grupo parlamentario que si se decantó por redactar una resolución sobre política antiterrorista de cuatro puntos en la que se insta al Gobierno a “trabajar por el fin de la violencia terrorista con respeto absoluto a las reglas del Estado de derecho; a articular con las fuerzas democráticas una respuesta compartida frente al terrorismo; compartir información estrategias y medidas en la materia y avanzar hacia un amplio Pacto frente al terrorismo y por la Paz que pueda ser suscrito por todas las fueras políticas democráticas.

El socialista Diego López Garrido se mostró dispuesto a estudiar la propuesta porque “no está hecha con el propósito de dividir”, mientras arremetía contra la del PP por que va dirigida justo a todo lo contrario. En varias de sus resoluciones, la coalición que lideran Gaspar Llamazares y Joan Herrera insta al Gobierno a retirar las tropas de Afganistán, a liderar un Pacto de Estado contra la corrupción urbanística y promover una progresiva reducción de la energía nuclear. IU ha pactado también tres mociones con el PSOE relativas a dependencia, inmigración y educación.

El PNV contra las torturas a presos y detenidos

El PNV ha presentado también sus doce propuestas entre las que no hay ninguna relacionada con el terrorismo. Sin embargo, piden la inclusión de los funcionarios de la Ertzaintza entre los agentes del acuerdo de Schengen, y demandan que se dé cumplimiento a las obligaciones que asumió con la firma y ratificación del Protocolo Facultativo de la Convención contra la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles Inhumanos o Degradantes y que le son exigibles desde su entrada en vigor conforme a su contenido.

En esta última resolución pide que se solicite de la Fiscalía General del Estado la especial dedicación y diligencia en la persecución de estas prácticas criminales tipificadas bajo la rúbrica “de las Torturas y otros Delitos contra la Integridad Moral”, y que se asuma el compromiso firme de excluir las condenas por estos delitos de toda posibilidad de indulto.

Entre las anunciadas destaca también aquella en la que solicita al Gobierno socialista que cumpla con el Estatuto de Guernica y que se culminen las transferencias pendientes. También demanda la ubicación de la Comisión Nacional de la Energía (CNE) en el País Vasco, la transferencia en materia de ferrocarriles y el cumplimiento de las resoluciones del Tribunal Constitucional sobre competencias autonómicas en materia de crédito, banca y seguros.

Los nacionalistas vascos plantean además que la anunciada medida de apoyo a la familia que se materializa en una subvención de 2.500 euros por hijo, según anunció en el debate Zapatero, lo sea sólo de común acuerdo con las comunidades autónomas.

ERC escenifica su distanciamiento con el Gobierno

Los que escenificaron el gran enfado que mantienen con el Gobierno fueron los dirigentes republicanos. El portavoz de este grupo, Joan Tardá anunció que “por primera vez, ERC no va a presentar ninguna resolución conjunta con el PSOE” dado que los socialistas se han negado a aceptar el calendario de cumplimientos que les han propuesto. Es más, condicionaron el apoyo a los presupuestos generales del estado al cumplimiento de las propuestas que defenderán en el pleno este jueves, encaminadas al cumplimiento y desarrollo pleno del Estatut de Cataluña, y más en concreto a la “disposición adicional tercera relativa a las inversiones en infraestructuras”.

Tardá exigió “que se ejecuten las obras en Cataluña con dinero español en cumplimiento de una ley que también es española”. Otras de las condiciones que piden es que se hagan públicas las balanzas fiscales que el vicepresidente primero y ministro de Economía, Pedro Solbes, “tiene escondidas en su cajoncito particular”. “Si esto no se cumple – amenazó Tardá- que no nos vengan a buscar para nada”.

En otra de las iniciativas ERC insta al Gobierno a que “antes del 31 de diciembre devuelva a la Generalitat los documentos del archivo de Salamanca “que el ejército franquista robó a punta de bayoneta”. Tardá adelantó su rechazo a la propuesta del PP sobre terrorismo califcando de “sandez” la exigencia de que el Gobierno entregue las actas sobre las negociaciones con ETA.

CiU centra sus propuestas en el despliegue del Estatut

Más duro con el PP fue el portavoz de CiU José Antoni Duran i Lleida con la propuesta del PP sentenciando que es “insensata, incomprensible e injustificable” pedir las actas de las reuniones con la banda etarra. “El PP se ha quedado con la banda sonora rayada”, dijo Durán i Lleida.

Por otro lado, lamentó que ERC no haya querido presentar con ellos ninguna resolución relativa al desarrollo del Estatut, cuyo despliegue piden al Gobierno. Junto a esto, los nacionalistas catalanes exigen la “mejora y el traspaso de los servicios de cercanía en Cataluña”,; “garantizar la llegada de la alta velocidad a la frontera francesa en el 2099 y replanteamiento del túnel de la Sagrada Familia”. En materia social y económica han presentado varias resoluciones encaminadas al “desarrollo del sistema de atención de la dependencia y mejora de pensiones”, “nuevas actuaciones de apoyo a las familias” así como la “mejora de la calidad, estabilidad y productividad del empleo”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios