www.diariocritico.com

Rajoy se lamenta ahora del efecto 'dañino' del rescate en la solvencia de España

Bruselas le niega el pan a Rajoy y rechaza el rescate directo a la banca sin efecto en la deuda

Bruselas le niega el pan a Rajoy y rechaza el rescate directo a la banca sin efecto en la deuda

martes 19 de junio de 2012, 13:26h
Si el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, busca la manera de que el rescate a España no compute como deuda pública, puede encontrarse con la puerta en las narices. Fuentes europeas han asegurado este martes que el Eurogrupo espera que España pida finalmente las ayudas tan pronto como se conozca la evaluación de la banca que ultiman las consultoras Roland Berger y Oliver Wyman, y que hay una "fuerte preferencia" entre los países del euro para conceder las ayudas a través del fondo de rescate permanente (ESM, por sus siglas en inglés). Es decir, con impacto en la deuda y el déficit.

- El consuelo de Bruselas: 'la presión de los mercados sobre España no es soportable'
- ¿Más dudas para los mercados?: se retrasan hasta septiembre las auditorías de los bancos españoles
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha dejado patente en la cumbre del G20 en los Cabos (México) lo que no se atrevió a decir en España y en Bruselas: su descontento por el mecanismo de ayuda a la banca española, que considera "tremendamente dañino" porque vincula el riesgo bancario al riesgo soberano. Pero el Eurogrupo y la Comisión Europea han insistido de nuevo que las reglas vigentes del fondo de rescate europeo impiden que la ayuda pueda ir directamente a los bancos españoles en apuros, como ha vuelto a plantear el Gobierno de Mariano Rajoy, cada vez más acorralado por la desconfianza de los mercados hacia su gestión que se traduce en una penalización a la deuda pública española.

La declaración final que adoptará la cumbre del G20 mañana, según el borrador al que ha tenido acceso EFE, apunta en este mismo sentido, pues insta a los socios europeos del G20 a "mejorar el funcionamiento de los mercados financieros, y a romper el vinculo entre deuda soberana y bancos". No obstante, en el mismo comunicado, el G20 da la bienvenida a la decisión del Eurogrupo de dar apoyo al FROB para recapitalizar la banca española.

Los componentes del Eurogrupo (es decir, los 17 países del euro) se reunirán el jueves en Luxemburgo, pero fuentes europeas destacan que a pesar de las apetencias de España el programa asociado al rescate tendrá "estricta condicionalidad". Si llega la petición española a tiempo, el Eurogrupo empezará a discutir las condiciones, relacionadas con la venta de activos de la banca, la necesidad de fusionar o incluso liquidar entidades y, en fin, la obligación de subir varios peldaños en la restructuración de la banca, en especial de las antiguas cajas.

En su intervención a puerta cerrada ante el plenario de la cumbre del G20 que se celebra en Los Cabos (México), según han explicado fuentes del Gobierno español, ha puesto sobre la mesa los problemas que está sufriendo la deuda soberana española en los mercados tras el anuncio de la ayuda concedida por el Eurogrupo a la banca española. Esta ayuda, según acordó el Eurogrupo hace diez días, se establecería mediante una línea de crédito que se concedería al Fondo de Reestructuración Bancaria Ordenada (FROB), organismo de titularidad pública que sería el encargado de inyectar el capital en la banca.  En el plenario del G20, Rajoy ha reclamado a la eurozona un calendario "preciso y concreto" para avanzar en una unión fiscal y bancaria. Unión que, ha dicho, debe incluir, un supervisor único para el sistema financiero, un fondo de garantía de depósitos común y un mecanismo también común para reestructurar las entidades financieras.

Tras el anuncio, la deuda soberana española sufrió un duro castigo en los mercados, hasta el punto de que el lunes el bono español se cambiaba en los mercados con una rentabilidad récord en la era del euro, por encima del 7,2 por ciento, y la prima de riesgo tocó los 585 puntos. Este martes, no ha bajado de los 560 puntos en lo que va de jornada bursátil, aunque la bolsa sigue luchando por el verde.

La injerencia de Alemania

El Gobierno español era partidario de que la ayuda europea se inyectase directamente en la banca, sin implicar al Estado, para que no afectase a la deuda soberana española, si bien no salió adelante por la oposición de varios miembros del Eurogrupo liderados por Alemania. Horas antes también se había hecho eco de este problema el presidente de la Comisión Europea, Jose Manuel Durao Barroso, quien explicó que la Unión Europea (UE) quiere "favorecer un sistema (para la concesión de esa ayuda) que evite la contaminación de la deuda soberana por parte de la deuda financiera".

Barroso dejó entrever que el mecanismo que se utilizará para revitalizar a la banca española está por decidir. "Cuando España formalice su petición -dijo- se abrirá una conversación con los Estados miembros para decidir cual es la mejor forma de hacerlo". "No puedo decir cuál será", apuntó Barroso, pero dejo claro que la Comisión quiere "un sistema que evite la contaminación de la deuda financiera y la deuda soberana, porque esto puede tener consecuencias negativas para los mercados".

Rajoy ha defendido el euro como un proyecto político que ha sido beneficioso para los ciudadanos europeos y del resto del mundo y se ha mostrado convencido de que las próximas reuniones serán claves para el proyecto de integración europea, en referencia al Consejo Europeo de fin de mes y la cita que mantendrán el viernes en Roma España, Italia, Francia y Alemania. Según las fuentes del Gobierno español, no ha habido en la primera sesión plenaria de la cumbre ninguna mención concreta a España y la mayoría de las intervenciones se han centrado en los problemas que atraviesa la zona euro y en sus necesidades de integración para proteger la moneda única.


Cancelaciones

El presidente de EEUU, Barack Obama, y cuatro de los líderes europeos asistentes a la cumbre, Rajoy, Monti, Hollande y Merkel, han aplazado la reunión que tenían previsto celebrar para hablar de la crisis en la eurozona. El encuentro iba a celebrarse tras la cena de trabajo que compartieron los líderes del G-20 en este balneario turístico en Baja California Sur (noroeste de México), pero al retrasarse toda la agenda han acordado reunirse en otro momento, según han informado fuentes del Gobierno español. Esas mismas fuentes no han precisado si la reunión se celebrará finalmente este martes, último día de la cumbre del G-20.

Lea también:

- El consuelo de Bruselas: 'la presión de los mercados sobre España no es soportable'
- ¿Más dudas para los mercados?: se retrasan hasta septiembre las auditorías de los bancos españoles
- Camino de los 600 puntos básicos: ¿Por qué sube la prima de riesgo en España?
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Foro asociado a esta noticia:

  • Comentarios

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    8310 | argantonio - 20/06/2012 @ 00:25:40 (GMT+1)
    Es patético lo de este hombre y lo de este paisanaje que tan estúpida como legalmente le ha dado tan inmerecida mayoría absoluta para pastorearnos.

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.