www.diariocritico.com
Un cierre de campaña algo bronco

Un cierre de campaña algo bronco

viernes 23 de noviembre de 2012, 22:44h
Confieso que salí del mitin de cierre de campaña de CiU, en el Palau Sant Jordi de Barcelona, con el ánimo algo encogido, al revés probablemente de lo que les ocurría a las decenas de miles de asistentes que llevaban banderas cuatribarradas, algunas esteladas y bastantes europeas. El Artur Mas que pedía el voto lo hacía en un tono de abierta confrontación con el 'Estado español', al que lanzó algunas duras advertencias, con vagas promesas de que, a partir de este domingo, las cosas van a ser diferentes, porque "vamos a proseguir hacia adelante".
 
Estuve en el mitin de cierre de campaña del PNV en el pabellón de La Casilla, en Bilbao, y aquello poco tenía que ver con el tono bronco y de bronca empleado por Mas y, lo que me resulta más sorprendente, también por su socio de Unió, Josep Antoni Duran i Lleida. Ellos no pronunciaron la palabra 'independencia', pero sí lo hicieron los tres oradores "no militantes" a los que el president de la Generalitat invitó a hablar tras él para cerrar un mitin en el que los gritos independentistas fueron muy coreados. Qué duda cabe de que las acusaciones de corrupción lanzadas por algunos medios 'de Madrid' han espoleado los ánimos, han radicalizado aún más las posiciones.
 
No fueron palabras constructivas hacia el resto de España -esto lo digo yo, no Mas, claro-las del mitin con el que se cerraba la campaña más dura, irregular y conflictiva que recuerdo haber vivido en más de treinta años de asistencia, como periodista, a este tipo de actos. Duran y Mas hasta hablaron en inglés, a los periodistas "extranjeros" que cubrieron la campaña, asegurándoles que Cataluña es "la nación más antigua de Europa y una de las más antiguas del mundo". En español no se habló ni una sola palabra.
 
Ignoro qué ocurrirá este domingo en las urnas y menos aún, por supuesto, se puede saber lo que sucederá a partir del lunes, cuando los partidos, todos los partidos, y los gobiernos, Generalitat incluida, empiecen a reaccionar tras los resultados. Solo sé que se ha iniciado una nueva era, imparable, y que las heridas que han dejado las últimas semanas van a ser difíciles de curar. Es la sensación, algo triste y apesadumbrada, con la que salí este viernes por la noche del Palau  Sant Jordi.

Vea también:


- Mas lanza duras advertencias al 'Estado español': la soberanía irá adelante con o sin su mayoría
- Cospedal arropa a Sánchez-Camacho y reclama "frenar la deriva sin sentido" del independentismo
- Los rivales de Mas se le echan encima en el debate al conocer que no obtendrá mayoría absoluta
- Especiales: elecciones 25-N | Debate sobre el futuro de Cataluña
 
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

1 comentarios