www.diariocritico.com

Los independentistas catalanes se rebelan en el Congreso

Esquerra llama a la insumisión contra el Estado para defender el catalán en las aulas: '¿Enviarán guardias civiles a cada escuela?'

Esquerra llama a la insumisión contra el Estado para defender el catalán en las aulas: "¿Enviarán guardias civiles a cada escuela?"

> Cargan contra el ministro Wert, al que recibieron con pancartas en las Cortes

miércoles 12 de diciembre de 2012, 13:56h
Rebelión en el Parlamento: los independentistas de ERC han llamado a la insumisión contra las leyes del Estado bajo el grito "No nos moverán. No acataremos", lanzado por el diputado Alfred Bosch a la cara del ministro de Educación, José Ignacio Wert. Este miércoles ha sido aciago para Mariano Rajoy, pero también para su ministro de Educación, y para el de Justicia, Ruiz-Gallardón. Contra Wert y 'su' reforma educativas se han rebelado todos los grupos de la Cámara Baja, pero con más espectacularidad los de ERC.

- Consulta independentista en 2014: CiU y Esquerra cierran un acuerdo
- A lo que renuncia Esquerra apoyando un gobierno conservador
- Así fue el programa de ERC en las elecciones>>
Mientras los otros diputados de ERC blandían desde sus escaños carteles con la leyenda "Keep Calm and speak catalan" ("Manten la calma y habla catalán"), su portavoz, Alfred Bosch, gritaba a pulmón partido que "No nos moverán. No acataremos" la reforma educativa de José Ignacio Wert y mucho menos la equiparación del castellano al catalán en la enseñanza en aquella región autonómica. Bosch comparaba la reforma educativa del Gobierno con el franquismo, y afirmaba a grito pelado que no iban a respetar la ley ni aunque le mandaran la Guardia Civil.

En ese sentido, el diputado independentista preguntaba a Wert que si para hacer cumplir la futura ley en Cataluña el Gobierno va a poner un guardia civil en cada aula, y hacía subir el debate de tono preguntando, a grito pelado, "por qué quiere liquidar la escuela en catalán" y advirtiendo de que el Gobierno no conseguirá romper a la sociedad catalana "por la lengua u origen": "Ya vale de tonterías con la lengua, ya vale de tocar lo más querido. Estamos hartos de su prepotencia y malas intenciones".

Todos contra Wert, 'el ministro talibán de la Conferencia Espiscopal'

La insumisión, o más rebelión, anunciada por Bosch fue espectacular, pero en realidad, éste ha sido un miércoles negro para el ministro de Educación, como también lo fue para el presidente Rajoy y la vicepresidenta Sáenz de Santamaría y para el aún ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón. Lo cierto es que contra Wert se han lanzado absolutamente toda la oposición parlamentaria.

Por ejemplo, en un tono muy similar al de Bosch, el diputado de ICV Joan Coscubiela acusó al ministro de Educación de querer "uniformar y segmentar" (como hiciera Franco) al alumnado con su reforma educativa, expulsando del sistema a los 'fracasados' para que dejen de ser un 'obstáculo' para los 'excelentes'. También le acusó de querer "mercantilizar" la enseñanza favoreciendo al modelo privado, segregando al alumnado por sexo y favoreciendo a la jerarquía católica: "Es un modelo talibán".

Como no hay dos sin tres, el parlamentario del PSC Francesc Vallès tomó el testigo para advertir al Gobierno que ha generado "un conflicto social y civil" por el tratamiento de las lenguas en el borrador y ha insistido en que si Wert quiere "imponer" una lengua sobre otra, "debería ser cesado": "Su mandato tiene fecha de caducidad y la lengua seguirá ahí porque va a contar con la oposición de todo un pueblo". Desde la bancada socialista se le ha dicho con mucha sorna a Wert que "usted será el ministro de la Conferencia Episcopal".

Y como no hay tres sin cuatro, el broche final lo puso el portavoz de CiU, Josep Antoni Duran i Lleida, que bajó a la arena política para comparar el "ataque" de Wert al catalán con los intentos de "Felipe V y Franco" de acabar con esta lengua cooficial con el castellano a través de la Ley de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), presentada la pasada semana por el Gobierno.

"El castellano no corre ningún peligro y somos los primeros interesados en que se conozca esta lengua, pero a nuestra manera, tal y como lo ha defendido la comunidad educativa", dijo Duran, para quien el Gobierno "se equivoca" porque la lengua "no es negociable" para los catalanes. Dijo Duran que "no se había menospreciado tanto la lengua catalana desde 1978 como lo hace este texto".

Duran pidió a Wert que "retire su proyecto o presente su dimisión, y si no lo hace, sea muy consciente de su responsabilidad ante lo que va a suponer en Cataluña el impacto de la aplicación de su anteproyecto de ley".

El ministro perdió los papeles... y hasta el Ipad

Lo curioso de todo este debate es que el ministro Wert parecía que había ingerido un barreño de tila, porque no perdió la sonrisa en ningún momento ni apenas dijo una palabra más alta que otra en todo el debate. Eso sí, perdió los papeles... y el iPad, según explicó él mismo en el patio de la Cámara Baja antes de abandonar la sede parlamentaria: "He perdido los papeles, literalmente", comentó ante un grupo de periodistas después de protagonizar el grueso de la sesión de control al Gobierno. Papeles e iPad aparecieron minutos después en un de los despachos del Parlamento.

Minutos antes, en sus réplicas a los portavoces de la oposición, Wert defendió que "tenemos que encontrar una fórmula y estoy seguro de que tienen la voluntad de encontrarla para que, a partir de ahí, seamos capaces de establecer bases duraderas y sostenibles para la convivencia lingüística y cultural". Reiteró que "sigue siendo una fantasía decir que hay un ataque al modelo de inmersión lingüística al catalán" y repitió que solucionar la actual situación de fracaso escolar con esta reforma educativa es "tan importante" que todos los esfuerzos que se hagan para encontrar el consenso los dará "por bien empleados".

Para Wert, todo esto es "una batalla absolutamente artificial", porque "nosotros no tenemos la menor intención de atacar la escuela en catalán", e incluso elogió el modelo del País Vasco, que es el "único" que combina la inmersión lingüística y el bilingüismo integrado "dejando espacio a las familias para que decidan".

Al portavoz socialista, en concreto, le pidió que se centrara en lo "medular" del sistema educativo y le recordó que las pruebas para el informe internacional publicado el martes se realizaron cuando ellos gobernaban: "Eso es lo importante y por lo que nos van a pedir cuentas nuestros hijos y nietos", ha subrayado el ministro, al tiempo que ha asegurado al diputado del PSOE su "firme voluntad" de alcanzar un acuerdo.


 

Lea también:
- Consulta independentista en 2014: CiU y Esquerra cierran un acuerdo
- A lo que renuncia Esquerra apoyando un gobierno conservador
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.