www.diariocritico.com
El sexo es vida: El ciclo de la respuesta sexual

El sexo es vida: El ciclo de la respuesta sexual

- Por Ana de Calle

viernes 15 de febrero de 2013, 08:32h

Para Masters y Jhonson hay un modelo de respuesta que tiene cuatro fases: excitación, meseta, orgasmo y resolución, midiendo y anotando los cambios que se producen en el cuerpo en cada una de ellas. Como ejemplo : en la fase de excitación se produce la lubricación vaginal en la mujer, y la erección del pene en el hombre, además de otros cambios fisiológicos, en ambos. En la fase de meseta lubrican más los dos, se acelera el ritmo cardíaco y la respiración ...

En la fase de orgasmo se produce la eyaculación y las contracciones del esfinter anal, en el hombre. En la mujer las contracciones del útero, del cuello vaginal y del esfinter anal. En la última fase la de resolución, el hombre vive el periodo refractario, y en la mujer disminuye con lentitud la congestión pélvica y enseguida puede recuperarse y volver a la fase orgásmica.

Este modelo lo modificó Helen Kaplan (1979) que creó el concepto de deseo en la fase previa a la excitación, y suprimió la fase de meseta. Y es que la Dra.Kaplan se dio cuenta de que a sus pacientes les costaba sentir el deseo para alcanzar otras fases de la respuesta sexual, y estudiando con detalle esta primera fase consiguió descubrir el origen del problema.

Antes de estimular física o psicológicamente a la pareja aparece la fase del deseo, que se llama también libido.

Y fue Kaplan la que dijo que las primeras sensaciones sexuales las provocan elementos químicos que el cuerpo posee como la testosterona, que es la hormona sexual masculina y que también está presente en el cuerpo de la mujer. Es aquí cuando aparece la excitación sexual. El ciclo de la respuesta sexual humana consta de cuatro fases : deseo, excitación, orgasmo y resolución.

Sabemos que la fase del deseo es un elemento inicial en el ciclo de la respuesta sexual, aunque a veces el deseo es posterior a la excitación sexual, pero si hay una estimulación adecuada aparecerá el deseo, que conducirá hacia las siguientes fases y terminará con el placer en la relación sexual.

Establecidas estas fases observaron las dificultades que tenían las parejas que luego trataban en terapia, como falta de orgasmo, problemas con la penetración o la erección, eyaculación rápida...

Hoy en día además de centrarnos en el deseo, la excitación, y la falta o no de orgasmo, nos interesa la historia sexual de la persona, su biografía erótica y cómo vive como hombre o mujer. ¿Está satisfecho con su vida sexual? ¿Experimenta una sensación de bienestar que se suele producir después de vivir el sexo, con orgasmo o no, con penetración o no?

Para orientar e informar y para vivir la Sexualidad con un grado de satisfacción, estamos los sexólogos: para educar en una Sexualidad sana y para que los encuentros sexuales no sean obligados sino elegidos y deseados.

_____________________________

Ana de Calle
Sexóloga y Terapéuta de Pareja
www.elsexoesvida.com

Anteriores artículos:

- Si el hombre se masturba ¿por qué lo hace?
- El matrimonio no consumado
- Coito doloroso en el varón
- La destreza del hombre en el sexo
- La ignorancia sexual
- La nueva erótica masculina
- Todos los artículos de Sexualidad>>

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios