www.diariocritico.com

El niño de dos años ingresado en el hospital ya está en planta

Un joven de 17 años acude al hospital al saber que el pitbull que atacó a tres niños tenía la rabia

viernes 07 de junio de 2013, 07:26h

Un chico de 17 años, varón, que estuvo en contacto con el pitbull que agredió a tres chicos el pasado fin de semana en Toledo, ha acudido al hospital tras conocer que el animal tenía la rabia.

Fuentes de la Dirección General de Salud Pública han confirmado este extremo y haN valorado que gracias a los protocolos de actuación que se han activado, este joven haya decidido acudir al centro sanitario.

Los análisis realizados al cadáver del perro de la raza pitbull que atacó el pasado sábado a tres niños en Toledo han dado positivo en el virus de la rabia.

 El Instituto de Salud Carlos III de Madrid ha sido el encargado de realizar este estudio, y tras conocer sus resultados se ha procedido a vacunar a los tres niños que fueron atacados.

   Desde Sanidad han asegurado que no existe ningún riesgo de contagio para los niños, pero han aconsejado que si algún ciudadano ha estado en contacto con este perro acuda a ponerse la vacuna.

   Además, la Consejería está estudiando el origen del virus contraído por el perro, y no descartan que el animal hubiera salido de España.

El niño de dos años atacado por un pitbull, el único ingresado en el Hospital Virgen de la Salud de la capital regional, ha sido trasladado a planta este jueves

Tres ataques en el mismo día

Era a las 13.30 del sábado cuando una niña de 6 años  de nacionalidad china resultaba herida tras la mordedura del perro en las inmediaciones del Cristo de la Luz, según la información facilitada por el Ayuntamiento de Toledo. Posteriormente, a las 19.30 horas, el can agredió a un pequeño de 2 años que se encontraba en el Parque del Crucero y 10 minutos después mordió a otro niño de 12 años, también de nacionalidad china, que se encontraba en el Paseo de San Eugenio. 

El niño de 2 años de edad fue operado mientras que los otros dos pequeños tan solo sufrieron heridas leves. 

El perro fue acorralado alrededor de la 1.30 horas por agentes de Policía Local y Policía Nacional, siendo abatido por estos últimos. Finalmente, el animal fue puesto en disposición de los servicios de la perrera municipal. 

El propietario del perro fue localizado gracias al micro chip que él mismo llevaba insertado.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


+

0 comentarios