www.diariocritico.com
Con 'D' o sin 'D', sigue siendo Cospedal

Con 'D' o sin 'D', sigue siendo Cospedal

viernes 31 de enero de 2014, 19:34h

En el transcurrir de la vida nos encontramos con distintas y diversas situaciones las cuales calificamos, cada cual como cree conveniente, de una u otra forma. Pero estas situaciones de por si, en muchos de los casos, no serían nada más que una simple anécdota a no ser por el trasfondo que conllevan, o lo que es lo mismo, la repercusión de las mismas en terceros.

Nos podemos encontrar con situaciones rocambolescas, indecentes, graciosas, inhumanas, felices, ingratas, incómodas etc., pero, sin duda alguna, y sin jugar ningún papel en algunas de ellas, nos afectan aunque sea en conciencia, al menos, para los que pueden presumir de tenerla.

Una de ellas, que se ha conocido a través de algún medio de comunicación, es de esas que no sabríamos como calificar con exactitud, donde también podríamos decir eso de: "no sé si llorar, reír o echar pesetas".

La secretaria general del PP y presidenta de Castilla-La Mancha, Dolores "DE" Cospedal, y ante la duda por mi parte de que esto sea otro simulacro en diferido, le dice a la prensa que cuando se refieran a ella le quiten el "DE" que lleva su apellido porque esto "la aleja del pueblo". Esta situación podría ser una simple anécdota a no ser que, como hacia referencia al principio de este artículo, lleve un trasfondo que, en este caso, es bochornoso e indignante, donde la falta de vergüenza queda muy patente.

A las personas no se las juzga y/o califica por su nombre o apellido, sino por su actitud como tales, más si cabe, cuando estas ostentan un cargo público de responsabilidad. Personalmente, como a cualquier otra persona, me podrán querer, odiar, ignorarme etc,. pero no por llamarme Enrique, sino por mis decisiones, actitudes y forma de ser ante los demás, por supuesto, siempre partiendo de la base de los errores y virtudes que todos tenemos y desarrollamos en el transcurrir de nuestras vidas.

Aun así, sin la pretensión de querer engrosar las ya abultadas nóminas de asesores en nuestro país, me voy a permitir el lujo de intentar asesorar a nuestra presidenta, por supuesto con toda la humildad del mundo y gratuitamente, para acercarla al pueblo, cuestión que parece preocuparle y que de una forma sencilla podrá ver cumplido su sueño con los siguiente pasos:

1º.- Acérquese a los hospitales de la comunidad y compruebe in situ la lamentable situación por la que están atravesando nuestros servicios sanitarios públicos, donde el cierre de plantas y despidos de profesionales están abocando a los ciudadanos a una situación insostenible.

2º.- Acérquese a los centros médicos de los pueblos de nuestra comunidad y comprobará, en muchos de ellos, la situación tanto en servicios como en infraestructuras. Y aquí le sugiero que se pase por Yuncos (Toledo) y compruebe que los niños de esta localidad, de casi 11.000 habitantes empadronados, tienen que ir a una caseta de obra como centro de salud, y donde tanto usted como el alcalde de la localidad, por cierto este último juzgado y acusado por prevaricación y sigue en su puesto, se han lavado las manos como Pilatos.

3º.- Acérquese a los servicios de urgencias y sentirá lo que sentimos los ciudadanos... "impotencia, abandono, humillación e indignación".

4º.- Hable con todas esas personas en situación de dependencia y sus familiares y, en lugar de robarles sus derechos, pregúnteles que necesitan para tener una vida digna.

5º.- Hable con todos esos padres que a sus hijos les han quitado la beca para comedor, transporte y libros, y donde, en muchos de los casos, hay niños pasando hambre.

6º.- Hable con los pensionistas y explíqueles porque no se revalorizan sus pensiones, porque tienen que pagar medicamentos, en muchos de los casos teniendo que elegir entre medicarse y comer, a la vez que, las entidades financieras y otras empresas empiezan a comerse el pastel que ustedes les están poniendo en bandeja de plata.

7º.- Dígale a los parados de nuestra comunidad, entre ellos funcionarios que usted mandó a engrosar las filas del paro, que les va a dar trabajo.

Le puedo asegurar que buscando solución a todas estas situaciones, y a otras tantas que no he nombrado, a los ciudadanos nos daría igual que usted se llamara María Dolores "DE" Cospedal, Dolores Cospedal o Juanita la tuerta.

Aun así, partiendo de la base que mi humilde asesoramiento no se va a llevar a efecto, solo me queda por decir:

"aunque la mona se vista de seda...mona se queda"

Enrique Rivas Díaz

Portavoz Plataforma en Defensa de la Ley de Dependencia en Castilla-La Mancha

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.