www.diariocritico.com
Biografía del Rey: el hombre que nos trajo la democracia

Biografía del Rey: el hombre que nos trajo la democracia

lunes 02 de junio de 2014, 10:50h
Un personaje histórico con el que cambió el régimen político de la dictadura franquista a la democracia parlamentaria. Es la mayor aportación de Don Juan Carlos I de Borbón y Borbón-Dos Sicilias -nacido el 5 de enero de 1938 en Roma-, a su país que debe resaltarse por encima de todo en el día en que abdica, este también histórico lunes 2 de junio. Don Juan Carlos es hijo de Juan de Borbón y Battemberg, conde de Barcelona, cabeza visible de la Casa Real, desde la abdicación del rey Alfonso XIII, y de María de las Mercedes de Borbón y Orleans.
Han pasado casi cuatro décadas,concretamente 38 años y medio, desde aquel 22 de noviembre del año 1975, dos días después de la muerte del dictador Francisco Franco, siguiendo la Ley de Sucesión en la Jefatura del Estado de 1947, en que el Rey juró su cargo. Tal y como la Carta Magna española, ratificada por un referéndum popular el 6 de diciembre de 1978 -que fue promulgada el 27 de diciembre-, lo reconoce expresamente como "rey de España y legítimo heredero de la dinastía histórica de Borbón", a la vez que le otorgan la jefatura del Estado. 

Tras llegar a España por primera vez a los 10 años, comenzó sus estudios y acabó el Bachillerato en la escuela de San Isidro de Madrid, para un año después empezar inició sus estudios en las academias y escuelas militares del ejército, la marina y las fuerzas aéreas, que compatibilizó hasta 1960-61 con los universitarios en la Complutense, donde cursó Derecho Constitucional e Internacional, Economía y Sistema Tributario. El 14 de mayo de 1962, contrajo matrimonio en Atenas con la princesa Sofía de Grecia, hija mayor del rey Pablo I y la reina Federica. En 1963 nació el primero de sus tres hijos, la princesa Elena, seguida años más tarde por la princesa Cristina y, en 1968, el príncipe Felipe. 
 
A la muerte de Francisco Franco, fue proclamado rey el 22 de noviembre de 1975, en su primer mensaje a la nación, expresó las ideas básicas de su reinado: restaurar la democracia y convertirse en rey de todos los españoles sin excepción. La transición a la democracia, dirigida por el nuevo Gobierno, comenzó con la Ley de Reforma Política de 1976.  Poco después, ya en 1977, el conde de Barcelona cedió al rey sus derechos dinásticos y su posición como cabeza de la Casa Real española, en una ceremonia que confirmó el compromiso de la Corona con la restauración de la democracia. Un mes después, se celebraron las elecciones y el nuevo parlamento elaboró el texto de la nueva Constitución, que fue aprobada en referéndum el 6 de diciembre de 1978. 

La Constitución declara como forma de Gobierno del Estado español la monarquía parlamentaria, en la que el Rey es el árbitro y supervisor del buen funcionamiento de las instituciones. Con la aceptación de la Constitución, el rey Juan Carlos proclamó expresamente su firme intención de acatarla y servirla. De hecho, fue la actuación del monarca la que protegió la Constitución y la democracia en la noche del 23 de febrero de 1981, cuando los poderes constitucionales fueron retenidos en el edificio parlamentario por un intento de golpe de Estado. 

La propia Constitución confiere a su dignidad el rango de símbolo de la unidad nacional. Ya anteriormente a su proclamación, Don Juan Carlos había desempeñado funciones interinas en la jefatura del Estado durante la enfermedad de Francisco Franco. A lo largo de su reinado, el Rey ha contado siempre de un elevado apoyo popular tanto en España -y también en tierras hispanoamericanas-. Aunque desde hace un par de años esta tendencia, poco a poco, fue variando de forma más o menos drástica.

Por ello, esta popularidad y el apoyo de la gente fue bajando de forma paulatina hasta el punto de que, por primera vez en su reinado, en abril de 2013, un 53 % de la población desaprobaba la forma en que desempeñaba sus funciones, aunque manteniendo una valoración positiva superior con respecto a las diferentes partes del organigrama político español.

Todo ello, a pesar de su gran papel durante la Transición española y su conocida intervención para frenar el intento de golpe de Estado de 1981, así como su apoyo a la unidad europea y su contribución a la hora de estrechar relaciones diplomáticas. Por todo lo cual Don Juan Carlos sido objeto de diversos homenajes, reconocimientos, premios y galardones internacionales como el Carlomagno (1982), el Premio Félix Houphouët-Boigny para la Búsqueda de la Paz de la Unesco (1995), la Medalla de la Democracia de la Universidad Yeshiva (1997).

También se le galardonó con el Premio Estadista Mundial de la Fundación Appeal of Conscience (1997), el Premio Estatal de la Federación Rusa (2011), entre otros. muchos que harían interminable. Así, por ejemplo, sobre su papel durante los primeros años de su reinado, la destacada revista Time publicaba que el rey Juan Carlos surgió como "uno de los héroes más improbables e inspiradores de la libertad del siglo XX, desafiando un intento de golpe militar que buscaba subvertir a la joven democracia posfranquista de España".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.