www.diariocritico.com

Nueva 'guerra' autonómica, ahora por los fondos contra la pobreza

> Un menor andaluz recibirá 1,90 euros frente a los 55 de los que recibiría de ayuda en La Rioja o los 153 de Ceuta

miércoles 16 de julio de 2014, 15:54h
El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad revisará junto a las comunidades autónomas los criterios utilizados para la distribución de futuras partidas destinadas a la lucha contra la pobreza.

  • EFE


  • Moncloa

Así lo han confirmado fuentes del departamento que dirige Ana Mato, que han explicado que, no obstante, las autonomías serán las responsables de pactar entre ellas los nuevos criterios, que una vez acordados serán revisados por el Ministerio.

Esta decisión se ha tomado durante el Consejo Territorial de Servicios Sociales y Dependencia, que aún continúa, después de que varias comunidades autónomas hayan criticado los criterios de reparto del fondo contra la pobreza infantil, dotado de 17 millones de euros.

La distribución del fondo se ha hecho aplicando el indicador Arope (siglas de At Risk Of Poverty or social Exclusión) que es el que figura en la estrategia Europa 2020 de la Unión Europea. Además del riesgo de pobreza, este indicador tiene en cuenta la baja intensidad de empleo en los hogares y la carencia material severa, como no poder ir de vacaciones, no poder comer carne, pollo o pescado cada dos días, no poder calentar la vivienda, no poder tener coche, lavadora o teléfono, o no disponer de 650 euros para gastos imprevistos, entre otros factores.

Algunas comunidades han señalado que dado que este índice no incluye la población sino solo la propia tasa Arope favorece a las regiones menos pobladas.Las mismas fuentes han explicado que en esta ocasión no se puede utilizar un nuevo indicador porque el fondo de 17 millones de euros hay que movilizarlo de forma urgente para su posterior aprobación por el Consejo de Ministros, dado que se trata de una partida que hay que ejecutar este mismo año.

Medidas complementarias en algunas autonomías

La consejera de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, ha calificado de "escaso" el fondo destinado a nivel nacional y ha manifestado, además, que es necesario un acuerdo de todas las comunidades autónomas y del Gobierno central por la infancia. Según el reparto actual, basado en el indicador Arope, cada menor andaluz en riesgo de pobreza recibiría 1,90 euros frente a los 55,30 de los de La Rioja o los 153 de Ceuta, por lo que Sánchez Rubio ha manifestado la necesidad de "utilizar el criterio poblacional que complete dicho indicador a fin de no generar desigualdades", ya que el indicador Arope de la Unión Europea se construye teniendo en cuenta datos de población bajo el umbral de la pobreza, privación material severa y empleo, pero no tiene en cuenta el volumen de personas. 

"Sinceramente creo que ha sido un chapuza", señala la consejera en declaraciones a los periodistas antes de participara en el Consejo Territorial, en las que, además, señala que "no solo es un problema de que se discrimine particularmente a Andalucía, sino que con este reparto los que salen "más perjudicados son los niños que están en riesgo de pobreza de las comunidades con más población".

Concretamente, de los 16 millones que el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad destinará para todo el territorio nacional para los menores en riesgo de pobreza o exclusión, 1,2 millones de euros serán para Andalucía, mientras que otras comunidades autónomas con menos peso poblacional recibirán cuantías superiores (1,1 millones Murcia; 1,3 millones Ceuta o 1,2 millones Melilla).

La consejera catalana de Bienestar Social y Familia, Neus Munté, ha criticado que el fondo para la lucha contra la pobreza infantil perjudica a las comunidades autónomas más pobladas, por lo que se ha mostrado contraria a los criterios de reparto. En un receso del Consejo Territorial, la consejera ha precisado que en la reunión se ha mostrado contraria a los criterios de reparto del fondo porque no tiene en cuenta el conjunto de la población afectada por riesgo de exclusión y pobreza. De esta manera, ha asegurado, el fondo perjudica a las autonomías "con mayor población".

La consejera de Bienestar Social y Vivienda de Asturias, Esther Díaz García, ha dicho hoy que esta comunidad aumentará el fondo de pobreza infantil -dotado con 17,4 millones de euros- con una cantidad similar, al considerar que lo que aportará el Gobierno no cubre las necesidades. Antes de entrar a la reunión, Díaz García se ha referido al fondo para la lucha contra la pobreza infantil, de los que 1,4 millones será destinados exclusivamente a la atención, prevención de la marginación e inserción del pueblo gitano. Ha criticado que con las cantidades del fondo "no llegan a satisfacer las necesidades ni las peticiones que se hacen desde organismos como Unicef, Caritas y organismos europeos". Ante esta situación, la consejera ha avanzado que desde Asturias se va "a implementar el fondo con una cifra similar" y lo van "a poner en marcha de manera inmediata" porque es necesario distribuir las ayudas cuanto antes.
En sentido opuesto se expresó la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades de la Junta de Castilla y León, Milagros Marcos, que considera que la cantidad que recibirá su comunidad para paliar la pobreza infantil "tiene una cuantía significante, acorde a los escasos niveles de pobreza material severa" de la región. 
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios