www.diariocritico.com

El escultor Pablo Pizarro expone estos días en las Cuervas de Hércules de Toledo

lunes 18 de mayo de 2015, 10:31h

  • Diariocrítico de Castilla-La Mancha


  • Diariocrítico de Castilla-La Mancha

El escultor Pablo Pizarro (Madrid, 1969) vuelve a las Cuevas de Hércules de Toledo con una nueva serie de  esculturas, en las que engarza el vidrio con fragmentos de troncos de árboles. La exposición, titulada 'Foresta y Vidrio' se prolongará hasta el 29 de mayo  y está compuesta por 14 obras.

En esta exposición Pablo Pizarro investiga nuevos caminos al combinar grandes fragmentos de tronco, testigos mudos del tiempo y de la fuerza creadora de la naturaleza, con su personal visión de la escultura en vidrio. Fruto de esa simbiosis, la madera vuelve a la vida, iluminada por el vidrio que la habita. El espectador se sorprende viendo el resultado, pues madera y vidrio conviven en perfecta armonía, ensalzándose mutuamente y alcanzando un nuevo significado.

Pizarro es ingeniero técnico industrial por la Universidad Politécnica de Madrid y desde hace años tiene su estudio/taller de escultura y murales en el Casco Histórico de Toledo. Un artista autodidacta con un afán innato de experimentación e innovación, enriquecida con nuevos conocimientos, ideas y experiencias fruto del contacto y colaboración con artistas nacionales e internacionales de muy diversas disciplinas. Ello le ha permitido adentrarse principalmente en la pintura, la cerámica, la forja y el vidrio, encontrando en este último elemento, combinado con el acero, su medio preferente de expresión.

El artista reside en Sigüenza (Guadalajara) desde los 12 hasta los 18 años, donde conoce a artistas como Veiga, Canfrán Lucena y Antonio Santos Viana. En el estudio de éste último tendrá la oportunidad de estudiar varios años pintura.

Posteriormente, se traslada a Madrid para realizar sus estudios universitarios de ingeniería y será allí donde participe en sus primeras exposiciones colectivas en diferentes espacios alternativos de la ciudad.

Desde 1996 se integra profesionalmente en el taller de escultura y murales de Marta Ugarte, situado en la Sierra Norte de Guadalajara, dónde comienzan a investigar las posibilidades plásticas y escultóricas del vidrio reciclado. Éste primer contacto de Pizarro con el vidrio se completa con diversos cursos de formación en la Real Fábrica de Cristales de la Granja.

Posteriormente, el taller se traslada al casco histórico de Toledo, donde continúan trabajando fundamentalmente en proyectos escultóricos y muralísticos realizados en cerámica, vidrio y acero.

A partir del 2000, Pablo Pizarro ha colaborado en diversos proyectos creativos y expositivos con diversos artistas, como Rudy Gritsch (Austria), Miguelangelo da Silva (Portugal), Ramón Recuero (España), Marta Ugarte (España), Grupo Albemto (España).

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios