www.diariocritico.com
'Stockmann', un Ibsen en el siglo XXI magníficamente resumido

'Stockmann', un Ibsen en el siglo XXI magníficamente resumido

> Gran trabajo de 'Les Antonietes Teatre' con Oriol Tarrasón al frente

domingo 15 de noviembre de 2015, 14:02h
Los nexos del teatro vienen marcados por los acontecimientos cíclicos que se producen en la historia. Cuántos hombres como Sotckmann en la actualidad se ven abocados a la naturaleza misma del chantaje y de la corrupción por aquellos que precisamente deberían denunciarlos.

'Les Antonietes Teatre' y su director Oriol Tarrasón se han propuesto actualizar y adaptar 'Un enemigo del pueblo' (1882) del noruego Henrik Ibsen. Una pieza que traspasa las fronteras del tiempo para adherirse a la denuncia de una sociedad corrompida y pragmática que pretende someter al hombre de sólidas convicciones atrapándolo en un conflicto moral. Cierto es que Ibsen tiene la cualidad de presentar a sus personajes en posiciones extremas ante la realidad que le circunda, no obstante no es menos cierto que tiene esa gran virtud de realizarlo con una verosimilitud de gran fuerza dramática.

A la escasez de medios -y no por ello cae en demérito la propuesta- se levanta en escena el lenguaje de los signos. Unos internos, unas sillas y unas toallas refieren el espacio de la controversia (el balneario), unas copas llenas de agua (alguna vez de ponche) desperdigadas por el suelo simbolizan el agua que es objeto de la contaminación por los vertidos de la fábrica de la suegra de Stockmann, la pared como soporte de los datos de los análisis del agua.

Y otros externos, el micrófono como exponente que marca paso a paso cada uno de los actos del drama y la ruptura de la cuarta pared con la asamblea del pueblo personalizada por los propios espectadores. Pero todo comienza antes de la representación, cuando los miembros del grupo ofrecen a los espectadores un ponche y que muchos beben como los personajes impersonales del balneario que aparecen al comienzo a la obra. Pronto se iniciará todo.

Una interpretación dinámica (por parte de Mario Tardón, Jimena La Motta, Ana Mayo, Jorge Suquet y Bernat Quintana) y dotada de una calculada espontaneidad que gradualmente nos conduce a compartir la soledad del protagonista.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios