www.diariocritico.com
'Nada que perder' o el compromiso ético en el teatro
Ampliar

'Nada que perder' o el compromiso ético en el teatro

miércoles 28 de septiembre de 2016, 10:35h

Cuando el teatro se convierte en el territorio del presente analizando y profundizando en el tiempo que vivimosmostrando su realidad más oscura, adquiere una dimensión de compromiso y de testimonio. Esto y algo más es lo que sus autores Javier G. Yagüe, QY Bazo y Juanma Romero y la Compaña Cuarta Pared, bajo la dirección de Javier G. Yagüe, presentan sobre las tablas en 'Nada que perder'.

El límite, las líneas rojas han de ponerlas las personas. Cuando se mira hacia otro lado o se intenta aprovechar la situación generada tarde o temprano todos quedan manchados hasta llegar al punto de que puede que alguien llegue al extremo de que no tenga“nada que perder”.

La ética, la conciencia quedan tan devaluadas que se puede perder hasta el sentido de la vida personal. Además de queaquel que denuncia, aquel que considera la moral como un valor excelso puede llegar a perderlo todo, y quienes quieren poner a salvo su pellejo quedan salvaguardados por los resortes de la justicia de los hombres, aunque no por la “justicia natural”. Pero realmente sólo pierde quien osa alterar el orden impuesto.

Hasta que se cierra el círculoNada que perder es un mosaico de ocho cuadros (sobrecogedor es el de la madre y el niño que ya no disponen de energía eléctrica en la casa y esperan a ser desahuciados ysorprendente el dedicado a la empresa cuya razón de ser es el cobro de la deuda a los morosos) y un epílogo, unidos entre sí por finos hilos de relaciones que el espectador debe ir hilvanando para completar el todo y en el que interviene la figura del tercero como personaje externo que se convierte en narrador unas veces, en voz de la conciencia o en vehículo de transmisión de creencias, otras.

Excelente trabajo el de los intérpretes Marina Herranz, Javier Pérez-Acebrón y Pedro Ángel Roca, dotados de sólidos recursos dramáticos en una obra compleja que no debe dejar indiferentes al espectador.Una propuesta que hace del teatro un espacio que da cobijo al testimonio del entorno de una época.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios