www.diariocritico.com
Carolina Bescansa, Juan López de Uralde y otros miembros de Podemos ante las puertas del Consejo de Seguridad Nuclear
Ampliar
Carolina Bescansa, Juan López de Uralde y otros miembros de Podemos ante las puertas del Consejo de Seguridad Nuclear (Foto: Dani Gago/Podemos)

La reapertura de la central nuclear de Garoña, nuevo pulso político entre Podemos y el PP

> El partido de Pablo Iglesias señala que un Gobierno en funciones no puede estar detrás de esta decisión

miércoles 27 de enero de 2016, 12:35h
El PP ha señalado que si gobiernan de nuevo apoyarán la reapertura de la central nuclear de Garoña. Por su parte, Podemos culpa al Ejecutivo de Mariano Rajoy de que ya se estén dando los pasos para volver a poner en funcionamiento la central, a pesar de que el Gobierno esté en funciones. Para intentar frenarlo, el partido de Pablo Iglesias y Equo han presentado una iniciativa parlamentaria en contra de la decisión y este mismo miércoles han presentado un escrito de reconsideración al Centro de Seguridad Nuclear alertando de los peligros de extender más la vida de la central.

"Es una fuente muy importante de energía y, por tanto, no debemos prescindir de ella". Así argumentaba el ministro de Industria, José Manuel Soria, la voluntad del Gobierno de dar luz verde a la reapertura de la central de Garoña.

Sin embargo, el PP asegura que finalmente será una decisión técnica la que determine si la central vuelve a funcionar o si mantiene el cierre en el que está desde 2012.

La decisión está ahora en manos del Centro de Seguridad Nuclear (CSN), que tiene que evaluar si se cumplen las condiciones para continuar con la reapertura. La solicitud de la empresa titular, Nuclenor, consiste en ampliar la concesión de explotación hasta el año 2031. Esto implicaría que la vida de la central sería de 61 años, cuando inicalmente se había previsto que estuviera activa 40 años.

Podemos ha presentado este miércoles una carta al CSN pidiendo que se paralice la evaluación al menos hasta que haya un nuevo Gobierno. El partido de Pablo Iglesias destaca que si el PSOE acepta su oferta y conforman un Gobierno de izquierdas, el nuevo ejecutivo ordenaría de nuevo el cierre de la central, lo que, según Podemos, podría dar pie a que Nuclenor hiciera una reclamación por pérdidas.

"Un Gobierno en funciones no puede decidir la apertura de una central nuclear gemela a la de Fukushima. Trasciende el ámbito de un Gobierno en funciones en una materia tan sensible como la energía nuclear", ha aseverado la diputada de Podemos, Carolina Bescansa, tras presentar la carta junto al portavoz de Equo, Juan López de Uralde.

De este modo, la formación morada ha extendido toda la responsabilidad al PP y ha evitado comentar las decisiones del CSN. "Entendemos que existe una voluntad política, un modelo energético de país y una decisión técnica", ha precisado Bescansa, que ha reiterado que esta medida se engloba en todo un marco de políticas.

Bescansa también ha criticado que se está reimpulsando el proceso de reabrir la central precisamente en la situación política actual, que ha calificado como "transitoria".

Una decisión "inédita"

La carta al CNS destaca que existe una mayoría de partidos con representación parlamentaria que está en contra de la reapertura de la central. Con esto, se refieren al PSOE, entre otras formaciones, aunque Bescansa no ha querido precisar si se ha hablado de este tema con los socialistas.

Además, la misiva califica la renovación como algo "inédito" ya que no sólo se pretende ampliar la vida útil de a central 20 años más de lo previsto al ser diseñada, sino que también supone una autorización administrativa de 17 años consecutivos, cuando lo normal son 10 años.

"Por estos motivos, es debida una detallada explicación al Parlamento de las implicaciones técnicas, económicas y medioambientales que conllevaría esta inédita renovación", pide Podemos en el documento entregado al CSN.

La carta está dirigida a los miembros del Consejo, en los que está incluida la ex-ministra de Mediambiente Cristina Narbona, que tuvo el cargo en el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

PNL

La semana pasada, Podemos también registró una proposición no de ley sobre la clausura definitiva de la central de Garoña. En el texto registrado en el Congreso de los Diputados se insta al Gobierno a continuar con el proceso de desmantelamiento de las instalaciones y a elaborar un plan alternativo para reactivar la economía de la zona.

Además, piden que se establezca un calendario público para todo el proceso de clausura, ya que reconocen que esta tarea puede llevar "varios años".

En la exposición de motivos, se argumenta que la central de Garoña no sólo es "innecesaria" desde el punto de vista energético, sino que además presenta "déficits de seguridad". También acusan al CSN de no ser un órgano independiente al estar "copado con consejeros afines" al PP, según la formación morada.

Con esta iniciativa, Podemos quiere llevar el asunto al Congreso de los Diputados donde, independientemente de las negociaciones sobre el Gobierno, podría contar con el respaldo del PSOE y de Izquierda Unida.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.