www.diariocritico.com

Casos y cosas

Límites

domingo 20 de noviembre de 2016, 12:16h

El limitador-limitado Mariano Rajoy lo dejó mínimamente claro en las marrulleras sesiones del Congreso para su cantada segunda investidura como presidente del Gobierno: “estoy dispuesto a conversar y llegar a acuerdos en casi todos los asuntos y temas con las fuerzas políticas representadas en esta Cámara…pero, es innegociable el cambio de rumbo de mis éxitos económicos”. Es decir, asume todas las marrullerías que hagan falta con tal de no tocar el padre y la madre de todos los males: la escandalosa desigualdad de la economía establecida…que va de más a menos en lo correcto, y va de menos a más en todo lo incorrecto…a la misma velocidad que la solvencia y credibilidad de las equivocadas o podridas élites.

Sí, las marrullerías están a la orden del día. Marrullerías del comité federal en la destitución del secretario general del psoe Pedro Sánchez. Marrullerías en la gestora, que le sustituye…para dar el gobierno al pp. Y no sé si también hubo marrullerías de Pedro Sánchez y sus colaboradores en los acontecimientos anteriores y posteriores de los caóticos hechos. Marrullerías ideológicas, o ideoilógicas, del partido “ciudadanos” con tal de tener más o menos apariencia y protagonismo.

Marrullerías de “San Mariano Rajoy” al ignorar en sus simples y plomizos discursillos el grado de putrefacción y manipulación de su partido, de sus partidarios: ¿para cuando debatir sobre la realidad y la autocrítica? Marrullerías… de, en, para, por...

Y sin embargo, según la dictadura ultra capitalista, la culpa de todos los males empieza y acaba en Unidos Podemos. Con la abstención “oficial” del psoe para la investidura de San Mariano…le han quitado, en parte, la losa de la culpabilidad total, al anterior presidente “socialista” José Luis Rodríguez Zapatero. Por cierto, el portavoz del grupo parlamentario “popular” Rafael Antonio Hernando Fraile “El Estreñido”…no para de decirnos con o sin conocimiento de causa, que a Unidos Podemos le financian dos dictadores…pero, no nos dice quien son los que financian las prácticas de las barbaridades y bravatas de su partido.

Suponiendo que Mariano sepa o quiera conversar, –estamos acostumbrados a sus escasos, monótonos, delirantes o superficiales monólogos-, en los necesarios y casi imposibles cambios de impresiones con todos los portavoces políticos…está o estará prohibido cuestionar o poner en duda sus logros económicos. Logros económicos que son fracasos rotundos… porque se han batido y batirán todos los records de trabajos precarios, efímeros, miserables…records de indignación de malestares, de amenazas, incertidumbres, desasosiego y desesperación, de éxodos de jóvenes talentosos, de potenciar a los más privilegiados, deventajosas tramas y trampas sin límites, etc. etc. En efecto, llegará a puntos de acuerdo en asuntos o temas que poco o nada tienen que ver con la auténtica justicia humana y social…sí, esas justicias que son las más decisivas para lograr y demostrar el verdadero, marrullero o frágil estado del bienestar.

Sacar pecho, o simplemente opinar y respirar con naturalidad, en un país y sistema con tantas canalladas y carencias… es cosa de “lidercillos ridículos”… porque esos talentos y talantes… son, o se aproximan, a formar parte de un peligroso y contaminado régimen tan demencial como ¿criminal? No, no sé, con que principios, desarrollos y fines, pero, ese régimen…también produce y provoca desprecios, decepciones, parálisis, suicidios, odios, venganzas o rencores. El limitador-limitado: ¿pone límites intocables o imposibles para las aspiraciones normales de la mayoría de la ciudadanía…porque son los límites que le imponen las complicidades con los marrulleros poderes oscuros y ocultos?


Sin contestar con claridad y convicción a esas preguntas…ni Rajoy, ni Aznar, ni González, ni Merkel, ni Trump, ni los Bush o los Clinton, están moralmente autorizados para dar lecciones de transparencia, dignidad y ejemplaridad. En el régimen ultra capitalista, las distancias y diferencias que hay entre las élites y las bases, entre dirigentes y dirigidos, entre empresarios y productores, entre “ganadores y perdedores” también van de menos a más: ¿Dónde están, o que hacen las excepciones para equilibrar y armonizar el desquiciado y deshumanizado régimen?
Ustedes y el ya anacrónico, fatídico y tóxico sistema establecido, ponen límites o líneas rojas a las lógicas aspiraciones humanas de las clases más concienciadas o más desfavorecidas: ¿son líneas rojas las sangres inocentes derramadas en sus distintas y distantes guerras para mantener sus cuestionados poderes y beneficios? ¿Cruzar esas líneas rojas o límites significa que harán derramar más sangre, sudor y lágrimas inocentes? ¿Hasta cuando tanta abyección y provocación?

¡Hasta que no haya límites en propiedades individuales, de grupo, o de “sociedades”…no habrá un mínimo de equidad y veracidad en ningún lugar del mundo mundial! Esa falacia de acabar con la pobreza sin poner límite a la riqueza, empieza a ser tan ceniza como retrógrada… aunque la firme y afirme el excelente y premiado escritor Mario Vargas Llosa en el diario El País del domingo treinta de octubre de dos mil dieciséis, página trece. Señor escritor premio Nobel…todo exceso, y más en dinero, es mal habido, mal nacido, mal tenido, mal producido o mal distribuido…porque aquí hay lo que hay y se produce lo que se produce. Sí, la hiriente y evidente desigualdad es injustificable y nociva.

Es verdad que el régimen ultra capitalista no pone problemas para que alguien se acueste con una cobra, en poner una peluquería de nutrias, en que criemos gamusinos, o en echar piropos con más o menos gracia a las Barberá, Aguirre, Villalobos, Botella o Díaz…pero, no se le ocurra cuestionar sus “logros económicos”…porque dirán de usted que es un envidioso, un fracasado,n resentido o un terrorista. ¡Que cosas y casos siguen, persiguen y consiguen los marrulleros! ¡Hay que limitarlos… ya!

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios