www.diariocritico.com
Procesos independentistas: de Cataluña a Kosovo, pasando por Islas Feroe, Québec y Australia Occidental
Ampliar
(Foto: Flickr CDC)

Procesos independentistas: de Cataluña a Kosovo, pasando por Islas Feroe, Québec y Australia Occidental

jueves 14 de septiembre de 2017, 13:35h

Reciba gratis en su móvil
noticias como ésta
a través de WhatsApp


A falta de apenas dos semanas para la celebración del referéndum independentista en Cataluña, repasamos algunos procesos soberanistas que se han celebrado en los últimos años. Desde la Segunda Guerra Mundial, se han realizado unos 50 referéndums de autodeterminación en el mundo, de los que han salido 27 Estados a través del voto directo. ¿Qué semejanzas y diferencias se encuentran entre los procesos soberanistas de Cataluña, Québec, Islas Feroe, Kosovo y Australia Occidental? Vayamos a ello.

Si bien las circunstancias y el contexto difieren en cada uno de estos casos, el nexo común es la convocatoria de consultas cuyo objetivo no es otro que ejercer el derecho de autodeterminación. Sin la intención de presentar como similares los diferentes procesos independentistas, Diariocrítico explica estos desafíos y sus consecuencias.

El controvertido caso catalán

Cataluña se encamina hacia un referéndum de independencia que ha sido anulado y declarado ilegal por los tribunales. De esta forma, la fórmula a seguir pasaría por la declaración unilateral de independencia, que se produce cuando una región se declara como Estado soberano, sin un acuerdo formal con el estado del cual declara su sucesión. Esta fórmula, seguida por Kosovo, plantea una serie de problemas legales y políticos y puede tener consecuencias negativas a nivel internacional. Cataluña ya ha intentado, sin éxito, recabar ese apoyo de la comunidad internacional.

La solución al conflicto catalán parece alejarse cada vez más, pese a las continuas invocaciones de diálogo por ambas partes, que se ven empañadas por el constante cruce de acusaciones entre la Generalitat y el Gobierno de Mariano Rajoy.

Québec, ¿hacia el tercer referéndum?

Se han celebrado dos referéndums y aunque la posibilidad de un tercero sigue en el aire, no se han dado nuevos pasos en esa dirección. En la historia de Québec hay dos fechas clave: 1980 y 1995. En estos años, se celebraron dos consultas independentistas en las que venció el ‘no’ a la secesión de Canadá. En el primer referéndum, los independentistas perdieron por unos 700.000 votos, pero la idea de haber podido celebrar la consulta supuso una victoria per se. La segunda votación se produjo en pleno proceso de reforma constitucional, y en esa ocasión, el resultado fue aún más ajustado, el ‘no’ perdió por un punto porcentual (50,5% frente al 49,5%). Este resultado ahondó en la división entre canadienses y quebequenses, por lo que se llegó a plantear un tercer referéndum.

El Tribunal Supremo de Canadá dictaminó en 1998 que la secesión debía ser pactada mediante un referéndum autorizado por el Parlamento Federal. Esta situación recuerda a lo ocurrido cuando el Parlament de Cataluña trató de convertirse en soberano, y el Tribunal Constitucional lo anuló. Esa sentencia del alto tribunal canadiense fue empleada por nuestro Tribunal Constitucional para anular la declaración soberanista del Parlament.

Islas Feroe, ¿qué ocurrirá en 2018?

Islas Feroe es un archipiélago situado en el Atlántico Norte, entre Islandia, Escocia y Dinamarca, país al que pertenece. Estas islas celebraron un referéndum secesionista en 1946, en el que venció el ‘sí’ con un 50,7% de los sufragios frente al 49,2%. Sin embargo, su declaración de independencia fue anulada por Dinamarca, que disolvió el Parlamento de Islas Feroe.

No cesaron los movimientos de autonomía e independencia, por lo que el país danés concedió la autonomía a las Islas Feroe en 1948. Pese a haber conseguido la autonomía, las competencias en materia de asuntos exteriores y defensa siguieron perteneciendo a Dinamarca. Fue en 2005 cuando el Tratado de Famjin y la Ley de Recuperación devolvieron esas competencias al archipiélago, lo que le situaba como nación constituyente del Reino de Dinamarca. 12 años después, Islas Feroe ha aprobado la convocatoria de un referéndum de autodeterminación, que se celebrará el 25 de abril de 2018.


Reciba gratis en su móvil
noticias como ésta
a través de WhatsApp


Kosovo, cuando la ONU interviene

La antigua Yugoslavia era un país formado por 6 repúblicas, que en teoría tenían derecho a la autodeterminación, y dos provincias autónomas que formaban parte de la ‘Gran Serbia’. Una de estas provincias autónomas era Vojvodina y la otra, Kosovo, donde un 90% de la población es albanesa, aunque los serbios la consideran la cuna de su historia. El camino seguido por Eslovenia, Croacia, Macedonia, Bosnia y Montenegro fue emprendido por Kosovo para separarse de Serbia.

En Kosovo se iniciaron y concluyeron las guerras de los Balcanes en los años 90, después de que el caudillo serbio Slobodan Milosevic decidiera anular la autonomía de Kosovo y Vojvodina, un hecho que para algunos historiadores supone el detonante de las guerras yugoslavas. Al ir sumando derrotas en Eslovenia y Croacia, Milosevic impulsó un genocidio, en forma de limpieza étnica en Bosnia y Kosovo. Esta decisión generó una oleada de represión contra los albaneses, que obligó a la OTAN a emprender bombardeos que terminaron con la salida de las tropas serbias de esta provincia. A raíz de estos episodios de violencia y venganzas, la situación pasó a manos de la ONU, que debía buscar una solución al conflicto.

La ONU encargó buscar una solución al diplomático finlandés Martti Ahtisaari, que trazó un plan que auspiciaba la independencia de Kosovo, mediante una extraña fórmula. Kosovo se gobernaría a sí misma, bajo la supervisión de una autoridad internacional civil, y sin contar con el acuerdo de Serbia. Fue en febrero de 2008 cuando el Parlamento de Kosovo proclamó la independencia de forma unilateral de la República Democrática de Kosovo, en lo que suponía el capítulo final de la descomposición de la antigua Yugoslavia. Al día siguiente de esta declaración de independencia, la Asamblea Nacional de Serbia la declaró nula y sin efecto, ya que a su juicio, suponía una violación del derecho internacional. Sin embargo, la Corte Internacional de Justicia avaló la declaración de independencia de Kosovo, que también recabó el apoyo de Reino Unido y Estados Unidos. Aunque ha sido reconocido por más de 100 estados, España, China o Rusia siguen sin aceptarlo.

Australia Occidental, el ‘sí’ que no pudo ser

Aunque ha sido tras la Segunda Guerra Mundial cuando se han impulsado las consultas independentistas en diferentes rincones del planeta, el caso de Australia Occidental es previo a este conflicto. Después de la colonización europea en 1829, las aspiraciones secesionistas han sido una nota recurrente en esta región, que pertenece a la Mancomunidad de Australia. En su caso, los argumentos que motivan la secesión se centran en asuntos económicos, ya que los partidarios defienden que Australia Occidental contribuye más a los fondos federales de lo que obtiene de ellos.

En 1933, en plena 'Gran Depresión' tras el crack del 29, se celebró un referéndum independentista, en el que venció el ‘sí’ a la secesión de forma aplastante. Australia Occidental solicitó su independencia al Parlamento británico, que desoyó su petición argumentando que procedía de un Estado individual y no de la Mancomunidad.

La 'Commonwealth' hundió las aspiraciones de Australia Occidental, que ha visto que la única fórmula para lograr la independencia es mediante un referéndum nacional. De esta forma, el único camino viable es que los demás Estados estén dispuestos a permitir que Australia Occidental se independice.


Reciba gratis en su móvil
noticias como ésta
a través de WhatsApp


¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.