www.diariocritico.com

El día en el que el Senado escenificó el 'a por ellos'

El día en el que el Senado escenificó el 'a por ellos'
Ampliar
(Foto: Senado)

> Malestar y tristeza por los aplausos del PP en la sesión que ha autorizado la aplicación del 155 en Cataluña

viernes 27 de octubre de 2017, 17:03h
El Senado ha aprobado por primera vez en la actual etapa democrática el artículo 155 contra el Govern de Cataluña. La excepcionalidad de la situación ha hecho que los aplausos entusiastas de los senadores del PP tuvieran un eco muy amargo que no ha gustado ni a sus aliados y que ha causado enfado y tristeza en los partidos contrarios a la intervención en Cataluña. La votación que ha autorizado el 155 ha llegado justo después de que el Parlament aprobara un proceso constituyente para la independencia, ya sin aplausos y con rostros más serios en la Cámara Alta.

El debate sobre la aplicación del artículo 155 ha empezado a las 10 de la mañana de este viernes entre una gran expectación. Casi 3.000 periodistas y técnicos estaban acreditados para cubrir otra jornada decisiva en la crisis de Cataluña. El hemiciclo del Senado también se ha preparado para acoger a los diputados que por su condición de parlamentario quisieran estar presente en la sesión mediante la adición de sillones para todas sus señorías.

Eso sí, las 'delegaciones' del Congreso no han contado ni con los líderes de Podemos y Ciudadanos, Pablo Iglesias y Albert Rivera, ni con la máxima dirigente del PSOE en la Cámara Baja, la portavoz Margarita Robles. Sí han estado Meritxell Batet del PSC, Irene Montero de Podemos y José Manuel Villegas de Ciudadanos.

Los miembros del Gobierno han entrado a la Cámara Alta esquivando las preguntas de los periodistas sobre cuáles serán los siguientes pasos tras la autorización del artículo 155. Ante la cuestión de si todavía había algún tipo de margen para el diálogo, la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría ha contestado sonriente con un escueto "lo veremos".

Ya en la tribuna del Senado, Mariano Rajoy ha defendido la necesidad de aplicar el artículo 155 para salvar a Cataluña del "comportamiento anticonstitucional" de los políticos independentistas. Los senadores del PP, en amplia mayoría en la Cámara Alta, han aplaudido entregados la intervención del presidente.

Uno de los momentos más polémicos ha venidos precisamente por los aplausos que se han producido cuando Rajoy ha mencionado la intención de cesar a Carles Puigdemont y a todos los miembros del Govern.

"Esto no es la final del Mundial", ha comentado en los pasillos del Senado un dirigente político en referencia a la actitud de los senadores del PP. Hasta los partidos que han apoyado la aplicación del 155 han querido destacar la seriedad de la jornada y la situación extrema a la que se ha llegado por las decisiones de los dirigentes de la Generalitat. "Ha sido muy triste, parecía que estuvieran felices", apuntaba otra senadora.

El estado de ánimo en el PSOE se ha traducido en la retirada de la enmienda que establecía el freno del 155 en el caso de que Puigdemont convocara elecciones en el último momento. Las noticias que llegaban sobre el Parlament, cercenaban cualquier esperanza sobre esta salida.

Por su parte, el diputado del PDeCAT, Carles Campuzano, ha calificado la intervención de Rajoy como un "discurso bélico" y ha lamentado que el presidente del Gobierno no hubiera dejado abierta ninguna puerta para el diálogo.

"Hoy es un día triste. El Gobierno y el Senado han decidido en nombre de España sacrificar la libertad, la democracia y la propia Constitución", ha criticado en declaraciones a los medios de comunicación.

El grupo Unidos Podemos contestaba a los aplausos de los populares desde dentro del hemiciclo. "Ustedes ni aman a Cataluña ni aman a España, si no, no aplaudirían este desastre", ha apuntado el senador de En Comú Podem Oscar Guardingo.

Mientras continuaba el debate, el abarrotado pasillo y la cafetería próxima se ha convertido en lugar improvisado de tertulias y corrillos sobre los diferentes escenarios que se abren a partir de ahora.

Desde el Gobierno han insistido en que la aplicación de medidas no será automática, mientras que desde el PP han reconocido que una de las posibilidades que barajaban es que las discrepancias dentro de 'Junts pel Sí' hiciera fracasar la declaración unilateral de independencia.

Más o menos al mismo tiempo que estaba previsto el arranque del pleno en el Parlament de Cataluña, Mariano Rajoy, su equipo y varios miembros del Gobierno se han encerrado en el ala reservada al Ejecutivo durante más de una hora antes de irse a almorzar en un comedor privado. Desde allí han asistido al final del pleno del Parlament en el que se ha aprobado un proceso constituyente para una república catalana.

Poco tiempo después, el timbre del Senado llamaba a votar y los senadores y los mimebros del Ejecutivo han vuelto a ocupar sus escaños. No ha habido sorpresas en el resultado, que ha sido favorable a la autorización del artículo 155. La única excepción a la previsibilidad ha sido la decisión del ex president socialista José Montilla, que se ha ausentado del hemiciclo en el momento de votar, por su oposición a esta medida.

El ambiente al finalizar este debate ya no era el mismo. Tras la votación no se han escuchado aplausos y el Gobierno ha pasado del 'veremos' a mandar un mensaje de firmeza y tranquilidad.

"El Gobierno tomará las decisiones que corresponda para recuperar la legalidad. Le digo a todos los españoles y a todos los catalanes que estén tranquilos, que las cosas se harán bien, se harán con mesura y se harán con eficacia", ha transmitido Rajoy ante la prensa antes de abandonar el Senado.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.