www.diariocritico.com

Sánchez propone un polémico "impuesto extraordinario" a la banca para que sostenga las pensiones

Sánchez propone un polémico 'impuesto extraordinario' a la banca para que sostenga las pensiones
(Foto: PSOE)
martes 09 de enero de 2018, 12:52h

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, durante un desayuno informativo del Fórum Europa, anunció que su partido va a dedicar el presente año a elaborar y tratar de aprobar por vía parlamentaria 10 acuerdos de país, que responderán a los 3 principales retos de España: la desigualdad, la regeneración democrática y la recuperación económica. Pero, sobre todo, destacó una propuesta entre todas: un impuesto extraordinario para que la banca sostenga también el sistema público de pensiones.

Así las cosas, el primer acuerdo que propondrá el PSOE al resto de partidos será sobre pensiones. Los socialistas plantean derogar la contrarreforma del sistema público de pensiones del gobierno, que condena como han denunciado organismos internacionales, así como los sindicatos, a pérdidas medias de jubilación para las próximas generaciones de entre el 30-40% de su cuantía.

También propone abrir una senda de aumento salarial de trabajadores, autónomos, empleados públicos y un incremento del Salario Mínimo para elevar las bases de cotización y la recaudación de la Seguridad Social.

Y, como decíamos de manera destacada, quiere buscar nuevas fuentes de financiación complementaria a las cotizaciones. Y en este punto, el PSOE propondrá la creación de dos nuevos impuestos finalistas: el impuesto sobre transacciones financieras y un impuesto extraordinario para que la banca sostenga también el sistema público de pensiones.

Como ha explicado Sánchez, "si los españoles contribuyeron con el sudor de su frente al rescate de la banca, es justo que ahora sea la banca quien ayude a sostener el sistema de pensiones. Se trata de un gravamen exigido por organismos nada sospechosos de radicalidad como el FMI o la propia UE, y puesto en marcha también por gobiernos como el británico o el francés".

Educación, ciencia e industria

La segunda propuesta es sobre educación. En este punto Sánchez defendió "la educación pública, el buen hacer de nuestros maestros y maestras nunca debidamente reconocido ni social ni laboralmente, pues la mayoría son prisioneros de la precariedad e interinidad de muchos de sus contratos". Afirmó que "necesitamos estabilidad legislativa, haciendo posible un pacto educativo que pase página a la actual Lomce. Necesitamos suficiencia presupuestaria, reducir la ratio alumno profesor -hoy disparada-, luchar contra el fracaso escolar y apostar decididamente por la Formación Profesional en nuestro país".

En tercer lugar habló de un acuerdo de país por la ciencia y la industria. "Es preciso incrementar la inversión; promover medidas de retorno e incorporación de investigadores jóvenes y reforzar la gobernanza del sistema de I+D+i. En industria, el objetivo será situar su aportación en el 20% del PIB de la economía española en el plazo de diez años y también vamos a proponer que haya una la transición ecológica de nuestra economía, es decir, apostar decididamente –como no hace este gobierno- por las energías renovables".

Además de hablar de propuestas para política de agua, el ingreso mínimo vital, empleo digno, rescatar a los jóvenes, igualdad de género y la nueva financiación autonómica, habló también de un necesario pacto constitucional. Con un objetivo esencial: reconectar con la España de hoy. "Hay que enganchar a esta generación, a la nuestra, a la que no pudo votar la Norma Fundamental de 1978, en un proceso de regeneración democrática que necesita nuestro país", ha dicho Pedro Sánchez, para quien "no sólo tenemos que constitucionalizar nuevos derechos que en el 78 pudieron tener la consideración de meros principios rectores en su día, sino abordar medidas de regeneración como la eliminación de los aforamientos e incluso la reforma del sistema electoral".

En cuanto al método para llevar a cabo estos diez acuerdos, el líder socialista explicó que su partido dedicará los próximos meses a entablar una conversación con los colectivos sociales, para diseñar juntos esos acuerdos de país, cuya redacción culminará en el mes de mayo.

Posteriormente, esos acuerdos serán trasladados al ámbito parlamentario para allí buscar el mayor número de apoyos parlamentarios posible entre los meses de junio y diciembre. En caso de no encontrar los apoyos suficientes, los socialistas lo asumirán como parte del contrato que el nuevo PSOE firmará con la ciudadanía en las próximas contiendas electorales.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios