www.diariocritico.com

La amenaza más importante

lunes 05 de noviembre de 2018, 12:02h

"No estamos ni cerca de lo bien que estamos dentro de la UE". Es lo que afirma el manifiesto de 70 líderes empresariales británicos dirigido a la Primer Ministro respecto al borrador del acuerdo final para el Brexit. Detrás está el movimiento People´s Vote, que demanda un nuevo referéndum al que formalmente se oponen tanto Conservadores como Laboristas. Hay errores que se pagan caros. Y ojalá fuese un caso único.

El alejamiento de la Canciller alemana de la primera línea del proceso de integración europeo puede ser el preludio de un periodo de acoso a la UE en el que países tan importantes como Italia, pretendan revisar su relación con la Unión con la misma miope y peligrosa visión que llevó a importantes sectores de la población británica a defender el abandono de la UE. Consiste en interpretar la UE como un proyecto de colaboración que puede estrecharse o aflojarse a voluntad y no como un proceso de integración, que es como está concebido y bajo el que se construyó el euro. No es casual que el Presidente de la Comisión Europea, aprovechando los 25 años de la firma del Tratado de Maastricht que dio paso a la llegada del euro, recuerde que “Euro y Tratado son para siempre”.

¡Wow! ¡Son números increíbles! ¡Vote Republicano! @realDonaldTrump

La experiencia británica demuestra que abandonar la Unión no significa regresar a un mundo anterior ya inexistente. El actual está tejido sobre acuerdos y normas comunes desarrolladas para un tiempo diferente, haciendo imposible un paso atrás salvo que se esté dispuesto a poner en peligro la estabilidad política, económica y social. Y esa amenaza es la que tratan de reconducir sectores importantes de la sociedad británica.

Parece el Brexit asunto inglés, pero sería miope no ver en este proceso relativamente ordenado y único, la semilla del mal que puede destruir la Unión Europea, paraíso del bienestar cuya sostenibilidad está muy lejos de estar garantizada. Nacionalismo y populismo se alimentan en el rechazo a su particular interpretación de una UE que en realidad no existe. El Presidente de Francia, en horas muy bajas de popularidad aprovecha el centenario del final de la Gran Guerra –a las 11 horas del día 11, del mes 11 del año 18- para manifestar que mucho de lo que ocurre le recuerda al periodo de entreguerras: “Europa afronta un riesgo, el de desmembrarse por la lepra nacionalista...".

La llegada de líder francés trajo consigo una enorme carga de energía para el proyecto europeo. El euro, su termómetro más singular, se apreció con fuerza tras meses de languidecer y amenazar con volver a la paridad con el dólar. Han pasado 18 meses y nos acercamos al punto de partida. El paso atrás de la Canciller alemana deja al Presidente francés sin interlocutor y sin otra alternativa que esperar a la recomposición de fuerzas y confiar en lo que alumbren. Muy dañado el vínculo europeo con los EE.UU. la relación del euro con el dólar puede depararnos sorpresas difíciles de imaginar en este momento y no es fácil aventurar que sean a favor de la divisa única.

El martes se celebran elecciones legislativas en EEUU Como cada dos años, se renueva la totalidad de la Cámara de Representantes y 35 de los 100 senadores. Ambas tienen en este momento mayoría republicana, difícil de perder en el Senado y con posibilidades para los demócratas en la Cámara. Constituye la única amenaza importante para el dólar a corto plazo. Si el resultado refuerza el poder presidencial, también lo hará el dólar.

José Manuel Pazos

Consejero Delegado del Grupo Omega Financial Partners
www.omegafinancialpartners.com

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.