www.diariocritico.com
El consumo de drogas y la enfermedad mental
Ampliar
(Foto: Pixabay)

El consumo de drogas y la enfermedad mental

viernes 22 de marzo de 2019, 09:07h

Hace pocos días, conocimos la terrible noticia, dos menores han sido asesinados a manos, presuntamente por sus padres.

En los medios de comunicación se ha comentado la posibilidad de que la progenitora padezca esquizofrenia, además de consumir drogas. Desconocemos si dejó de tomar la medicación precisa, aun así, los comentarios que se han expuesto sobre lo que ha referido la progenitora en dependencias de la guarida civil, asombran desde el punto de vista psicológico y social.

Se han vertido en los medios de comunicación frases como: “lo hice porque era una orden de dios, una secta nos persigue y mi hijo está poseído por el diablo, los niños tienen que resucitar”. Estas frases, nos hacen sospechar de la presencia de una patología que esté aflorada. Si realmente padeciera esquizofrenia deberíamos afirmar que es una patología muy importante, pues perturba mentalmente y es crónica.

Por otra parte, si además de presentar ese diagnóstico, la madre de los menores consumió drogas, el escenario que nos encontramos es bastante peligroso. No podemos olvidar que el consumo de drogas como son las “setas alucinógenas”, provoca alucinaciones de cualquier tipo de modalidad. El efecto de las setas puede ser controvertido puesto que, depende de la personalidad y del estado de ánimo de la persona.

Con todo esto, es necesario comentar que desde el punto de vista de la psicología forense, debemos atender a la alteración psíquica que puede eximir de responsabilidad, pues la alteración engloba a todas aquellas patologías de carácter no transitorio con la suficiente entienda como para perturbar y afectar las capacidades cognitivas y volitivas y por tanto, repercute en la imputabilidad.

La esquizofrenia es una enfermedad tan importante que la persona puede verse a sí mismo como un extraño, lo que en psicología denominamos despersonalización. El pensamiento está afectando llegando a tener pensamientos incoherentes, mantiene cambios de humor. Las alucinaciones y los delirios son parte activa de esta enfermedad, presentan pérdida de capacidad asociativa por lo que el razonamiento se ve alterado. Las ideas delirantes afectan a su juicio, pues existe una separación de la personalidad. Por este motivo, se debe tomar la medicación pertinente para estabilizar los síntomas.
En definitiva, en este caso de Godella, hay que analizar muy meticulosamente todo lo acontecido para poder determinar están conservadas sus capacidades cognitivas y volitivas y por tanto, ser imputable.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.